Cómo usar cera para cabello

La cera o pomada es un producto para peinarse el cabello que se ha usado durante muchas décadas para lograr muchos peinados diferentes. Las ceras tradicionales están hechas a base de aceite y son muy grasosas, pero ahora existe una cera más moderna hecha a base de agua que es más fácil de lavar y le da al cabello una fijación más ligera. Sin importar si quieres tener el cabello peinado hacia atrás, el cabello brillante, desordenado pero peinado o en puntas, la cera es una excelente elección para lograr el estilo y hacer que dure todo el día.

Elegir la cera adecuada

  1. Elige entre la cera a base de aceite o a base de agua. La cera hecha a base de aceite es la opción más tradicional, pero la que está hecha a base de agua es un poco más popular. La opción que elijas dependerá del estilo que quieras darle a tu cabello.
    • Las ceras hechas a base de aceite tienden a ser un poco más económicas que las ceras a base de agua. Le dan al cabello un estilo mucho más grasoso y brillante que las ceras a base de agua y por lo general, proveen una fijación más fuerte. El aspecto negativo es que las ceras a base de aceite son insolubles en agua, por lo que no se lavan solo con agua. También es difícil eliminarlas al lavarte el cabello con champú. Existen algunos champús desengrasantes, pero pueden quitarle al cabello sus aceites naturales.
    • Las ceras a base de agua son mucho más fáciles de usar, pero son un poco más costosas. Este tipo de cera te da un aspecto similar al de las ceras a base de aceite, pero se lava con agua. Las ceras a base de agua no son tan fuertes como las ceras a base de aceite, pero mantendrán la fijación y la flexibilidad para cambiar el estilo durante el día.
  2. Usa una cera mate, una cera brillante o una mezcla de ambas. El brillo de una cera determina la cantidad de brillo que tendrá el cabello. Puedes elegir el estilo de cera según el peinado que te vayas a hacer o puedes elegir una con base en el tipo de cabello que tengas.
    • Una cera mate tiene menos brillo y es mejor para el cabello que tiende a ponerse grasoso rápidamente con la cera.
    • Una cera brillante tiene mucho más brillo y sería ideal para una persona que tenga el cabello seco.
    • Puedes mezclar una cera mate con una cera brillante para crear tu propio equilibrio perfecto.
  3. Decide la fijación que necesitas. Las ceras se venden con diferentes fuerzas, lo cual le dará al cabello una fijación diferente. Investiga sobre las diferentes marcas de cera para averiguar si proporcionan una fijación ligera, media o fuerte.
    • Si nunca antes haz usado una cera, empieza usando una que te dé una fijación ligera. Esto te permitirá tener una idea de cómo peinarte el cabello y te permitirá cambiar el peinado durante el día.
    • Las ceras que proporcionan una fijación ligera son suaves y las que proporcionan una fijación más fuerte son más rígidas.
    • Si tienes el cabello grueso, puedes elegir una fijación media o fuerte.
    • Trata de comprar varios tipos diferentes de cera para encontrar la que funcione mejor para tu cabello.

Aplicar la cera

  1. Lávate el cabello. La cera se adhiere mejor al cabello limpio, así que debes lavarte el cabello antes de tratar de peinarlo con la cera. Lávate el cabello con champú para empezar con el cabello fresco y limpio.
  2. Mantén el cabello húmedo. La cera luce mejor cuando se usa con el cabello ligeramente húmedo. Después de lavarte el cabello, sécalo ligeramente con una toalla antes de peinarlo. El cabello debe quedar ligeramente húmedo, pero no completamente mojado. Esto permitirá que la cera se mezcle en el cabello con facilidad y lucirá muy bien cuando se seque.
  3. Aplica una cantidad del tamaño de una moneda pequeña en las yemas de los dedos. Cuando se trata de la cera, basta con usar un poco, así que empieza con una cantidad muy pequeña. De todos modos, tienes la opción de agregar más después. Aplica una cantidad de cera del tamaño de una moneda pequeña en los dedos y frota los dedos juntos para extenderla a todas las yemas de los dedos.
    • Si usas una cera muy rígida, es posible que tengas que calentarla para poder usarla. Usa un secador de cabello para aplicarle aire tibio a la cera durante unos segundos para que se caliente y se suavice.
  4. Pasa los dedos por el cabello donde quieres aplicar la cera. Pasa los dedos por el cabello desde cerca de las raíces hasta las puntas para aplicar la cera de manera uniforme en el cabello. Si solo quieres aplicar la cera en las puntas, tira con suavidad de las mismas para aplicarles la cera.
    • Asegúrate de no aplicar la cera en el cuero cabelludo. Esto hará que tu cabello luzca muy grasoso y no es bueno para los aceites naturales del cuero cabelludo.

Peinar el cabello corto

  1. Péinate el cabello en punta. Coloca una pequeña cantidad de cera en las yemas de los dedos para aplicarla en las puntas del cabello. Usa el pulgar y los demás dedos para tirar con suavidad de las puntas del cabello hacia la dirección donde quieres que queden en punta. Sigue haciéndolo hasta que tengas en punta la cantidad de cabello que quieres para el peinado que hayas elegido. Asegúrate de aplicar la cera solo en las puntas del cabello.
    • Trata de dejar en punta la parte frontal hacia adelante y aplanar los lados para lograr un peinado esmerado.
    • Coloca en punta el cabello de la parte superior de la cabeza para lograr un peinado divertido y que te dé más altura.
  2. Crea un estilo despeinado. Los estilos despeinados están muy de moda y son peinados excelentes que puedes probar. Coloca una cantidad de cera del tamaño de una moneda pequeña en tu mano y frótala en las yemas de los dedos. Pasa los dedos por el cabello para aplicar la cera. Empieza cerca de las raíces y lleva los dedos hacia las puntas del cabello, desplazándolos hacia arriba. Despeina suavemente el cabello con los dedos, moviéndolos de lado a lado y de adelante hacia atrás.
    • No existe una forma correcta de lograr un estilo despeinado, así que sigue probando hasta que logres un estilo que te guste.
    • Trata de no usar demasiada cera para que el cabello no luzca extremadamente grasoso al final.
  3. Péinate el cabello hacia atrás. Cepíllate el cabello para deshacer los nudos que pueda tener. Aplícate una cantidad pequeña de cera en el cabello y frótala con las yemas de los dedos. Pasa los dedos por el cabello para aplicar la cera. Mueve los dedos desde cerca de las raíces hacia las puntas, tirando con suavidad del cabello hacia la parte de atrás de la cabeza. Repite el procedimiento hasta que todo el cabello quede en dirección hacia la parte de atrás de la cabeza. Usa la palma de la mano para aplanar el cabello hacia atrás, empezando cerca de la línea del cabello y pasándola hacia la parte de atrás de la cabeza.
    • También puedes aplanar la parte frontal del cabello hacia atrás y dejar los lados del cabello hacia abajo para lograr un estilo diferente.
    • Para mantener el cabello peinado hacia atrás durante todo el día, puedes usar una cera de fijación media o fuerte.

Peinar el cabello largo

  1. Separa las capas. Puedes usar la cera para crear estilos únicos con el cabello largo y en capas. Aplica una cantidad pequeña de cera en las yemas de los dedos para empezar. Aplica la cera en la parte inferior de una capa del cabello para levantarla y separarla de las otras.
    • Lleva hacia arriba la capa del cabello que estás manipulando.
    • Aplica suavemente con las yemas de los dedos una cantidad pequeña de cera en la parte inferior del cabello, desde cerca de las raíces hasta una distancia de 2,5 a 5 cm (1 a 2 pulgadas).
    • Con cuidado, deja que el cabello caiga de nuevo en la cabeza y debe quedar un poco despegado de la capa inferior del mismo.
  2. Aplana hacia atrás una cola de caballo o moño. Hazte una cola de caballo o moño y sujétalo con una goma elástica. Aplícate una cantidad pequeña de cera en las manos y en las yemas de los dedos. Aplana suavemente el cabello pasando las manos sobre el mismo desde la línea del cabello hasta la cola de caballo. Aplana todos los cabellos sueltos con las manos.
  3. Doma el cabello encrespado y oculta las puntas abiertas. Puedes usar la cera para domar los cabellos sueltos y encrespados y ocultar las puntas abiertas que puedas tener. Usa solo una cantidad pequeña de cera para lograr este estilo sin que el cabello luzca grasoso.
    • Para domar los cabellos sueltos y encrespados, aplica una cantidad pequeña de cera en las yemas de los dedos y aplánalos con suavidad en la dirección hacia donde está el resto del cabello.
    • Para ocultar las puntas abiertas, toma una cantidad pequeña de cera con las yemas de los dedos y luego aplícala suavemente en las puntas del cabello para aplanar las puntas abiertas del resto del cabello. Hazlo en secciones muy pequeñas para que luzca más natural.

Consejos

  • Compra varios tipos diferentes de ceras y pruébalas en tu cabello para averiguar cuál funciona mejor para ti.
  • Lava la cera del cabello en la noche para asegurarte de que no manche la ropa de cama.
  • Vístete antes de peinarte con la cera para no correr el riesgo de manchar la ropa.

Advertencias

  • No uses la cera todos los días para peinarte. Si la usas demasiado, pueden taparse los poros del cuero cabelludo y de la frente y causar brotes de acné. Este es un padecimiento llamado acné producido por la cera.
  • Empieza con una cantidad muy pequeña al peinarte con la cera, ya que con un poco es suficiente. Puedes agregar más si lo necesitas después. El exceso hará que el cabello luzca grasoso y sucio.
  • Ten cuidado al usar las ceras más rígidas porque son extremadamente pegajosas y muy difíciles de eliminar de las cosas.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página