Cómo teñir el cabello de rubio

¿Ansías un cabello maravilloso y veraniego rubio decolorado? Las chicas se han estado decolorando el cabello en casa por décadas con el fin de lograr este elegante estilo sin pagar en el salón de belleza. Hay unas pocas cosas que debes saber si te encierras en el baño con una botella de peróxido: decolorarte el cabello puede secarlo, y si no lo haces bien, este se puede quebrar. Lee este artículo para averiguar cómo pasar de morena a Brigitte Bardot con un mínimo de daño y costo.

Prepararte para decolorar tu cabello

  1. Comienza con un cabello sano. No lo tiñas ni trates de cualquier otro modo en los meses previos al decolorado. Un cabello decolorado se verá mucho mejor si se encuentra relativamente fuerte y sin tratar. Fortalece tu cabello de las siguientes maneras:
    • Usa un shampoo y acondicionador naturales. Evita productos que contengan sulfatos, que solo resecan el cabello.
    • Evita los sprays, geles, productos de laciado y otros productos para el cabello cargados de químicos.
    • No apliques calor al cabello con planchas de modelado, secadoras u otros aparatos calientes.
  2. Compra productos decolorantes. Decide la tonalidad que quieres y compra lo siguiente en tu tienda de productos de belleza local:
    • Polvo decolorante: este viene ya sea en paquetes o tubos. Puede ser más económico comprar un tubo si tienes pensado decolorar tu cabello más de una vez.
    • Crema de revelado: si tu cabello es rubio o castaño claro, usa un revelado de 20 o 30 volúmenes. Si tu cabello es negro o muy oscuro, podrías necesitar un revelador de 40 volúmenes. Cuanto más bajo el volumen, menos se dañará tu cabello.
    • Tono: si quieres color platino, necesitarás tono, que saca el color amarillo del cabello decolorado. Algunos tonos lo dejan blanco y otros dan un efecto plata.
    • Corrector rojo dorado: este se agrega al polvo decolorante para aumentar su efectividad para que no debas decolorar 2 veces. Si tienes cabello largo y grueso, podrías necesitar 2 tubos de corrector.
    • Relleno de proteína neutral: este producto ayuda a recuperar las proteínas eliminadas del cabello durante el proceso de decolorado.
    • Shampoo elaborado específicamente para cabello decolorado.
    • Un cepillo para aplicar el tinte, un recipiente y un papel de plástico.

Proceso de decolorado

  1. Ventila el área y asegúrate de tener todo tu equipo al alcance de la mano. Así podrás trabajar rápido y con precisión, y la cantidad de gases que respires mientras te decolores será menor.
  2. Prepara la mezcla de decolorado. Siguiendo las instrucciones que vienen con el polvo decolorante, coloca un poco de polvo en el recipiente. Mezcla la proporción correcta de revelador usando una espátula o cuchara. Mezcla el corrector de color rojo dorado según las instrucciones en la botella.
    • La mezcla no se verá rubia. Debe ser blanco azulado o azul.
    • Considera la posibilidad de usar guantes para evitar que los químicos toquen tus manos.
  3. Aplica el decolorante en el cabello completamente seco. Trabajando de las puntas hacia la raíz, usa el cepillo para tinte para cubrir tu cabello con la mezcla decolorante. Cubre todo tu cabello (o la porción de este que quieres decolorar).
    • Si esta es tu primera vez, ayudará pedirle a alguien que se asegure de que el decolorante cubra el cabello en la nuca.
    • No te frotes el decolorante en la cabeza, porque podría quemar o irritar tu piel. Intenta mantenerlo lo más lejos posible del cuero cabelludo.
    • Usa una toalla para limpiar el decolorante de tu rostro o brazos.
  4. Cubre tu cabello con una hoja de envoltorio plástico y deja que el decolorante actúe. Cuanto más lo dejes, más claro quedará tu cabello.
    • Pon el cronómetro en 15 minutos para empezar. Revisa el color de tu cabello usando una toalla para quitar el decolorante de una sección del frente. Si tu cabello todavía se ve oscuro, vuelve a aplicar un poco de decolorante a la sección que limpiaste y deja que el decolorante actúe en tu cabello 10 minutos más. Sigue revisando hasta que tu cabello esté lo suficientemente claro.
    • Cuida de no dejar que el decolorante permanezca en el cabello demasiado tiempo. Nunca lo dejes en tu cabello por más de 1 hora. Si no, hará que tu cabello comience a caerse.
    • El decolorante hará que tu cabeza se sienta caliente y podría comenzar a picarte. Si comienzas a sentir dolor, lávate inmediatamente.
  5. Lava el decolorante de tu cabello. Enjuaga tu cabello hasta que el agua salga limpia. Usa un shampoo elaborado para cabello decolorado.
  6. Seca tu cabello. Sécalo con una toalla y deja que se seque al aire o usa una secadora.
    • Después de decolorar tu cabello, estará de un color rubio amarillo. Está bien dejarlo así, pero si quieres que quede platino, también debes darle tono.

Proceso de tonalizado

  1. Haz la mezcla de tonalizado. En un recipiente, mezcla 1 parte del tono con 2 partes de revelado. Añade corrector rojo dorado según las instrucciones en la botella.
    • Recuerda usar guantes para evitar el contacto de los productos con tus manos.
    • La mezcla se verá azul.
  2. Aplica el tonalizador al cabello totalmente seco. Usa un cepillo para tinte limpio para cubrir tu cabello con tonalizador. Presta especial atención a tus raíces.
  3. Deja que el tonalizador trabaje. Revisa las instrucciones en la botella para determinar cuánto debes dejar el tonalizador en tu cabello. Por lo general, son aproximadamente 30 minutos.
  4. Enjuaga el tonalizador. Enjuaga tu cabello con agua corriente hasta que salga limpia. Usa un shampoo elaborado específicamente para cabello decolorado para asegurarte de que no queden restos de tonalizador en tu cabello.
  5. Acondiciona tu cabello. Usa un acondicionador profundo para cabello tratado con tinte. Por las próximas semanas, trata tu cabello con cuidado. No uses demasiado calor y evita el exceso de químicos.

Consejos

  • Si vas a comenzar con un cabello ya teñido, necesitarás usar un producto que te quite el tinte antes del decolorado.
  • Para mantener el color rubio, decolora tus raíces cada 4 o 5 semanas.
  • Lo peor que puedes hacer es decolorar tu cabello, asustarte con el resultado y volver a teñirlo de negro inmediatamente. Esto no solo dañará el cabello, también lo tratará en exceso y podrías comenzar a notar calvicie.
  • Usa tratamientos de acondicionamiento profundo frecuentemente mientras tu cabello esté decolorado.
  • Si no estás a gusto con el color de tu cabello después del primer intento de decolorado, espera 24 horas y vuelve a decolorar las áreas que estén anaranjadas, las áreas que no hayas alcanzado a decolorar, etc.
  • Cuando lo dudes, haz una cita en el salón de belleza.

Advertencias

  • No uses decolorantes caseros o Clorox en tu cabello. Estos químicos son peligrosos para el organismo.
  • Un decolorante de 40 y 50 volúmenes es extremadamente fuerte y lo más probable es que dañe severamente el cabello.
  • El decolorante mancha la ropa y hace escozar la piel, así que asegúrate de usar guantes y ropa protectora.
  • Si tu cuero cabelludo es sensible o tienes caspa, mantén el decolorado al mínimo.

Cosas que necesitarás

  • polvo decolorante rubio
  • crema reveladora (20, 30 o 40 volúmenes)
  • corrector rojo dorado
  • tonalizador (opcional)
  • relleno de proteína neutral
  • recipiente de plástico
  • guantes
  • pincel para tinte
  • shampoo y acondicionador para cabello decolorado
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página