Cómo tratar la candidiasis bucal

Si te has dado cuenta de que tienes candidiasis bucal, tienes que tratarla de inmediato. La candidiasis bucal es un crecimiento excesivo de hongos de la especie Candida en las áreas mucosas de la boca y a su alrededor. La especie Candida es parte de la flora normal de la población del organismo (en áreas como en las cavidades orales, la faringe, el esófago y en el tracto gastrointestinal), aunque en el caso de la candidiasis bucal, el hongo experimenta un crecimiento excesivo. Por lo general, la candidiasis bucal se presenta en bebés, en personas que tienen un tratamiento de antibióticos o de esteroides y en personas inmunocomprometidas. En la mayoría de los casos, las infecciones causadas por la Candida no son serias y son fáciles de curar, pero en algunos hay que tomar medicamentos fuertes o someterse a un tratamiento para problemas médicos mayores.

Tratar la candidiasis bucal en casa

  1. Toma un probiótico. Tomar probióticos (bacteria saludable) puede ayudar a curar la candidiasis, ya que la bacteria saludable desplaza al hongo invasor y restablece el equilibro normal de las membranas mucosas. Busca un suplemento probiótico que contenga al menos 5 mil millones de UFC (unidades formadoras de colonias) por dosis y tómalo 2 a 3 veces al día.
    • Si la persona afectada es un bebé o un niño, puedes abrir las cápsulas y esparcirlas en la comida del niño o hacer una pasta con el polvo de las cápsulas y diseminarla en el interior de la boca del bebé.
  2. Toma yogur. También puedes obtener los probióticos de un alimento fermentado, como el yogur. Sin embargo, la dosis que recibas será mucho menor y puede ser menos efectiva.
    • Escoge un yogur sin azúcar, pues la azúcar hará que la Candida crezca más rápido.
    • Toma el yogur 1 o 2 veces al día asegurándote de tomarlo lentamente y dejando una cucharada de yogur lo más cerca posible a las lesiones en tu boca alrededor de 30 segundos antes de tragarlo.
    • Las pruebas acerca de la eficacia de los probióticos en los cultivos de yogur son conflictivas, pero en general este régimen tiene pocos efectos secundarios negativos.
  3. Usa un enjuague bucal casero. Hay varios tipos de enjuagues bucales que eliminan la candidiasis bucal. Las instrucciones son las mismas para todos: haz buches con la solución en tu boca de 2 a 4 veces al día y luego escúpela. Los enjuagues bucales incluyen:
    • el agua salada: 1/2 cucharadita de sal en 1 taza de agua
    • el vinagre de manzana: 1 cucharada de vinagre en 1 taza de agua
    • el aceite de árbol de té: unas cuantas gotas del aceite en 1 taza de agua (el aceite de árbol de té es tóxico si se traga, así que solo se debe usar como un enjuague)
  4. Prueba la violeta de genciana para eliminar la candidiasis bucal. Un remedio antiguo para la candidiasis es un colorante llamado "violeta de genciana". No se requiere de una prescripción para obtener la violeta de genciana. Toma una pequeña cantidad en un bastoncillo de algodón y cubre ligeramente las áreas afectadas. Un tratamiento debe bastar. Debido a que se trata de un colorante, ten cuidado de que no caiga en tu ropa u otro objeto que no deseas que se manche. Usa guantes mientras la usas y mantenla lejos de los labios, sino te manchará la piel temporalmente de morado.
    • Usa este remedio bajo la supervisión de tu doctor, ya que puede causar úlceras en la boca y se ha vinculado al cáncer de la orofaringe en estudios recientes.
    • La violeta de genciana no se debe tragar, ya que puede ser tóxico para el organismo si se absorbe sistemáticamente.
  5. Toma vitaminas y minerales. Tomar vitamina C, así como otras vitaminas y minerales, puede beneficiarte fortaleciendo el sistema inmunológico y ayudando a combatir la infección. Además, reduce la inflamación simultáneamente. Algunas dosis sugeridas son:
    • vitamina C: 500 mg a 1.000 mg al día
    • vitamina E: 200 UI a 400 UI al día
    • selenio: 200 mcg al día
  6. Asegúrate de ingerir ácidos grasos esenciales. Estos pueden ayudar al cuerpo a reducir la inflamación, además de proveer beneficios adicionales (como reducir las grasas animales de la dieta regular). Por ejemplo, el omega 6, también conocido como "onagra", se puede tomar junto al omega 3 (aceite de pescado) en una dosis de 2 cucharadas al día o 1.000 a 1.500 mg 2 veces al día.
    • También puedes tomar el ácido caprílico. Este suplemento puede tomarse en una dosis de 1 g junto con las comidas. El ácido caprílico es un ácido graso que puede contener algunas propiedades antifúngicas.
  7. Toma el propóleos. Esta es una substancia natural que se obtiene de la resina de pino producida por las abejas. Las pruebas de laboratorio han demostrado resultados antifúngicos positivos. Sin embargo, ten cuidado si tienes alergia a la miel o tienes asma. Debes hablar con tu médico del propóleos como una opción de tratamiento antes de empezar cualquier régimen.
  8. Usa tratamientos herbarios. Es importante que evalúes los suplementos herbarios (y las interacciones posibles de medicamentos) con tu doctor antes de empezar cualquier tratamiento. Si bien las hierbas pueden tener beneficios para la salud, también pueden contribuir a interacciones y resultados negativos. Los suplementos herbarios beneficiosos que pueden ayudar con la candidiasis bucal son, entre otros:
    • El ajo. Es consabido que el ajo tiene propiedades antifúngicas. Por lo general, la dosificación es 1 diente de ajo al día (lo que equivale a un aproximado de 4.000 a 5.000 mcg de alicina). El ajo puede interactuar con los medicamentos, aumentando el riesgo de sangrado. Además, se sabe que interactúa con los anticoagulantes, como el clopidogrel (Plavix), la warfarina (Coumadin) o la aspirina. También puede afectar los medicamentos para el VIH.
    • La echinacea. Se ha demostrado que el jugo derivado de la echinacea proporciona resistencia contra las infecciones vaginales por levaduras que se dan frecuentemente. Tomar entre 2 a 4 ml cada día puede ayudar a combatir estas infecciones. También, la echinacea puede interactuar con los medicamentos y es importante hablar de las complicaciones potenciales con un doctor antes de empezar un régimen.
    • El aceite de árbol de té. Se ha demostrado en varios estudios que tiene propiedades antifúngicas cuando se usa como enjuague bucal, lo que puede proporcionar un tratamiento efectivo para la candidiasis bucal. El aceite de árbol de té puede ser tóxico si se ingiere oralmente, así que asegúrate de usarlo solo como un enjuague (después de hablarlo con tu doctor).
    • La granada. Sí, en un estudio asociado a la estomatitis protésica, se ha demostrado que el gel de granada ayuda a combatir la candidiasis bucal casi tan eficientemente como el miconazol en gel.
  9. Si tu bebé te ha transmitido la candidiasis bucal, debes recibir tratamiento. Si un bebé en periodo de lactancia tiene candidiasis, entonces la madre puede tener una infección de Candida alrededor de los pezones. En este caso, los pezones suelen estar enrojecidos y escamosos y también puede dar comezón. Además, puedes sentir dolor durante la lactancia. Dos maneras de tratar esta infección son:
    • Crema de nistatina: puede prescribirla el médico de la madre. La dosis usual es de 2 a 3 veces al día.
    • Solución de vinagre: mezcla 1 cucharada de vinagre en 1 taza de agua (puede ser el vinagre blanco o el de manzana). Frota la solución en tus pezones después de dar de lactar y deja que se sequen al aire.
  10. Sustituye cualquier cosa que haya estado en contacto con tu boca mientras tenías la candidiasis. Es importante desinfectar o sustituir los objetos que hayan estado en contacto con la boca para impedir que la candidiasis bucal vuelva. Sustituye tu cepillo de dientes (o la cabeza, si es electrónico) por uno nuevo. Si usas dentadura postiza, remójala por la noche en una solución de limpieza para dentaduras postizas.
    • Para los bebés, hierve los objetos (como los chupetes y las tetinas de biberón) que se han usado en la boca. Lava todos los platos en agua caliente (a más de 50° C o 122° F) y no compartas los platos o utensilios usados con los miembros de la familia.

Tratar la candidiasis bucal con medicamentos

  1. Obtén un diagnóstico de un profesional de la salud. Por lo general, los doctores y los dentistas pueden diagnosticar candidiasis bucal con solo mirar las lesiones de la boca. Sin embargo, algunos pueden tomar una muestra bucal.
    • Asegúrate de visitar a tu médico si los remedios caseros no funcionan después de 2 días o si no estás seguro de que tu enfermedad sea realmente candidiasis.
  2. Usa el miconazol en gel. El miconazol en gel está disponible actualmente como un medicamento de venta libra para la candidiasis bucal. La marca más común de miconazol es el gel oral Daktarin. Con las personas que tienen afecciones hepáticas, con las embarazadas, con las mujeres que dan de lactar y con los bebés menores de 6 meses se deben tomar medidas de precaución adicionales antes de empezar el tratamiento de miconazol.
    • Aplica una cantidad pequeña del gel directamente a las lesiones. Si no sabes cómo aplicar el gel apropiadamente, lee las instrucciones que vienen con él.
  3. Usa un enjuague de nistatina. La nistatina es un medicamento que ayuda a curar las infecciones y el desarrollo de las levaduras. Haz buches con el medicamento en la boca por varios minutos de 3 a 5 veces al día y luego escúpelo para curar la garganta y el esófago.
    • La suspensión de nistatina: debe tomarse 100.000 U/mL entre 4 a 6 veces cada día.
  4. Usa pastillas con prescripción. La nistatina o el clotrimazol también pueden usarse en la forma de grageas (una pastilla que se disuelve en la boca). Deja que una pastilla se disuelva en tu boca, haciendo buches suavemente para que haga contacto con todas las superficies de tu boca. Asegúrate de tragar cada tanto para curar cualquier infección en tu garganta.
    • Ya sea que el medicamento sea un enjuague bucal o una pastilla, sigue usándolo por al menos 48 horas después de que los síntomas hayan desaparecido.
    • Las pastillas de nistatina: de 200.000 U cada una, deben tomarse 4 veces al día por 1 a 2 semanas.
  5. Toma píldoras con prescripción. Si un enjuague o una pastilla no cura exitosamente la candidiasis bucal o si la infección se ha diseminado más allá de la boca, tendrás que tomar píldoras para curar la infección. Por lo general, el tratamiento oral prescrito es el fluconazol o una equinocandina. La elección del medicamento que el doctor haga dependerá de la cepa de Candida y del paciente (cuán enfermo está, si tienes otras enfermedades, alergias y otros factores).
    • Algunos de los medicamentos antifúngicos orales que puedes tomar son el clotrimazol (Mycelex) y el fluconazol (Diflucan), los cuales se toman oralmente.
    • Por lo general, se prescriben las píldoras de 400 mg de fluconazol. Se deben tomar 2 el primer día y después 1 al día. Si bien la candidiasis bucal puede aparentar que se ha ido en los 2 primeros días de tomar el medicamento, es importante seguir el tratamiento recomendado, el cual es generalmente de 2 semanas aproximadamente.
    • La equinocandina se prescribe como 70 mg de caspofungina durante el primer día y después 50 mg al día. También se puede prescribir como 200 mg de anidulafungina durante el primer día y después 100 mg al día.
  6. Habla con tu doctor sobre el tratamiento con el cual debes empezar. Algunos médicos empiezan prescribiendo píldoras para dar al paciente el tratamiento más rápido y más seguro. Si te prescriben un medicamento oral y prefieres probar otro método, habla con tu doctor acerca de tus preferencias.

Consejos

  • No compartas nada que haya pasado por tu boca o cerca de ella con otra persona.

Advertencias

  • Si tomas medicamentos y la infección no mejora, visita a tu doctor inmediatamente.
  • Si has probado un remedio casero y la infección no mejora en el plazo de 2 días, visita a tu doctor inmediatamente.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página