Cómo cepillarte los dientes en la regadera

¿Siempre has querido reducir el tiempo que te toma estar listo por la mañana?, tal vez te quedaste dormido, vas tarde al trabajo o a la escuela, o simplemente tienes prisa. Los pasos provistos en este artículo te ayudarán a estar listo un poco más rápido.

Pasos

  1. Quítate la ropa y entra con cuidado a la ducha. Ten cuidado con el piso resbaloso y párate firmemente en el tapete de baño si tienes uno.
  2. Reúne todas las cosas que puedas necesitar para cepillarte los dientes en la ducha. Tales cosas pueden incluir a tu cepillo de dientes, pasta de dientes o enjuague bucal.
  3. Comienza a bañarte como lo haces normalmente y pon el cepillo y la pasta de dientes en un lugar relativamente limpio mientras te bañas.
  4. Moja las cerdas del cepillo de dientes con el agua de la regadera. La humedad del cepillo permitirá que la pasta de dientes se distribuya mejor y evitará que las cerdas duras lastimen tus encías.
  5. Ponle pasta de dientes al cepillo como lo haces normalmente. Es recomendable quitar la pasta y el cepillo del agua para evitar desperdiciar pasta de dientes.
  6. Comienza a cepillarte como lo haces normalmente.
  7. Enjuaga el cepillo de dientes con el agua limpia que salga de la regadera para asegurarte de que quede limpio.
  8. Pon tu cepillo de dientes en un lugar seguro y limpio.

Consejos

  • El enjuague bucal puede mejorar gratamente la limpieza de tu boca, sin embargo, meter a la ducha un enjuague bucal normal puede ser un poco exagerado, así que intenta comprar uno pequeño.
  • Los cepillos de dientes eléctricos de la marca Braun son a prueba de agua y es por ello que pueden ser usados en la ducha.
  • Lleva cualquier tipo de vaso para enjugar tu boca de forma más eficiente.
  • Lleva a la ducha un espejo que no sea de vidrio para ver el gran trabajo que has hecho.

Advertencias

  • Para evitar el crecimiento de bacterias en tu cepillo de dientes, lleva a la ducha un sujetador de cepillos de dientes o una simple cubierta de cepillo para viajes que puedes encontrar en la mayoría de las tiendas y farmacias.
  • Los cepillos eléctricos se pueden descomponer en la ducha, especialmente los de calidad superior que pueden ser un poco más costosos.
  • Ten cuidado de que el jabón no entre en contacto con el cepillo de dientes.
  • Sé extra cuidadoso mientras te cepillas los dientes en la ducha. Una persona puede resbalarse y caerse, haciendo que el cepillo se empuje contra el paladar suave, complicando un accidente simple. Aunque el accidente puede parecer improbable, los accidentes le pueden pasar a cualquiera y en cualquier momento sin importar que tan improbables parezcan.

Cosas que necesitarás

  • Un cepillo de dientes que no sea eléctrico
  • Tu pasta de dientes favorita.
  • Enjuague bucal
  • Un espejo pequeño que no sea de vidrio
  • Hilo dental
  • Vasos desechables
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página