Cómo sentirse de maravilla

Si deseas sentirte lleno de energía, extrovertido, feliz y ser esa persona que ilumina la vida de los demás, todo lo que debes hacer es trabajar en una mentalidad positiva, conquistar tu cuerpo y empezar a vivir esa vida asombrosa que estás destinado a vivir.

Desarrolla una mentalidad asombrosa

  1. Di la verdad. ¿Cuántas veces maquillaste la verdad hoy? Quizás no se trató de una gran mentira, pero no admitiste cómo te sentías “realmente”. ¿Sabes qué sentirías si lo hicieras? Te sentirías asombroso.
    • En lugar de decir “Sí, me encantaría salir contigo esta noche”, o “Claro, la pizza es una buena idea”, di “No, preferiría quedarme en casa esta noche”. Luego, ordena comida china para ti. En otras palabras, permanece firme y defiende lo que “en realidad” piensas y deseas. Al hacerlo, te sentirás increíblemente libre.
    • Es importante encontrar el balance entre decir la verdad y evitar herir los sentimientos de alguien más. Di la verdad, pero de una manera delicada y diplomática. Si estás enojado con algún amigo y te pregunta qué sucede, díselo. Puedes decirle algo como "La conversación que tuvimos hace algunos días realmente me hizo sentir enojado. Necesito estar solo por algún tiempo". Eso es todo lo que debes hacer y además es algo con lo que no se puede discutir.
  2. Vive el momento. Esta es una de las cosas más fáciles de hacer y, sin embargo, algo que nunca hacen las personas. Todos se estancan en el pasado, en sus fracasos, en las personas que los hirieron y en cómo hubieran podido hacer algo mejor y, aun así, no lo hicieron. Para permanecer alejado de ese círculo de autoculpa, permanece en el ahora. Concéntrate en el presente. Esto es todo lo que realmente experimentarás.
    • Cuando te des cuenta de que estás pensando en el pasado, aplica tu concentración. ¿Piensas en lo terrible que te fue en ese partido de fútbol y en cómo te perdiste ese último gol? Detente ahí mismo. Piensa en la práctica de hoy y en cómo vas a mejorar. Vivir en el pasado hará que te vaya aún peor.
  3. Piensa en todo lo que tienes. Cuando has vivido un día en el que sentirte asombroso es muy difícil, recuéstate en tu silla y piensa en lo asombrosa que es la vida. Si te es difícil pensar en algo específico, empieza por tus ojos, tus brazos y tus piernas. ¡Seguramente te harían falta si no los tuvieras!
    • Piensa en tus amigos, familiares, habilidades y logros. ¡También puedes pensar en el hecho de que tienes Internet! La vida es bastante buena.
    • Piensa en el mundo. ¿Qué tan asombroso es lo que tienes frente a ti? La vida en forma de humanos, animales, árboles, agua, el sol… este pequeño planeta azul es increíble, ¡y tú eres una parte de él!
  4. Cambia tu diálogo interno. La mayoría de personas tienen esa voz en su cabeza que siempre habla en el momento menos indicado y les dice que son tontas, feas, o que no merecen lo que tienen. A veces, es posible luchar contra esa voz, pero a veces no. Sin embargo, mientras más practiques tener pensamientos positivos y conciencia sobre ti mismo, esto se volverá más fácil.
    • Afortunadamente, tú controlas tu mente. Solo tú puedes cambiar tu diálogo interno. Una vez que lo hagas, la confianza, la alegría y las vibras asombrosas fluirán solas. Haz un esfuerzo por hacer que tus pensamientos sean positivos. Podrías empezar por concentrarte en lo que tienes.
  5. Siéntete mal de vez en cuando. Esto podría sonar tonto, pero es verdad: no te puedes sentir bien sin sentirte mal. Asimismo, es poco realista esperar lo contrario: nadie se siente asombroso el 100% del tiempo. De modo que, si quieres sentirte mal, simplemente hazlo. Cuando empieces a sentirte bien (lo que sí sucederá), te sentirás muchísimo mejor.
    • ¿Te ha pasado que has comido pizza toda tu vida y luego un día comes una pizza en especial que te hace darte cuenta de que nunca antes habías comido una pizza deliciosa hasta ese día? Así es como sucede. Si no fuera por esas pizzas mediocres, no tendrías idea de cuán deliciosa es esta pizza en realidad. Ahora ya sabes qué pizza ordenar y por qué sentimientos luchar.

Siéntete asombroso físicamente

  1. Muévete. Ya es algo muy conocido que el ejercicio ayuda a combatir los efectos de la ansiedad y de la depresión. Para sentirte asombroso de adentro para fuera, empieza a ejercitarte con regularidad, de preferencia 30 minutos al día. Haz ejercicios aeróbicos y levantamiento de pesas para desarrollar resistencia y balance muscular.
    • Si tienes un horario muy agitado y no tienes tiempo para ejercitarte regularmente, busca pequeñas oportunidades. Saca al perro a pasear durante más tiempo. Limpia tu casa enérgicamente. Lava tu carro tú mismo. Sube por las escaleras. ¡Estas pequeñas cosas, en conjunto, harán la diferencia!
  2. Tómate un minuto para permanecer quieto. Si bien el ejercicio es muy bueno para el cuerpo, lo opuesto también lo es. Meditar, o simplemente tomarte unos minutos para permanecer quieto y observar lo que te rodea, es muy bueno para la mente. Aún mejor, parece que aquellos que meditan cosechan los efectos positivos de la meditación incluso fuera del estado contemplativo. Si te tomas un momento para relajarte, estarás relajado todo el día.
    • ¿No te atrae la meditación? No hay ningún problema. Tómate un descanso de 15 minutos para reflexionar. ¿No es tu estilo? Leer libros o incluso jugar videojuegos también podría ayudarte a relajarte.
  3. Consume alimentos frescos y saludables. No debe sorprenderte que mientras mejor comas (alimentos frescos con alto contenido de vitaminas y nutrientes), mejor te sentirás desde adentro hacia afuera. Incluso algunos desórdenes mentales graves pueden mejorar al tener una dieta saludable. Cuando ingieres alimentos buenos, te sientes más lleno de vida. Al comer alimentos no saludables, te sentirás triste y perezoso.
    • Necesitas consumir aproximadamente 2 tazas de frutas y de verduras cada día, dependiendo de tu género, edad y nivel de actividad.
    • ¡Las proteínas y las grasas también son importantes! Para obtener proteínas, come mucho pescado y pollo. En cuanto a las grasas, tu cuerpo necesita las del tipo saludable. La grasa no saturada se puede encontrar en las nueces, los pescados grasos y el aceite de oliva.
  4. También debes llenar tu dieta de energía. Además de consumir alimentos saludables, puedes comer alimentos que llenen tu cuerpo de energía, de modo que tu mente y tu cuerpo sean más productivos. Los alimentos señalados a continuación son energizantes y súper saludables:
    • Yogur
    • Col rizada
    • Brócoli
    • Almendras
    • Semillas de chía
    • Salmón y trucha
    • Pavo
    • Espárragos
  5. Dale a tu cuerpo suficientes horas de sueño. La mayoría de personas necesitan entre 7 y 9 horas de sueño para sentirse plenamente funcionales. Cuando tu cuerpo no está en su mejor condición, es difícil que tu mente funcione bien. Para sentirte asombroso, asegúrate de que tu cuerpo haya descansado bien.
    • Debes procurar un buen descanso. Apaga bien todos tus aparatos electrónicos antes de ir a la cama, apacigua tu mente con un libro u otra actividad ligera, apaga la calefacción y acurrúcate entre las sábanas. Mientras menos distracciones tengas, mejor.
  6. Ve al exterior. La luz eleva los niveles de serotonina, aquella hormona en tu cerebro que te hace sentir feliz. Asimismo, le brinda a tu cuerpo vitamina D, la cual no se puede encontrar en los alimentos. Además, se siente bien.
    • Ya sea que eso signifique comer tu almuerzo en el parque, pasear tú mismo a tu perro todos los días o tomar unas vacaciones para alejarte de todo, no hay forma de que esto no funcione. Si ir al exterior no es una opción, existen ciertas lámparas y bombillas en el mercado que se comercializan como "luz solar artificial" y que engañan a tu cuerpo haciéndole pensar que estás en el exterior.

Ten hábitos asombrosos

  1. Vístete de manera elegante. Imagínate con tus pijamas y babuchas, tu cabello luce como si lo hubieras metido a la secadora y estás a punto de ingresar al supermercado de tu barrio. Es mejor no hacerlo, ¿verdad? Aquella imagen evoca un sentimiento de humillación y vergüenza, aun cuando no hay nada de malo en ella. Ahora, imagínate con tu mejor ropa, una manicura perfecta y hebillas plateadas en tus zapatos. Eso se siente muy bien. En esos días en lo que sientas que ser asombroso es una dura batalla, vístete de manera elegante. A veces, será necesario que empieces por el exterior.
    • La ciencia también apoya esta teoría. Los doctores que utilizan su bata blanca y ropa de vestir mientras realizan pruebas, tienen un mejor desempeño. Los entrenadores que visten trajes y corbatas, en lugar de ropa deportiva, obtienen mejores resultados de sus jugadores. ¿Quién sabe? ¡Quizás vestirte de manera elegante también podría cambiar el efecto que tienes en los demás!
  2. Aférrate con fuerza a una comunidad. Muy pocas personas son felices cuando no tienen a nadie en quién confiar o con quién compartir su felicidad. Además, tener a otros a tu alrededor podría cambiar tu estado de ánimo cuando te es difícil hallar la felicidad. Para sentir que tienes un impacto positivo en la vida de los demás, involúcrate con ellos. Conviértete en una parte integral de algún grupo. En consecuencia, el grupo será mejor y tú también lo serás.
    • Las investigaciones realizadas apoyan esta teoría. En esencia, la felicidad es lo mismo que estar bien conectado. Mientras más conexiones positivas tengas y mientras más sólidas sean tus relaciones amicales, te sentirás más feliz.
  3. Sorpréndete de vez en cuando. Tener nuevas experiencias es una de las maneras más simples de permanecer vigorizado. De lo contrario, la vida se vuelve aburrida. Las rutinas son geniales, pero uno debe desviarse de ellas de vez en cuando. Tómate un día para hacer algo completamente nuevo y así lograrás conseguir experiencias sorprendentes y emocionantes. ¡Podrías encontrarte con algo que amas!
    • Tener nuevas experiencias y sorprenderte a ti mismo es una gran manera de seguir riendo. Las investigaciones evidencian que aquellos que ríen son más felices y más productivos. ¡Y también se siente bien!
  4. Usa la tecnología y los medios de comunicación solo para sentirte bien. Parece que las noticias se ponen cada vez peores. Los medios se esfuerzan cada vez más para hacernos perder los estribos, sorprendernos y para mantenernos cautivados. Sin embargo, como resultado, nuestra felicidad general sufre. Las nuevas investigaciones evidencian que las personas que leen el periódico son menos felices. Si te sientes menos asombroso de lo que te gustaría, apaga las notificaciones en tu teléfono y desconéctate de Internet por un momento. Es probable que te sientas mejor.
    • Si te encantan las noticias, esfuérzate por limitar el tiempo que pasas mirando canales de noticias y páginas de redes sociales, las cuales son igual de nocivas. Al comienzo, experimentarás el síndrome de abstinencia, pero después de que lo hayas superado, te preguntarás por qué malgastaste tu tiempo en primer lugar.
  5. Desarrolla el hábito de ayudar a los demás. Seguro conoces el dicho "es mejor dar que recibir". Bueno, en realidad, así es. Ayudar a otros puede hacerte sentir bien sobre ti mismo, ayudarte a ser más feliz y más asombroso. Estas son algunas ideas al respecto:
    • Ofrécete como voluntario en el hospital, comedor popular o albergue de tu localidad.
    • Ayuda a alguna persona anciana que conozcas.
    • Ayuda a aquellos amigos que sabes que podrían necesitar una mano.
  6. Haz algo porque realmente deseas hacerlo. Es probable que tengas unos cuantos amigos que hacen algo porque "se espera que lo hagan", "porque sus padres quieren que lo hagan" o porque quieren algo más como, por ejemplo, dinero. Este es un viaje rápido y sin retorno hacia sentirse realmente miserable. Una de tus prioridades debería ser hacer las cosas que disfrutas hacer, sin importar de qué actividad se trate. Si la disfrutas, no es una pérdida de tiempo y punto. Te sentirás asombroso al hacer algo que amas, al pulir tus habilidades y al convertirte en un experto en algo que tiene un significado especial para ti.
    • No todas las personas pueden hacer realidad sus sueños, pero pueden ser constantes al adoptar ciertos aspectos de los sueños en sus vidas. ¿Te gusta el baloncesto, pero sabes que nunca lo jugarás profesionalmente? Forma parte de una liga. Sé entrenador en una escuela. Sé el árbitro en la liga local. Juega con tus hijos o amigos los fines de semana. Mantenlo en tu vida lo más que te sea posible.

Consejos

  • Intenta hablar con otras personas que no conoces. Eso le permitirá a los demás saber que eres abierto y que estás dispuesto a hacer amigos. Asimismo, si eres una chica, usar maquillaje te hará sentir asombrosa, pero no uses demasiado.
  • No dejes que nadie te controle o que te haga sentir mal. Quizás no les agrades, pero ten por seguro que habrá muchas personas a las que sí les agradarás por quien eres.
  • Siempre sé tú mismo, solo que una versión más alegre de ti mismo.
  • Cree en ti. Piensa que el mundo es un lugar muy lindo donde vivir con personas buenas a tu alrededor.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página