Cómo cuidar de un falangero del azúcar

¿Eres el orgulloso nuevo dueño de un falangero del azúcar? Estos marsupiales pequeños son dulces, adorables y muy sociables; rasgos que los convierten en mascotas maravillosas. Los falangeros del azúcar son omnívoros, por lo que necesitan una dieta equilibrada de frutas, proteínas y grasa. Estos permanecen en una jaula alta con muchas ramas para treparse; sin embargo, les gusta salir y jugar tanto como sea posible. Aprende cómo brindar un ambiente agradable y seguro a tu falangero del azúcar.

Conoce las necesidades básicas de un falangero del azúcar

  1. Tómate un tiempo para establecer lazos afectivos con tu falangero. Una de las cosas más especiales de los falangeros del azúcar es su necesidad de socialización. Los falangeros son capaces de amar mucho y si pasas tiempo con ellos y los respetas, aprenderán a confiar en ti. Los falangeros forman lazos afectivos fuertes y pueden abatirse si el lazo se rompe. Antes de llevar a casa un falangero e iniciar el proceso de establecer lazos afectivos, asegúrate de querer mantenerlo durante toda su vida, lo que podría ser hasta 15 años.
    • Aunque algunos criadores solo venderán un falangero, a estos les va mejor en parejas o en colonias. Es mucho mejor adquirir dos falangeros si quieres mantenerlos felices y saludables.
    • Acurrucar a tus falangeros del azúcar y acariciarlos cuando estén adormilados en sus bolsas es una excelente forma de establecer lazos afectivos.
    • Otra técnica útil al momento de jugar es el "tiempo de tienda de campaña". Jugar con tus falangeros en una tienda de campaña les brinda la libertad para deambular sin tener que preocuparte por hacer una carrera loca para atraparlos antes de que acaben en algún lugar del cual no puedas convencerlos de salir.
  2. Encuentra un veterinario para animales exóticos. Al igual que los perros y gatos, los falangeros del azúcar se enferman de vez en cuando. Antes de llevar un par de falangeros del azúcar a casa, asegúrate de tener un veterinario en la zona que se especialice en el cuidado de los falangeros. Debes llevarlos para un chequeo una vez al año para asegurarte de que les vaya bien.
    • Considera castrar al falangero macho si se aparea con una hembra para evitar la endogamia.
  3. Ten cuidado con las enfermedades comunes que afectan a los falangeros del azúcar. Si se dan las condiciones adecuadas, los falangeros del azúcar serán mascotas que no necesiten mucho cuidado. Sin embargo, de vez en cuando se pueden enfermar por la falta de nutrientes esenciales, por no tener el tiempo de juego suficiente y otras causas. Si ves señales de que tus falangeros del azúcar no se sienten bien, llévalos al veterinario de inmediato. A continuación, las enfermedades comunes que los afectan:
    • La deficiencia de calcio, lo que puede causar parálisis y se previene siempre y cuando alimentes a tus falangeros con la dieta correcta.
    • Estreñimiento o indigestión
    • Las heridas abiertas por rasguñarse o por quedar atrapados en una parte afilada de la jaula
    • Los parásitos como las garrapatas, pulgas o gusanos
    • La obesidad debido a comer demasiados alimentos grasos
    • El estrés que se origina por una mala socialización
  4. Establece relaciones con otros dueños de falangeros en tu zona. Es muy divertido establecer relaciones con otros dueños de falangeros para compartir la alegría. Además, ellos pueden ser un gran recurso cuando tengas que hacer preguntas. Existen muchos foros y tableros de mensajes sobre los falangeros.
  5. Ten cuidado cuando saques a tus falangeros. Los falangeros del azúcar pueden salir a la calle una vez que establezcan un lazo afectivo contigo. Es poco probable que huyan, ya que te ven como el lugar seguro hacia el cual correr. Sin embargo, no saques a tus falangeros del azúcar si aún no han establecido un lazo afectivo contigo.
    • Mantén una actitud vigilante ante otras mascotas y ruidos fuertes que podrían asustar a los falangeros y hacerlos huir a un árbol o dentro del tubo del drenaje. Estos son fugitivos muy rápidos.

Prepara un hábitat

  1. Compra o construye una jaula de tamaño considerable. Una de las cualidades asombrosas que tienen los falangeros del azúcar es su capacidad para extender sus patas y planear por el aire. Para hacer esto en cautiverio, necesitan una buena jaula alta. Aunque muchos criadores te darán una jaula con su compra, podría no ser lo bastante grande. El tamaño mínimo de la jaula para un par de falangeros es 0,9 m (3 pies) de alto por 0,6 m (2 pies) de ancho con no más de 1,3 cm (1/2 pulgada) de espacio entre las barras. Si tienes espacio adicional, mientras más grande (y alta) sea, mejor. Existen varias fuentes para comprar jaulas en línea o puedes fijarte en tu tienda local de mascotas. Muchos dueños de falangeros construyen jaulas a la medida que se adaptan a las necesidades de su hogar.
    • Evita las jaulas de acero galvanizado, ya que pueden oxidarse y causar infecciones en el tracto urinario de los falangeros.
    • Asegúrate de que la jaula esté fabricada con una malla o que tenga barras horizontales que permitan trepar a los falangeros.
  2. Coloca la jaula en una bandeja grande revestida con un lecho de paja. Esto es útil para absorber los desechos y alimentos perdidos, y puedes cambiar fácilmente el lecho de paja cuando se ensucie. Una bandeja de plástico o de metal funciona a la perfección. Utiliza un lecho de papel como el de la marca Carefresh u otros lechos no tóxicos disponibles como almohadillas de cachorros o el lecho para gato de periódico de ayer. Cámbialo una vez a la semana aproximadamente.
    • No uses madera en general, ya que los aceites son muy fuertes para su sistema respiratorio. Los aceites en las maderas pueden causar problemas de salud en los falangeros del azúcar.
    • Si no quieres comprar un lecho de paja, puedes utilizar el periódico u otro material no tóxico de la casa.
  3. Proporciónales una bolsa. Los falangeros del azúcar son nocturnos y en su ambiente natural duermen en los árboles. Para replicar esa experiencia en cautiverio, coloca una pajarera de madera (hecha de madera segura para ellos como manzanita o eucalipto), o una bolsa de vellón con una abertura en el costado. Acóplala a un lado de la jaula con eslabones de plástico para fijarla a la malla o a las barras. Los falangeros podrán trepar a la caja o bolsa para descansar cuando lo necesiten.
    • Es importante asegurarte de que el nidal esté hecho de materiales no tóxicos. Una bolsa de vellón o de 100% algodón (solo por fuera) es una buena opción, o también es bueno una pajarera de manzanita no tratada, madera de manzano o de eucalipto. Siempre es bueno mejorar sus vidas y comprar ambas. Elige algo que no se adhiera a las uñas de sus patas, así que asegúrate de que las costuras estén ocultas.
    • Los cocos huecos son otra opción popular. Colócales más de uno para añadir algo de variedad.
  4. Añade juguetes y ramas seguras a la jaula. Los falangeros del azúcar son inteligentes y necesitan un ambiente cautivador. Necesitas estimular sus mentes con cosas interesantes para mirar, tocar, oler y trepar. Añade ramas a los lados de la jaula para replicar su entorno natural. La mayoría de los juguetes de niños son seguros para los falangeros, como los juguetes de plástico que se pueden comprar a los vendedores de falangeros del azúcar. Siempre asegúrate de tener una rueda sin una barra para que realicen el axel, ya que sus colas se pueden quedar atrapadas fácilmente en ellas; existen algunas marcas que son seguras, las ruedas marca Raptor y Stealth son las más populares. Considera alternar los juguetes y reordenar los elementos de la jaula de manera regular.
    • Revisa Internet para obtener ideas sobre cómo hacer el mejor hábitat posible para tus falangeros. Los foros sobre falangeros están llenos de grandes ideas para los juguetes y otras cosas interesantes para añadir a la jaula.
    • Si no se les estimula lo necesario, se deprimen. Esto puede generarles problemas de salud a largo plazo.

Alimenta a tu falangero del azúcar

  1. Bríndales una dieta saludable. Los falangeros del azúcar son nativos de Australia, donde viven con una dieta de savia, huevos de aves, lagartijas, insectos y otros alimentos silvestres. Preparar la comida para los falangeros del azúcar se parece más a alimentar animales en un zoológico que a abrir una bolsa de croquetas. Existen varios planes de dieta disponibles, como la dieta BML o la HPW original (ambas conocidas por sus siglas en inglés), que proporcionan una guía paso a paso para la alimentación de los falangeros. Todas estas dietas se acompañan de frutas y verduras cada noche. Asegúrate de seguirlas con exactitud, ya que si no lo haces, es posible que confundas las proporciones. Ambas ayudan a los falangeros a obtener el calcio que necesitan para evitar la desnutrición y la parálisis de sus perniles. Investiga un poco en línea para encontrar una que funcione para ti. Nunca alimentes a los falangeros solo con comprimidos, si bien son un buen bocadillo, no constituyen las totalidad de su dieta. Estos tienen muy pocas proteínas, así como rellenos.
    • Puede parecer como si la preparación de alimentos para los falangeros del azúcar necesite una gran cantidad de tiempo; sin embargo, una vez que te acostumbres, podrás preparar suficiente comida para toda la semana en un día. Lo importante es asegurarte de que les brindes la ración adecuada de proteínas, azúcares y grasas, y asegurarte de que tus falangeros reciban los minerales que necesitan para mantenerse saludables.
    • No alimentes a los falangeros del azúcar con comida para perro, para gatos u otros alimentos; ya que ello no implica que sea para falangeros del azúcar. Estas comidas no contienen la composición nutricional que los falangeros del azúcar necesitan para desarrollarse.
  2. Mantén los bocadillos a la mano. Los falangeros adoran los bocadillos y puede ser un gran recurso para establecer lazos afectivos. Uno de los más nutritivos es el que incluye gusanos de harina vivos. Al ver lo mucho que tu animalito los adora, podrás superar la repugnancia que te pueda generar (la mayoría de tiendas para mascotas vende pinzas de plástico).
    • Otros bocadillos incluyen fruta fresca, papaya seca sin sulfuro, coco seco sin sulfuro, gotas de yogur, nueces de pino (en cantidades limitadas), guisantes y "cosas para lamer" como yogur, puré de manzana o comida para bebés (las de delicia de piña y pollo con manzanas son las favoritas).
    • Cuando elijas los bocadillos, evita los edulcorantes artificiales, colorantes u otros ingredientes que no sean naturales.
    • Nunca alimentes a los falangeros del azúcar con azúcar simple, caramelos o chocolate, ya que les podrían causar problemas de salud.
  3. Coloca comida y agua en todo momento en la jaula. Coloca platos de metal para su comida y agua en la parte inferior de la jaula. Mantén el plato de agua lleno en todo momento; sin embargo, solo coloca una porción de comida por cada falangero del azúcar que tengas en lugar de llenar el plato hasta el borde. Es probable que tengas restos de comida al final del día; deséchalos y dales comida fresca a la mañana siguiente.

Consejos

  • Asegúrate de tener una jaula lo bastante grande para que tu falangero se extienda.
  • Los falangeros del azúcar son marsupiales, no ardillas. No los alimentes con nueces.
  • Verifica que los falangeros del azúcar sean mascotas legales y no los clasifiquen como especies exóticas en tu área. A veces, se les denomina "mascotas de bolsillo".
  • Considera la adopción. Muchas personas compran falangeros como "compras impulsivas" porque son muy lindos, después se arrepienten de esta decisión cuando se dan cuenta de la cantidad de trabajo que se requiere en su cuidado. A menudo, la adopción requerirá un poco de trabajo adicional para establecer un lazo afectivo y generar confianza, pero vale la pena.

Advertencias

  • Un falangero asustado muerde, pero esto parecerá más un pellizco que una mordida. No continúes haciendo lo que les asusta.
  • Las bolsas de plástico aterrorizan a los falangeros. Nadie ha determinado la razón, pero el falangero se asusta si las escucha.
  • Limita el consumo de frutas y no les des cualquier tipo de pomelo. La gran cantidad de ácido que contienen estos alimentos puede matarlos.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página