Cómo resolver cualquier problema de física

¿No tienes ni idea de por dónde empezar un problema de física? Aquí te daremos un simple y lógico proceso para resolver cualquier problema de física.

Pasos

  1. Cálmate. ¡Solo es un problema, no es el fin del mundo!
  2. Lee el problema una vez. Si es un problema largo, léelo y ve comprendiéndolo en partes hasta que entiendas de lo que trata.
  3. Dibuja un diagrama. El problema será mucho más sencillo una vez que esté dibujado. Lo ideal es dibujar un diagrama, pero incluso si dibujas lo que te imaginas (como una tabla), podrás resolver el problema fácilmente. En los exámenes suelen dar puntos por dibujar el diagrama de manera correcta. Una vez que termines, intenta hacer que el diagrama cobre vida, como en una película. Esto no es realmente necesario, pero te dará un claro entendimiento de lo que el problema trata.
  4. Haz una lista de todas las variables que te den y colócalas a un lado del diagrama bajo la categoría “Conocidas”. Por ejemplo, si te dan dos velocidades, etiqueta la primera como “V1 = valor dado” y luego escribe la segunda como “V2 = valor dado”.
  5. Busca las variables desconocidas. Pregúntate: “¿Qué voy a resolver?” y “Cuáles son las variables desconocidas en este problema?”. A un lado, haz una lista de todas esas variables bajo la categoría “Desconocidas”.
  6. Escribe la fórmula que creas es aplicable a ese problema. Si puedes ver las ecuaciones que no recuerdes exactamente y pienses que puedan aplicar en el problema, hazlo y escríbelas.
  7. Escoge la fórmula correcta. Hay veces en las que puede haber diferentes fórmulas para el mismo conjunto de variables y podrías confundirte al momento de elegir una. Por lo tanto, cuando memorices una fórmula, también recuerda las condiciones en las que funcionan (condiciones en las que la fórmula puede aplicarse). Por ejemplo: “- v = u + at” solo puede aplicarse cuando la aceleración es constante. Así que en una pregunta donde la aceleración varía, necesitarás usar otra ecuación. Esto también te ayudará a entender el tema en general .
  8. Resuelve las ecuaciones. Toma la fórmula e intenta resolver una variable, de una en una. Resuelve cada variable que esté en la categoría “Desconocidas”. Primero, intenta resolver las variables que puedas determinar fácilmente.
  9. Repite el paso anterior hasta que sepas el valor de cada variable. Si no puedes con una, prueba con las demás antes y luego regresa a ella cuando tengas más información.
  10. Encierra en un círculo, en un cuadro o subraya tu respuesta para que tu trabajo se vea limpio.

Consejos

  • Se dice que el material es como una pirámide: la nueva información se basa en la información anterior. Podríamos ampliar un poco más ese dicho diciendo que “el material está establecido como una pirámide hecha de viñas; la información se basa en otra y se va entretejiendo. No veas cada tema como un bloque aislado: cada uno se mezcla con otro para ir creciendo en un tema completo”.
  • Intenta entender el problema primero.
  • Muchas personas afirman que si dejan un problema difícil por un tiempo y luego regresan a él después, se dan cuenta de que regresan con una nueva perspectiva y a veces pueden encontrar la respuesta fácilmente.
  • Si estás en un examen de física, intenta mascar chicle o comer palomitas de maíz para calmar tus nervios. Literalmente te estarás “comiendo” tus nervios.
  • Si un problema se te hace difícil, intenta hacer otros más fáciles del mismo tema. Quizá encuentres una forma para resolverlo.
  • ¡Mantén una actitud positiva! Si te sirve, ponte a soñar despierto un poco. Esto te ayudará a relajarte y te enfocarás más en el problema.
  • Recuerda: la parte física del problema es averiguar qué vas a resolver, dibujar el diagrama y recordar la fórmula. El resto es usar tu conocimiento de álgebra, trigonometría o cálculo, dependiendo de la dificultad del curso.
  • ¡Resuelve las variables! Si averiguas cómo resolver el problema con puras variables, podrás regresar y colocar los valores de las variables. Si solo escribes la fórmula con números, podrías equivocarte al momento de usar la calculadora. Recuerda que los números son inexactos, las variables no.
  • Si tienes problemas resolviendo el problema, no pasa nada si pides ayuda. Consigue ayuda si lo necesitas. Para eso está el maestro, incluso si crees lo contrario. O pídele ayuda a un amigo o compañero, porque quizá tengan una diferente perspectiva a la tuya que puede hacer que se te prenda el foco. Si puedes, intenta entender su línea de razonamiento e intenta averiguar qué es lo que te falta y por qué. Luego ya sabrás qué hacer y así podrás mejorar.

Advertencias

  • La física no es una materia fácil, así que no te estreses mucho si no puedes resolver un problema.
  • Si tu maestro te pide que dibujes un diagrama, asegúrate de que sea eso lo que dibujes.

Cosas que necesitarás

  • Algo con qué escribir (de preferencia un lápiz o una pluma que puedas borrar).
  • Papel.
  • Calculadora con todas las funciones que necesites para tu examen.
  • Un entendimiento de las ecuaciones que necesitas para resolver los problemas, o una lista de ellas si solo vas a intentar pasar la materia.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página