Cómo darle forma a tu cabello de la noche a la mañana

Estruja tu cabello para darle forma y textura de un día para otro y consigue la apariencia sexy que da el cabello ondulado y desordenado. Prueba este método para obtener un peinado fácil y espléndido sin dañar tu cabello con una rizadora o pasar horas colocándote ruleros. Si duermes con el cabello estrujado de cierta forma, podrás ahorrar tiempo por la mañana y conseguirás unos rizos de apariencia natural.

Estrujar tu cabello con productos para peinar

  1. Estruja tu cabello. Este método consiste en, precisamente, estrujar tu cabello como lo harías con un pedazo de papel. Divide tu cabello en secciones, y trabaja en cada una por separado. Con fuerza, sujeta cada sección y estrújala hacia la raíz. Este método sirve para crear rizos y ondas y para darle volumen a tu cabello. Empléalo cuando utilices productos para peinar.
    • Coloca tu cabeza hacia abajo mientras estrujas tu cabello para darle más volumen. En esta posición, continúa trabajando desde las puntas hasta las raíces.
  2. Utiliza una espuma para darle más volumen a tu cabello mientras lo estrujas. Este tipo de producto es ideal para darle forma al cabello, ya que es ligero, funciona como un fijador, es fácil de controlar y le da una gran cantidad de volumen a tu cabello. Coloca una pequeña cantidad del producto en la palma de tu mano y frota tus manos. Luego, aplica la espuma a tu cabello, desde las puntas hasta las raíces, y estrújalo hacia arriba.
  3. Utiliza una crema para cabello ondulado si deseas que tus rizos no se encrespen. Si tu cabello suele encresparse cuando se seca, quizá sea mejor que emplees una crema para crear ondas. Lo ideal es aplicarla de forma pareja en el cabello húmedo. Vierte una pequeña cantidad del producto en la palma de tu mano. Luego, frota el producto entre tus manos y empieza a estrujar tu cabello, desde las puntas hasta las raíces.
    • Por otro lado, si tu cabello no se encrespa, será mejor que evites utilizar este tipo de productos, ya que podrían añadirle más peso.
  4. Utiliza un aerosol o gel fijador si lo necesitas. Algunos tipos de cabello no se mantienen rizados por mucho tiempo. Si este es tu caso, puedes utilizar aerosol o gel fijador para prolongar la duración del peinado. Aplica todos los productos adicionales antes de utilizar una capa final de aerosol o gel.
    • Debes aplicar el aerosol en tu cabello justo antes de estrujarlo para darle forma de un día para otro.
    • Si vas a utilizas un gel, aplícalo a tu cabello luego de emplear todos los productos adicionales que necesites. Coloca una pequeña cantidad de gel en la palma de tu mano, frótalo entre ambas manos y aplícalo a tu cabello mientras lo estrujas.
    • Recuerda que no hay problema con aplicar una gran variedad de productos para peinar a tu cabello. Pero ten en cuenta que debes utilizar cantidades pequeñas. De lo contrario, los productos le añadirán más peso a tu cabello y no obtendrás el resultado deseado.

Sujetarte el cabello de un día para otro

  1. Sujétate el cabello en un moño. Esta es la manera más fácil de estrujar tu cabello para darle forma de un día para otro, ya que solo necesitas un elástico (o unos cuantos, si tu cabello es grueso o si tiene varias capas). A la mañana siguiente, luego de dormir con el cabello sujetado en un moño, este tendrá rizos y más volumen.
    • Si decides hacerte solo un moño, junta tu cabello hacia atrás, como si fueras a sujetarlo en una cola de caballo. Otra opción sería colocar tu cabeza hacia abajo, estrujar tu cabello y sujetarlo en un moño. Mientras más desordenado sea, más volumen y rizos obtendrás, así que procura no arreglar tu cabello si no se ve parejo. Estruja tu cabello de modo que puedas sujetarlo todo en un moño desordenado con el elástico.
    • Si decides hacerte varios moños, primero divide tu cabello en secciones. Toma cada sección, estrújala y sujétala en un moño. No te preocupes por dividir las secciones de forma pareja; solo asegúrate de sujetar todo el cabello en alguno de los moños.
    • No dejes ningún mechón suelto. Si tienes flequillo, utiliza un gancho para sujetarlo sin apretar demasiado. Así le darás un poco de volumen.
  2. Aplasta tu cabello. Este método consiste básicamente en estrujar tu cabello contra tu cabeza y sujetarlo con una camiseta o una bufanda. Si no sabes cómo hacerlo, revisa el siguiente artículo: Cómo hidratar tu cabello recogiéndolo. Este método también sirve para darle forma al cabello de un día para otro.
  3. Utiliza ganchos para el cabello. Estos sirven para sujetar el cabello estrujado y dan como resultado una apariencia bastante natural. Estruja tu cabello contra la parte superior de tu cabeza y utiliza ganchos grandes para sujetarlo. Dependiendo de cuánto cabello tengas, podrías necesitar entre 1 o 4 ganchos.
    • Ten en cuenta que los ganchos podrían incomodarte al dormir, así que colócalos en una posición estratégica. Es buena idea tratar de sujetar todo el cabello estrujado en la parte superior de tu cabeza, de modo que los ganchos no te lastimen al estar echada.

Hacerte un peinado

  1. Suéltate el cabello. Luego de estrujar tu cabello para darle forma de un día para otro, es momento de soltarlo. Con cuidado, retira los elásticos o la bufanda y deja que el cabello caiga de forma natural. Lo más probable es que se vea desordenado, así que tendrás que peinarlo para obtener la apariencia que quieres.
  2. No cepilles ni peines tu cabello. Con suavidad, utiliza tus dedos para desenredar cualquier nudo o área que esté demasiado desordenada, pero trata de no peinarte por completo. Ten cuidado de no jalar demasiado tu cabello, ya que de lo contrario podría perder los rizos o el volumen obtenido.
  3. Utiliza un producto fijador para que tu peinado dure todo el día. Dale los toques finales a tu cabello con un aerosol fijador, un producto para que no se encrespe o un aerosol para darle brillo. No utilices productos que le den más peso, como cremas o pomadas, ya que estas harán que tu cabello pierda la forma.
    • La mejor manera de hacerlo es colocar tu cabeza hacia abajo, verter el producto de tu elección en las palmas de tus manos y empezar a estrujar tu cabello, desde las puntas hasta las raíces.
    • Si vas a utilizar un fijador en aerosol, coloca tu cabeza hacia abajo y luego aplica el producto.

Preparar tu cabello

  1. Lávate el cabello. Consigue un champú y un acondicionador que funcionen bien para tu tipo de cabello. Para obtener los mejores resultados al estrujar tu cabello para darle forma, es mejor utiliza un champú y un acondicionador para dar volumen.
    • Recuerda no aplicar el acondicionador en las raíces. De lo contrario, el cabello pesará más y perderá volumen. Aplica el acondicionador a las puntas para mantenerlas saludables y humectadas.
    • Enjuaga tu cabello con agua fría. Luego de lavar tu cabello con agua tibia, es buena idea enjuagarlo con agua fría antes de salir de la ducha. De esta manera, el cabello se mantiene humectado y tiene más brillo y rizos definidos.
  2. No te laves el cabello todos los días. Es mejor no lavarlo a diario, ya que esto puede quitarle los aceites naturales que mantienen tu cabello y cuero cabelludo saludables. Lo más recomendable es dejar por lo menos un día entre cada lavada.
    • Algunos tipos de cabello necesitan más lavadas que otros. Por ejemplo, si tu cabello es muy delgado y grasoso, quizá necesites lavarlo más seguido. Intenta lavarte solo con champú y utiliza el acondicionador cada dos lavadas.
    • Si tienes cabello seco, lávalo con menor frecuencia. De esta manera, los aceites naturales podrán humectar tu cabello. Intenta utilizar el acondicionador cuando lo laves y utiliza el champú solo cada dos lavadas.
  3. Sécate el cabello. Utiliza una camiseta de algodón o una toalla de microfibra para secar tu cabello. Pero en lugar de frotarlo vigorosamente, es mejor darle pequeños toques. Esta técnica consiste en tomar pequeñas secciones de cabello y presionarlas entre la toalla para absorber el agua. Utilizar una toalla para secarte el cabello puede hacer que se encrespe y se enrede. Por ello, se sugiere utilizar un material más suave y con menos textura. Asimismo, ten en cuenta que si vas a estrujar tu cabello para darle forma, lo ideal es que este esté húmedo, no mojado.
  4. No te cepilles el cabello al salir de la ducha. Si cepillas tu cabello mientras está mojado, las ondas que quieres conseguir no quedarán bien definidas. Lo que debes hacer es utilizar tus dedos o un peine de dientes separados para desenredar tu cabello. No hay ningún problema si quedan algunos nudos o marañas sueltas, ya que contribuirán a la apariencia que quieres conseguir al estrujar tu cabello.
    • Cepillar el cabello mojado puede hacer que este se quiebre. Ten en cuenta que el cabello se encuentra en su estado más frágil cuando está mojado. Si lo cepillas en ese momento, podrías estirarlo y hacer que se quiebre. Siempre utiliza tus dedos o un peine para peinar el cabello mojado, incluso si no lo vas a estrujar para darle forma.
  5. Utiliza una secadora de cabello. Este paso no siempre es necesario, pero se recomienda que lo hagas si tu cabello suele demorar mucho en secarse. Si tu cabello es delgado o fino, no hay necesidad de emplear una secadora. Por otro lado, si es grueso, quizá sea necesario que sí la utilices para acelerar el proceso de secado. No tiene que quedar completamente seco, pero tampoco deben gotear las puntas. La idea es que esté ligeramente húmedo cuando apliques el producto para darle forma durante la noche.

Consejos

  • Si quieres conseguir una apariencia menos desordenada, intenta trenzar tu cabello y dejarlo así de un día para otro. Aplícale un producto para peinar, al igual que con los métodos mencionados anteriormente, pero en lugar de sujetarlo en un moño, haz entre 2 y 4 trenzas (dependiendo del grosor de tu cabello).
  • Si quieres darle forma inmediatamente, espera media hora luego de darte un baño y aplícale espuma a tu cabello. Luego, utiliza el difusor de la secadora de cabello para darle forma mientras lo secas. De esta manera, tu cabello se secará con la textura del cabello estrujado.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página