Cómo preparar galletas de molde

Todos disfrutan preparar y decorar galletas usando moldes. Pocas personas se dan cuenta que hornear estas galletas es casi tan fácil como comerlas.

Pasos

  1. Reúne los ingredientes.
  2. Mezcla la harina y la sal en un tazón mediano y déjala a un lado.
  3. Bate el azúcar y la mantequilla en un tazón grande a velocidad media hasta que consigas una mezcla esponjosa. También puedes batir a mano con una cuchara de madera.
  4. Bate en esta mezcla los huevos y la vainilla.
  5. Agrega gradualmente la mezcla de la harina y bate a velocidad baja hasta que logres una mezcla heterogénea.
  6. Divide la masa a la mitad.
  7. Envuelve cada parte en una envoltura para alimentos de plástico.
  8. Refrigera la masa por lo menos 30 minutos.
  9. Precalienta el horno a 180° C o 350° F.
  10. Engrasa varias charolas para galletas.
  11. Espolvorea harina sobre una mesa o cualquier superficie plana.
  12. Toma una de las partes y quítale el envoltorio.
  13. Aplana la masa sobre la mesa usando un rodillo para amasar; también puedes usar un objeto redondo sin poros.
  14. Corta figuras de la masa.
  15. Pon las galletas sobre las charolas.
  16. Hornea de 12 a 15 minutos o hasta que las orillas se vean un poco doradas.
  17. Repite lo mismo con la otra parte de la masa.
  18. Saca las galletas del horno y déjalas enfriar completamente.
  19. Decora las galletas.
  20. Disfruta.

Ingredientes

  • 2 1/4 tazas de harina.
  • 1/4 cucharadita de sal.
  • 1 taza de azúcar.
  • 3/4 taza ó 1 1/2 barras de mantequilla sin sal.
  • 1 huevo.
  • 1 1/2 cucharaditas de extracto de vainilla.
  • glaseado.
  • rodillo o palo para amasar.

Consejos

  • Usa mantequilla sin sal . Esto es extremadamente importante. Las galletas se arruinarán si se usa mantequilla salada.
  • Cuando batas la mantequilla y el azúcar, usa una batidora eléctrica (empezando por la velocidad más baja) o usa un tenedor para volver cremosa la mantequilla y el azúcar. Volver cremosa significa combinar la mantequilla y el azúcar con el tenedor, haciendo un puré.
  • Pon un poco de harina en los moldes, esto evitará que la masa se pegue al cortarla.
  • Lávate las manos y amarra tu cabello antes de trabajar en la cocina. Nadie quiere sorpresas desagradables.
  • No intentes hacer tu propio glaseado a menos que realmente sepas cómo hacerlo. No vale la pena el esfuerzo.
  • Usa un tenedor en vez de una cuchara para mezclar la harina y la sal. Los dientes del tenedor ayudan mejor a mezclar estos ingredientes.
  • Si es tu primera vez, no uses moldes muy elaborados (por ejemplo, copos de nieve) porque la masa se quedará pegada en los moldes.
  • Aplana la masa con un grueso de aproximadamente 1/4 de pulgada (es mucho más grueso de lo que uno se imagina).
  • Una vez que agregues la harina a la mezcla, deja de usar la batidora. Si no haces esto, cortarás la masa. Usa una cuchara de madera y bate a mano; quedará mucho mejor.

Advertencias

  • No uses la mantequilla recién sacada del refrigerador. Deja que se quede afuera por un tiempo hasta que esté a temperatura ambiente .
  • No hornees las galletas por mucho tiempo. Si es así, las galletas se quemarán o tostarán demasiado, sin mencionar cómo quedará la charola.
  • No intentes poner glaseado en las galletas antes de que se enfríen. El glaseado o betún se derretirá y las galletas se estropearán.
  • No agregues demasiada sal a la masa. Esto arruinará todas las galletas.
  • No uses imitación de extracto de vainilla. Seguramente es más barato pero a veces esto es contraproducente.
  • No intentes volver cremosa la mantequilla poniéndola en el horno de microondas. El hacer eso sólo derretirá la mantequilla.
  • No olvides refrigerar la masa. Si no lo haces quedará pegajosa.

Cosas que necesitarás

  • Tazón.
  • Batidora eléctrica.
  • Cuchara para mezclar de madera.
  • Charolas para galletas.
  • Harina extra para aplanar la masa.
  • Rodillo o palo para amasar.
  • Moldes para cortar galletas.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página