Cómo curar la queilitis exfoliativa

La quelitis exfoliativa es una condición médica rara que hace que la piel en el labio inferior (o incluso en ambos) se engrose, se reseque y se descascare. A causa de la quelitis exfoliativa, la piel se pela constantemente quedando en carne viva y con una gran sensibilidad. Debido a que causa sensibilidad y dolor, esta enfermedad puede afectar de manera negativa la vida de aquellos que la padecen, inhibiendo a veces la capacidad para comer o incluso hablar debido al dolor. Si bien las causas exactas se desconocen, hay algunas cosas que puedes hacer para controlar sus síntomas. Este artículo hablará de cómo tratar la quelitis exfoliativa mediante el cuidado adecuado de los labios.

Evaluar tu condición

  1. Reconoce los síntomas. Si bien algunas personas que experimentan labios sumamente resecos y agrietados pueden asumir que tienen esta enfermedad, la quelitis exfoliativa es en realidad una enfermedad bastante rara que solo padecen unas cuantas personas. Se caracteriza por los siguientes síntomas:
    • Agrietamiento, descamación, escozor o ardor en el labio.
    • Decoloración, sobre todo alrededor del borde del bermellón de los labios (es decir, en el borde externo).
    • Desprendimiento repetitivo de una capa de queratina excesiva que se forma en la superficie de los labios.
    • Hinchazón de los labios.
  2. Comprende las causas. Las causas exactas de esta condición son desconocidas, pero los investigadores han sugerido una variedad de factores como los causantes, entre ellos la reacción a los implantes dentales , desequilibrios tanto hormonales como en la dieta o un mal funcionamiento del hígado. Se ha sugerido que esta forma de quelitis puede desarrollarse a partir de otras formas menos severas. La quelitis exfoliativa también puede deberse a una infección fúngica en la boca llamada “crecimiento excesivo de la levadura Candida” (o candidiasis).
  3. Asegúrate de no sufrir de candidiasis al analizar tu saliva. El mejor momento para hacerlo es a primera hora de la mañana, antes de cepillarte los dientes o beber algo. Acumula una gran cantidad de saliva y escúpela en un vaso transparente lleno con agua embotellada o destilada. Al cabo de 15 minutos vuelve a revisarla; la saliva normal debe flotar en la superficie. Las siguientes señales indican que tienes candidiasis y que debes consultar a tu médico para recibir un tratamiento:
    • La saliva ha formado una especie de hilos que cuelgan hacia abajo en el agua.
    • Hay gotas turbias que se hunden lentamente o que se suspenden debajo de la superficie.

Tratar la quelitis exfoliativa por tu cuenta

  1. Evita lamer, mordisquearte o tocarte los labios. Algunos profesionales de la salud creen que la quelitis exfoliativa se origina debido a lamerse mucho los labios, a veces de manera inconsciente. Lamerte los labios para humedecerlos hace que la saliva se quede en ellos, lo que los reseca más. Podría requerir mucho autocontrol de tu parte, pero la mejor forma de curarte es no tocarte los labios y dejar que tu organismo se encargue de sanarlos.
  2. Aplícate los remedios directamente en los labios. Es posible aliviar temporalmente los síntomas de la quelitis exfoliativa al aplicar los siguientes remedios en los labios:
    • Bálsamos labiales naturales
    • Compresas frías con vinagre y agua (durante 30 minutos)
    • Crema de hidrocortisona
    • Loción de ácido láctico
  3. Ten una dieta sana. Algunos sugieren que esta enfermedad puede deberse al tipo de dieta que tienes, por lo que es importante reducir el consumo de alimentos procesados y conservantes.
    • Come frutas y verduras orgánicas cada vez que puedas. También lava las frutas y las verduras para asegurarte de eliminar cualquier factor irritante.
    • Consume enzimas probióticas y digestivas. Si bien existe un debate entre si las enzimas de venta libre realmente ayudan o no a la digestión, muchas personas insisten en que sí lo hacen y que además facilitan la absorción de los nutrientes esenciales para la salud en general.
    • Aumenta tu ingesta de vitamina B, zinc y hierro.
    • Agrega ácidos grasos omega 3 en tu dieta, ya sea a través de suplementos o de alimentos. Los ácidos grasos omega 3 se encuentran en el pescado y en algunos vegetales verdes como la espinaca y la col rizada.
  4. Elimina las toxinas existentes en tu cuerpo. Encuentra un programa de limpieza completamente natural que te ayude a limpiar tu hígado y riñones de las toxinas. Este tratamiento no es apto para todas las personas que sufren de quelitis exfoliativa, ya que puede ser un proceso extremo que consiste básicamente en ayunar. Sé consciente de los riesgos relacionados con las dietas de eliminación y el ayuno. Es mejor consultar con un médico antes de someterte a un procedimiento tan extremo como este.

Buscar un tratamiento profesional

  1. Consulta con tu médico de cabecera en caso de que tus síntomas persistan. La quelitis exfoliativa puede estar relacionada a varios problemas médicos de gravedad, como una deficiencia de vitaminas, inmunosupresión o la incapacidad de tu cuerpo para procesar las toxinas con eficacia. Por lo tanto, si minimizar la exposición a las toxinas y mantener una dieta sana no reduce los síntomas, entonces quizás sea necesario consultar con un médico para descartar otras causas.
    • Los profesionales médicos han utilizado una variedad de medicamentos para tratar esta enfermedad. Recuerda que la causa de la quelitis exfoliativa es desconocida, por lo que los tratamientos médicos pueden variar dependiendo del especialista. Los corticoesteroides se han utilizado para tratar una variedad de enfermedades cutáneas. Un estudio reveló que el uso del botón de oro (Calendula officinalis) vía tópica fue muy eficaz.
  2. Visita a un especialista, como un dermatólogo. Los dermatólogos deben contar con el conocimiento especializado para controlar tus síntomas, ya que es probable que hayan estudiado y tratado más enfermedades cutáneas que tu médico de cabecera.
    • Si no tienes una mejoría significativa con la ayuda de un profesional médico, considera la posibilidad de consultar a otro.
  3. Considera la posibilidad de utilizar medicina alternativa. Debido a que la causa de la quelitis exfoliativa aún es desconocida para la medicina occidental, podrías encontrar un alivio para tus síntomas a través de la medicina alternativa, como la acupuntura o la medicina china. Sin embargo, siempre cuéntale a tu médico el tipo de tratamientos a los que te sometes, ya que algunos pueden entrar en conflicto entre sí.

Consejos

  • Recuerda que la quelitis exfoliativa es una enfermedad crónica que puede demorar un poco en reaccionar a los tratamientos o a los cambios en el estilo de vida. Sométete a cada tratamiento durante una buena cantidad de tiempo antes de decidir que es completamente ineficaz.

Advertencias

  • Siempre consulta con un médico antes de tomar un medicamento nuevo o de intentar diagnosticar tú mismo tus problemas.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página