Cómo quitar enmasillado viejo

Un buen enmasillado previene que el agua se introduzca en lugares que son difíciles de alcanzar, y donde puede crecer el moho y hongos. El fregadero, la bañera, la ducha y las baldosas deben estar protegidas contra el agua para funcionar correctamente y mantener su higiene. Pero el enmasillado puede erosionarse o puede crecer moho en su superficie con el tiempo, por lo tanto será necesario cambiarlo. Los siguientes pasos te describen como quitar el enmasillado viejo.

Pasos

  1. Limpia el enmasillado viejo con jabón que quite la suciedad. También puedes usar un limpiador de baño de mediana intensidad.
    • Si quitas cualquier suciedad del enmasillado, su superficie ya no estará lisa, y lo dejarás listo para quitarlo posteriormente.
  2. Corta el enmasillado con una navaja para determinar de qué tipo es.
    • Si el enmasillado es a base de silicón se sentirá como una goma suave al cortar. Un enmasillado a base de agua o acetato de polivinilo será más duro y se quebrará cuando lo cortes.
  3. Quita el enmasillado con una cuchilla para masilla o con un cincel.
    • Debes aplicar de forma periódica un poco de agua en espray para lubricar la superficie y así evitar lastimar el azulejo o la baldosa en la que el enmasillado se encuentra. No podrás quitar todo el enmasillado en este paso.
  4. Utiliza una pistola de calor sobre el enmasillado. Ajusta la pistola a su temperatura más baja.
    • El calor ablandará el enmasillado a base de agua. Busca las áreas donde el enmasillado es más difícil de quitar, como las esquinas. Sostén la pistola de calor en una mano y la cuchilla en la otra, así podrás quitar el enmasillado que se ablanda.
  5. Remoja los remanentes del enmasillado con trapos durante 2 o 3 días.
    • Para enmasillado a base de agua debes saturar los trapos con alcohol medicinal y colocarlos de forma uniforme sobre su superficie. El alcohol hincha sus moléculas y las separa de su posición inicial. Este método no funcionará para enmasillado a base de silicón.
  6. Corta el resto del enmasillado con una navaja.
  7. Aspira las grietas o hendiduras. Esto quitará todos los restos de masilla que puedan caer en las grietas o que estén adheridos a los costados.
    • Restriega el área con alcohol desnaturalizado. Aplica un eliminador de moho. Esto quitará cualquier hongo o moho que creció en el enmasillado viejo.

Consejos

  • Corta la parte superior e inferior del enmasillado a base de silicón con un navaja fina. Esto permitirá que puedas desprender el enmasillado con la mano.
  • Cuando adquieras el nuevo enmasillado, considera utilizar uno que sea a prueba de moho para evitar quitarlo en el futuro.
  • Puedes hacer una mezcla de limpiador de hornos con agua para crear una pasta. Luego aplicas esa pasta sobre el enmasillado de silicón para ablandarlo.

Advertencias

  • No apliques el nuevo enmasillado sobre el viejo. Los parches quizás funcionen de forma temporal, pero luego la tarea será más difícil cuando tengas que quitar dos capas de enmasillado.
  • Los químicos que sirven para quitar o suavizar el enmasillado pueden ser muy fuertes y tóxicos. Utiliza el equipo de protección adecuado al manipular estos químicos.
  • No apliques el nuevo enmasillado el mismo día que quitaste el viejo. Espera un día para que toda la humedad se evapore.

Cosas que necesitarás

  • Jabón para quitar la suciedad
  • Cuchilla para masilla o cincel
  • Botella para rociar agua
  • Navaja
  • Agua
  • Pistola de calor
  • Trapos
  • Alcohol medicinal
  • Aspiradora
  • Alcohol desnaturalizado
  • Producto para eliminar el moho
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página