Cómo quitar chicle del cabello

Tener chicle en el cabello por lo general te hace llorar, ir al peluquero y hacerte un corte de cabello. Sin embargo, existen maneras más fáciles y menos costosas de sacar ese chicle. Desde la mantequilla de maní clásica hasta la pasta dental, existen muchos métodos que puedes usar para sacarte el chicle rápido al mismo tiempo que mantienes tu cabello intacto.

Usar mantequilla de maní

  1. Usa una mantequilla de maní suave. La mantequilla de maní es una solución clásica y la mayoría de las personas apuestan por ella. Funciona con tanta eficacia porque su contenido de aceite lubrica el cabello, mientras que las características naturales del maní descomponen el chicle.
    • Por lo general, necesitarás 80 gramos de grasa por 100 gramos de mantequilla de maní.
  2. Usa una liga de goma para separar el cabello afectado. Si fuera posible, es preferible que separes tu cabello para evitar que el desastre se expanda.
    • Un pedacito de papel aluminio también funcionará para evitar que los productos resbaladizos se expandan por tu cabeza.
  3. Aplícate mantequilla de maní con un cepillo de dientes. Empieza en la parte superior del chicle y ve hacia abajo con el cepillo de dientes.
    • Usa trazos largos. Como la mantequilla de maní y el chicle estarán mezclados, el chicle se descompondrá. Después de cierto punto, tal vez quieras usar un peine o tus dedos para tomar pedazos más grandes de tu cabello.
    • Usa la parte posterior de una cuchara detrás del chicle como una superficie dura para expandir la mantequilla de maní.
  4. Usa una toalla para limpiarte el cabello. Una vez que la mantequilla de maní descomponga el chicle, usa una tela o papel absorbente para sacar el chicle de tu cabello.
    • Aunque la mantequilla de maní y el peine sacarán el chicle de tu cabello, es posible que todavía queden residuos que podrás sacar con una toalla.
    • Si usas mantequilla de maní, tendrás que lavarte el cabello con bastante champú para enjuagarte bien.

Usar lubricantes

  1. Encuentra un lubricante. Puedes encontrarlos con facilidad en casa, ya que muchos artículos de cocina y de tocador contienen un lubricante con el que debes estar familiarizado: el aceite.
    • Los lubricantes pueden incluir, pero no se limitan a, la pasta dental, el aceite de cocina, espuma para el cabello, WD-4, crema fría, vaselina, silicona capilar y adhesivos.
  2. Usa una liga de goma para separar el cabello afectado. Si fuera posible, es preferible que separes tu cabello para evitar que el desastre se expanda.
    • Un pedacito de papel aluminio también funcionará para evitar que los productos resbaladizos se expandan por tu cabeza.
  3. Aplícate un lubricante con los dedos. La mayoría de los lubricantes, como el aceite, se pueden verter o exprimir. Colócalo en el área que rodea la goma con los dedos y después pasa tus dedos por toda el área afectada.
    • No aprietes el chicle demasiado hasta que toda alrededor esté completamente cubierta de aceite. Si mueves el chicle demasiado pronto, expandirás el desastre.
  4. Terminar de limpiar tu cabeza. Después de usar el lubricante en tu cabello, usa un peine de dientes anchos para sacarte el chicle. Limpia el peine con frecuencia, ya que el chicle puede pegársele.
    • Antes de lavarte con champú para sacar el lubricante de tu cabeza, usa una tela suave para absorber y eliminar cualquier aceite restante o sustancia resbaladiza.
  5. Lávate el cabello con champú. Algunos productos lubricantes huelen fuerte. Asegúrate de lavarte con champú después de sacarte el chicle del cabello.

Disolver el chicle

  1. Encuentra un disolvente. Es menos probable que encuentres disolventes en tu casa, pero también son eficaces para quitar el chicle.
    • Los disolventes incluyen, pero no se limitan al, aceite de eucalipto, alcohol desinfectante, adhesivos, bicarbonato de sodio con agua, zumo de limón, vinagre blanco y mayonesa.
  2. Aplícate un disolvente directamente y deja que repose al menos un minuto. Después de que el producto se haya fijado por un tiempo, empieza a separar el chicle con los dedos.
    • Si el chicle no se separa, aplícate más y deja que repose un poco más. Debe disolverse y descomponerse en tus dedos.
  3. Limpia el residuo de tu cabello. Si los disolventes han funcionado bien, podrás sacar el chicle con tus dedos. Después, limpia el área con una toalla.
    • Se recomienda que te limpies el cabello con una toalla antes de lavarte con champú para hacerlo con más facilidad.

Congelar el chicle

  1. Usa hielo. El hielo funciona endureciendo el chicle y dejando que se salga de tu cabello.
    • Se sabe que este método es más doloroso que los otros, porque todavía tienes que arrancar el chicle frío del cabello.
  2. Usa una compresa de hielo para endurecer el chicle. Si tu cabello es muy largo, puedes cerrar tu cabello dentro de la refrigeradora. Si tu cabello es corto, aplícate un cubo de hielo en el área afectada y envuélvelo en una bolsa de plástico. Sostenlo así por veinte minutos.
    • También puedes aplicarte agua salada en el cabello de antemano para disminuir la temperatura del hielo.
  3. Saca el chicle endurecido de tu cabello. Cuando el chicle esté duro y se pueda romper, podrás sacarlo de tu cabello. Si empieza a suavizarse, congélalo de nuevo.
    • Si el chicle se ha pegado tanto a tu cabello como para jalarlo, puedes ponerte un poquito de aceite de cocina y congelarlo de nuevo.

Consejos

  • Cuando te laves el cabello con champú, asegúrate de usar bastante acondicionador. El acondicionador por lo general contiene lubricantes que sacará con facilidad cualquier residuo que puedas haber dejado en tu cabello.

Advertencias

  • Asegúrate de hacerlo pronto, porque no te gustaría tener un chicle pegajoso en tu cabello por mucho tiempo.
  • Debes tener cuidado cuando uses WD-40, ya que esta sustancia puede ser dañina o mortal si la consumes. Lávate las manos después de aplicártela en el cabello.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página