Cómo criar hijos inteligentes

El crecimiento del cerebro de un niño parte de la experiencia y ejercicio que reciba. La vista, el oído, el tacto, el gusto, y el olfato estimulan las conexiones de las células cerebrales (llamadas sinapsis) y crean trillones más. Entre más complejas sean estas conexiones, mas “inteligente” será tu hijo. Cuando le das a tu hijo estimulación temprana y un amplio rango d experiencias puedes acelerar el desarrollo del cerebro.

Pasos

  1. Interactúa con tu hijo. Los científicos han observado que los bebés con los que no juegan, ni les brindan cariño y amor disminuyen su crecimiento cerebral. También observaron que los bebés que no fueron cargados, ni recibieron atención, no crecen, se deprimen y eventualmente mueren. Por otro lado, muchos estudios muestran que abrazar, interactuar y jugar con tus hijos tiene un gran efecto en el desarrollo de su inteligencia. La conexión que se forme entre tú y tu hijo y tu interacción con el son la fundación para sus habilidades de pensamiento.
  2. Habla con tu hijo. También, cuando tu hijo hable escúchalo. Esto motiva sus esfuerzos para comunicarse y utilizar el lenguaje. Puedes leerle libros a tu hijo. Comienza a leerle incluso si tu hijo no entiende las palabras. Esto les da una ventaja al desarrollar habilidades de lenguaje. Los niños que leen en su infancia tienen mayor tendencia a desarrollar un interés vitalicio en la lectura, rendir en la escuela, y ser exitosos como adultos. Leer libros es una de las principales actividades que hacen a los niños inteligentes.
  3. Expón tu hijo a cosas que ayuden a desarrollar ambos lados del cerebro. El lado izquierdo se encarga del razonamiento, la lógica y el lenguaje, mientras el derecho, de la creatividad y el arte.
  4. Deja que tu hijo juegue. Cuando tu hijo juega crea los fundamentos para sus habilidades intelectuales, sociales, físicas, y emocionales. Cuando tu hijo juega con otros niños aprende a combinar ideas, impresiones y sentimientos con los de los demás.
  5. Anima a tu hijo a hacer ejercicio. El ejercicio físico no solo hace que tu hijo sea fuerte, pero también lo hace inteligente. El ejercicio aumenta el flujo de sangre al cerebro y construye nuevas células cerebrales. El ejercicio es bueno para la agudeza mental de los adultos, pero tiene un efecto más duradero en los niños.
  6. Haz de la música parte de la vida de tu hijo. Estudios han demostrado que el escuchar música impulsa la memoria, atención, motivación y aprendizaje. También reduce el estrés que es destructivo para las células cerebrales de tu hijo. El aprender a tocar un instrumento musical tiene efectos en el pensamiento proporcional y el razonamiento espacio-tiempo del cerebro, que son las fundaciones de las matemáticas abstractas. Después de aprender a leer música y tocar hasta 10 notas a la vez, le será mucho más fácil aprender a tocar cualquier instrumento. Pero que empiecen en la música jóvenes, sin importar el instrumento, es lo importante.
  7. Deja que tu hijo te observe haciendo cosas inteligentes. Los niños aprenden imitando el comportamiento adulto (siguiendo ejemplos). Si te ven ocupado leyendo libros, escribiendo, haciendo música, o cosas creativas te imitarán, y se volverán más inteligentes en el proceso.
  8. Deja que tu hijo juegue, juegos de inteligencia para la computadora. Los mejores juegos de computadora le enseñan a tu hijo sobre letras, matemáticas, música, fonéticas y otras cosas. También desarrollan su coordinación ojo-mano que los prepara para la tecnología del mañana. La mejor manera para que tu hijo aprenda es aprendiendo y divirtiéndose a la vez.
  9. Aliméntalo adecuadamente. Darle la comida correcta es importante para criar un hijo inteligente. Una dieta rica en proteínas (huevo, pescado, carne, frijoles, cacahuates, etc.) mejora su atención, y su pensamiento. Los carbohidratos le dan a su cerebro el combustible necesario para pensar. Los mejores son los que vienen de comida integral y fruta. Los carbohidratos procesados y el azúcar tienen efectos negativos, en el rango de atención, habilidad de concentración, y nivel de actividad. Las vitaminas y minerales también son importantes.
  10. Llévalos de excursión. Los museos y atracciones turísticas son una buena opción. Una vez que tengan la edad necesarias llévalos a lugares educacionales pero a la vez emocionantes, como las cavernas de Londres. Llevarlos en viajes económicos también es una buena opción.

Consejos

  • Pon un mapa en el cuarto de tu hijo para que tenga conocimiento del mundo.
  • Asegúrate que tenga una dieta balanceada y saludable.
  • Haz que tu hijo lea libros no ficticios (obviamente adecuados a su edad).

Advertencias

  • Si tu hijo no entiende algo no lo hagas sentir tonto. Siempre motiva a tu hijo a aprender, porque al llegar a grados más avanzados, el ser solo listo no le será de tanta ayuda. Y esto debe hacerse de manera asertiva a fin de reforzar su autoestima.
  • No lo fuerces a hacer cosas que no le gusten.
  • No le exijas rendimiento escolar "excelente" bajo amenaza de castigo si obtiene "bueno". El obtener "excelente" debe ser siempre una meta que ellos se propongan , nunca por exigencia paterna. Mucho menos compararlos con sus hermanos, primos, amigos o compañeros de clase.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página