Cómo hacer que tu nariz se vea más pequeña

Las narices tienen todo tipo de formas y tamaños, y cada una es única a su propio modo. Si quieres probar un nuevo look o te cohíbes a causa del tamaño de tu nariz, existen varias formas en la que puedes darle una apariencia más pequeña. Puedes utilizar maquillaje de contorno o resaltar su forma, realizar ejercicios faciales que reduzcan su tamaño con el tiempo o tomar medidas drásticas para modificarla de manera permanente.

Contornear e iluminar la nariz con maquillaje

  1. Averigua la manera en que el contorneo o el iluminado funciona. Puedes utilizar un maquillaje ligeramente más oscuro o claro que el tono natural de tu piel para hacer que tu nariz parezca más delgada. No obstante, ten en cuenta que no hará que tu nariz sea físicamente más pequeña. Asimismo, si tienes una nariz muy larga, contornearla no hará que parezca más pequeña si se la observa de lado.
  2. Elige el sombreado y el iluminado adecuados. Puedes utilizar maquillaje en polvo o en crema, pero muchas personas consideran que el primero es más fácil de difuminar y aplicar. Puedes utilizar un maquillaje especial para contorneo e iluminado, o una sombra de ojos color mate. Evita cualquier maquillaje con brillo, sino tu piel se verá más brillante.
    • En el caso de las sombras, elige un color que sea 2 o 3 tonos más oscuros que el tono natural de tu piel.
    • En el caso del iluminador, opta por un color que sea 2 o 3 tonos más claros que el tono natural de tu piel.
    • Ten en cuenta tu tono de piel. Algunas personas tienen un tono cálido o amarillo, mientras que otras tienen uno más frío o rosado. Al momento de elegir el tipo de iluminador y sombra para el contorneo, busca algo que también combine con el tono de tu piel. Si usas los tonos incorrectos, tu maquillaje se verá poco natural.
  3. Consigue las herramientas y brochas adecuadas. Necesitarás algunas brochas para aplicar el maquillaje. Si utilizas un maquillaje en polvo, escoge una brocha de cerdas suaves. Por otro lado, si utilizas un maquillaje en crema, opta por una brocha de cerdas más duras. A continuación, verás los detalles específicos de lo que necesitarás:
    • Una brocha biselada para aplicar las sombras y el iluminador. Con ella también tendrás un mayor control.
    • Una brocha de cerdas suaves para difuminar los dos colores. También puedes utilizar una esponja cosmética en caso de que te sea más fácil de utilizar.
  4. Aplica un poco de prebase y base. La prebase ayudará a minimizar los poros, mientras que la base le dará al maquillaje de contorno algo a lo que aferrarse. También le permitirá difuminarse con el tono de la piel.
    • Utiliza los dedos para aplicar la prebase y una esponja o brocha para aplicar la base.
    • Asegúrate de que la base combine a la perfección con tu cara. No es recomendable que combine con tu mano o muñeca, pues estas partes suelen tener un tono diferente al de la cara.
  5. Comienza a aplicar el iluminador. Utiliza una brocha biselada para dibujar una línea delgada hacia el centro de la nariz. Procura no hacerla demasiado gruesa, sino tu nariz parecerá más ancha de lo que en verdad es. Comienza en la parte superior y sigue bajando hasta la punta. No obstante, evita sobrepasar la curva de la punta.
  6. Difumina y suaviza el iluminador. Deja a un lado la brocha biselada y toma la brocha (o esponja) para difuminar. Pasa la brocha con suavidad hacia el centro de tu nariz, hacia cualquier lado del iluminador. Simplemente suaviza los bordes ásperos en lugar de esparcir el iluminador o difuminarlo.
    • El iluminador ayuda a resaltar la cara, atrayendo la atención hacia estos puntos. También le agrega dimensión a las facciones.
  7. Utiliza la sombra para adelgazar una nariz ancha. Utiliza una brocha biselada limpia para dibujar la sombra desde las comisuras internas de los ojos hacia la punta de la nariz. Utiliza una brocha para difuminar con la que puedas difuminar la sombra esparciéndola en dirección ascendente hacia la zona donde aplicaste el iluminador.
    • Si quieres adelgazar tus fosas nasales, también aplica la sombra a los lados de la nariz.
  8. Si tienes una nariz larga, aplica la sombra debajo de la punta para hacerla parecer más corta. Comienza trazando la sombra hacia cada lado de la nariz y luego extiéndela por debajo de la punta, justo por encima de las fosas nasales. Asegúrate de difuminar la sombra “inferior” llevándola hacia la punta. Esto “levantará” la nariz y la hará lucir más corta.
  9. Determina la manera de maquillar una nariz más ancha en la parte inferior (protuberante). Comienza a trazar la sombra desde las comisuras internas de los ojos en dirección descendente hacia la punta de la nariz. Curva ambas líneas por debajo de la punta para formar una u pequeña o una flecha descendente. Evita hacerla demasiado puntiaguda, sino tu nariz se verá poco natural. Por el contrario, procura encajar el ancho de la u con el ancho del puente de la nariz.
  10. Si tienes una nariz torcida, utiliza una sombra para hacer que luzca más recta. En ocasiones las narices torcidas pueden parecer grandes, incluso si son en realidad pequeñas. Traza las sombras a los lados de la nariz. Comienza en las comisuras internas de los ojos y termina en la punta. En lugar de seguir el contorno de tu nariz, intenta trazar las líneas lo más recto posible cuando estés frente al espejo.
  11. Utiliza una brocha para difuminar suave con la que puedas difuminar el maquillaje. Pásala hacia los lados de tu nariz, justo entre las zonas donde aplicaste el iluminador y la sombra, con la finalidad de suavizar las líneas intensas. Luego, esparce la sombra suavemente hacia tu cara. Hazlo pasando la brocha hacia los lados de la nariz, comenzando junto a la zona donde aplicaste el iluminador y yendo hacia el lado de la cara.
    • Si aplicaste la sombra en la punta de tu nariz, asegúrate de suavizarla pasando la brocha alrededor.
    • Si aplicaste sombra a los lados de las fosas nasales, asegúrate de pasar la brocha difuminadora a través de ellas.
  12. Aplica un poco de polvo fijador en tu nariz y cara con la ayuda de una brocha grande y esponjosa o una brocha kabuki. Esto fijará el maquillaje de contorno y evitará que se corra. También ayudará a absorber el exceso de aceite. Procura usar un polvo translúcido o uno que encaje con tu tono de piel. Evita utilizar algo brillante, sino tu nariz parecerá grasosa. Si notas un exceso de polvo en tu nariz, utiliza una brocha limpia para limpiarlo ligeramente.

Alejar la atención de tu nariz

  1. Usa un lápiz de labios brillante o atrevido para alejar la atención de tu nariz. En primer lugar, delinea tus labios con un delineador que haga juego con ellos. Aplica el lápiz de labios directamente o utiliza una brocha. Limpia el exceso con un pedazo de pañuelo doblado y luego aplica una segunda capa en caso de que sea necesario.
  2. Evita usar maquillaje para ojos intenso. Esto puede atraer la atención hacia el centro de tu cara, lo que a su vez puede atraer la atención hacia tu nariz. En lugar de eso, considera la posibilidad de utilizar un maquillaje para ojos más natural con la ayuda de colores neutrales.
    • Las ojeras también pueden atraer la atención hacia el centro de la cara. Considera la posibilidad de utilizar un corrector para ocultarlas. Escoge un color que combine con tu tono de piel y aplícatelo utilizando el dedo anular. Cuando difumines el corrector, intenta esparcirlo hacia abajo, en la dirección de tus mejillas.
  3. Utiliza tu cabello para alejar la atención de tu nariz. El cabello largo y rizado atraerá más la atención que una nariz grande. Otra cosa que puedes considerar es la manera en que divides tu cabello. Si lo haces justo en el centro, atraerás las miradas directamente hacia abajo, en dirección a tu nariz. Por el contrario, si lo divides hacia un lado, alejarás la atención de esa parte de tu cara. Los siguientes son algunos tipos de peinados que pueden alejar la atención de tu nariz:
    • Partes laterales.
    • Capas que enmarcan la cara.
    • Rizos u ondas suaves.
    • Cabello suelto, enredado o desaliñado.
    • Procura añadir más volumen a la parte posterior de la cabeza para que tu nariz luzca más corta.
  4. Ten en cuenta los tipos de peinados que debes evitar. Algunos peinados atraen la atención hacia el interior, es decir, hacia el centro de la cara. Por ejemplo, los grandes flequillos que cubren los ojos impedirán que las personas hagan contacto visual contigo. Como no pueden verte los ojos, se concentrarán en lo siguiente más cercano: la nariz. Los siguientes son algunos peinados que tienden a atraer la atención hacia esta parte de la cara:
    • divisiones centrales que atraen la atención hacia el centro de la nariz
    • cortes rectos
    • peinados lisos y rectos
    • colas de caballo apretadas
  5. Elige los accesorios correctos. Usa unos pendientes o un collar. El brillo de estos accesorios alejará la atención de tu nariz. También puedes usar un sombrero. Si usas lentes, evita los marcos pequeños y delgados, y opta en su lugar por unos más grandes, pues achican la nariz por naturaleza y la hacen parecer más pequeña.

Someterte a una cirugía plástica

  1. Sométete a una rinoplastia. Si quieres una nariz más pequeña de manera permanente, puedes hacerte una rinoplastia. La cirugía plástica, o rinoplastia, puede servir para arreglar el tamaño de la nariz así como los siguientes problemas:
    • el ancho de la nariz y las fosas nasales
    • nariz abultada o aguileña
    • nariz protuberante, en gancho o invertida
    • nariz torcida o asimétrica
  2. Ten en cuenta cómo es el proceso. Por lo general, la cirugía tarda de 1 a 2 horas y la realiza un cirujano plástico con anestesia general o local. Al igual que con la mayoría de las cirugías estéticas, será necesario revisar tu historial médico para determinar si puedes someterte a una o si se debe tener algunas precauciones.
  3. Ten en cuenta que la cirugía plástica no está exenta de riesgos. Al igual que con todas las demás cirugías, la rinoplastia conlleva algunos riesgos. Durante o después de la cirugía, puedes experimentar cualquiera de los siguientes problemas:
    • reacciones alérgicas a los medicamentos, incluida la anestesia
    • problemas respiratorios
    • hemorragia
    • moretones
    • infección
  4. Ten en cuenta que hay un proceso de recuperación. Por lo general, los pacientes pueden volver a casa el mismo día, aunque en ocasiones deben permanecer hospitalizados durante la noche. La recuperación total puede tardar varias semanas. Durante este proceso de recuperación, también puedes tener moretones, hinchazón e inflamación alrededor de la nariz y los ojos. Es posible que los tengas hasta por 14 días.
  5. Ten en cuenta que probablemente necesites usar una férula para la nariz durante 1 semana. Parecerá una gran almohadilla o venda. El médico puede recetarte algún medicamento para aliviar la hinchazón y el dolor. Algunas personas consideran útil el uso de compresas frías.
  6. Ten en cuenta que puedes tener algunas cicatrices. Por lo general, la cirugía plástica no produce cicatrices, pero si te reducen las fosas nasales, podrías terminar con cicatrices pequeñas en la base de la nariz. En ocasiones, los vasos sanguíneos pueden estallar, lo que provoca pequeñas manchas rojas en la nariz, las cuales son permanentes.

Consejos

  • No ensanches tus fosas nasales. Cuando las personas se enojan, es normal comenzar a ensanchar las fosas nasales, lo que puede dar una apariencia más grande a la nariz.
  • Si en verdad te molesta la apariencia de tu nariz, intenta identificar los aspectos que son de tu agrado. Quizás sea muy grande para tu gusto, pero tiene una linda forma angular que te gusta.
  • Infórmate sobre tus antecedentes familiares o genéticos. En ocasiones, saber la razón por la que tienes una determinada característica puede ayudarte a aceptarla.
  • Existen kits de contorneo que incluyen tonos de color preseleccionados de modo que no tengas que comprarlos por separado.
  • Procura tener confianza con respecto a tu nariz. A veces, no tener confianza en algo puede atraer aún más atención hacia ese punto específico.
  • Ponte un piercing en el labio o la oreja. De esta manera, podrás alejar la atención de tu nariz. Además, estos accesorios son mucho más baratos que la cirugía plástica.
  • Si tienes problemas para hacer las líneas de sombreado mientras haces el contorno, coloca un hisopo a cada lado de tu nariz. Colócalos de modo tal que toquen la punta y la parte superior de tu nariz.
  • Ten en cuenta que no tiene nada de malo tener una nariz grande. De hecho, algunas personas desean haber tenido una nariz más grande y prominente. Independientemente de que seas hombre o mujer, ten en cuenta que no necesitas una nariz pequeña para tener una apariencia atractiva.

Advertencias

  • La cirugía plástica puede ser peligrosa y conllevar muchas complicaciones. Es importante que hables con tu médico exactamente sobre tus expectativas con respecto a tu nariz.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página