Cómo hacer que los problemas financieros los unan más

El romance parece que desaparece cuando llegan esas épocas llenas de agobios financieros. El amor y el romance realmente se ponen a prueba cuando aparte de vivir una vida muy ocupada, criar una familia, las tareas de la vida diaria, se une el tener que enfrentar problemas económicos. Sin embargo, escoger enfocarse en lo que realmente importa y aprovechar el momento para demostrarse amor el uno por el otro ayudará a asegurar que estos tiempos difíciles les acercan más que separarlos.

Pasos

  1. Protesta, muéstrate contrario a las medidas de austeridad. Lee El Capitalismo del Desastre de Naomi Klein. Expresa solidaridad con otros en tu posición. Lucha por los derechos colectivos. Solidaridad entre hermanos y hermanas.
  2. Recuerda expresar tu amor. Asegúrate de decir "Te quiero" regularmente y de corazón. Las relaciones sufren y se ponen tensas en tiempos difíciles, puede ser muy fácil olvidar que decirse uno al otro lo mucho que te importa y le quieres, tiene un gran significado además de servir como fuente para daros energía uno al otro, además de tranquilizar. El apoyo mutuo es vital porque ambos necesitáis saber que eres amado por el otro, así que di "Te quiero" tan a menudo com puedas.
  3. Mantén la conexión con tu pareja. Para algunos, la depresión y la tristeza pueden llegar en tiempos de problemas emocionales y financieros. Si esto sucede es terrible, y realmente te rompe el corazón ver a quien amas llorando. Sin embargo, no le abandones. Debes estar ahí para tu compañero que está sufriendo una crisis emocional y mental. Primero, asegúrate que esta recibiendo la atención médica que necesitan y apóyale para que lo supere. Segundo, asegúrate de que os consoláis uno al otro en todo momento porque lo último que quieres, es que llegue una separación emocional. Si permanecéis emocionalmente conectados la "magia" de la relación se reavivara un poco y tu compañero sabrá que a largo plazo puede confiar en ti mientras se recuperan de la situación que les agobia.
  4. Pregunta que puedes hacer para ayudar. No des nad apor hecho y busca una orientación directa de las maneras en que puedes ayudar a tu compañero. Debes darte cuenta de que no puedes presumir de saber cómo se siente o como está haciendo frente a las dificultades, le das a tu pareja libertad para expresarse abiertamente y sin esconder sus sentimientos reales. Esto puede suponer tanto una catarsis como una revelación y te da la oportunidad de tranquilizar o bien ofrecer soluciones y compromisos que ambos podéis superar juntos
    • Has preguntas como: ¿Puedo ayudarte de alguna forma? ¿Hay algo más que pueda hacer yo? ¿Hay algo específico en lo que pueda yo ayudar? Estas preguntas casi siempre tienen una respuesta.
  5. Sé comprensivo con las malas pasadas que la mente puede jugar en tiempos difíciles. Parecerá que el mundo está tratando de derrumbarte. Y algunas veces puede que te sientas tentado de culpar a otro por el camino que están llevando las cosas. Primero, gran parte de lo que sucede durante tiempos económicos difíciles está fuera de tu control y no es algo que puedas culparte a ti mismo. Segundo, culpar a otro no cambia nada y ambos podéis buscar nuevas formas de volver a los viejos hábitos, para que enfrentes los retos que tienes en la actualidad, y planear formas de tirar uno del otro hacia una situación mejor, juntos. Puedes estar seguro que permanecer juntos aumenta las probabilidades de que ambos superen esta mala racha tirando uno del otro.
  6. Saca tiempo simplemente para estar juntos, hablando, plantear cuestiones y buscarle soluciones juntos. Aunque puede que queráis usar parte de este tiempo discutiendo presupuestos, gastos vendiendo activos, haciendo algún cambio laboral o buscando trabajo, etc, asegúrate también dejar espacio para compartir emociones, sentimientos y preocupaciones, y has tu mejor esfuerzo en no hacer juicios paralelos. Las preocupaciones se pueden trabajar como equipo, pero también pueden empeorarse si la persona que revela sus preocupaciones siente que se burlan de ellas, se le habla en tono condescendiente o bien simplemente se les resta importancia. Cada preocupación es válida y necesita manejarse, aún si es para hacerle saber que esa preocupación no tiene base
    • Cuando estén hablando de dinero, siempre hay un riesgo de reacciones negativas, tales como gritos, llanto, que alguno de los dos se vaya dejando al otro con la palabra en la boca, etc. Pero es importante volver al tema tan calmadamente como se pueda y con una mentalidad de equipo tratar de solucionarlo. Recuerden que están en esto juntos y que lo van a superar juntos.
    • No dejes que la ira o la frustración crezcan. No debes dejar que sea como un fuego alimentándose en una campo seco, solo viendo las llamas cada vez más cerca, hasta que explote. Os prometiste estar con el otro en tiempos difíciles tambien, y ha llegado el momento al que esos votos se referían.
  7. Cuida tu higiene. Si el estrés se ha apoderado de ti, puedes sentirte tentada a descuidar tu higiene personal, especialmente por el letargo, depresión o desesperanza. Sin embargo, este es un momento en el que debes sentirte orgulloso de ti mismo a pesar de todo. También, es una cuestión de respeto estar bien arreglada para tu pareja. Es difícil sentirse romántico con alguien quien está permanentemente desarreglado.
  8. Ten fé. Alejarse ya sea física o emocionalmente debilitará la relación y se convierte en la amenaza final para estabilidad financiera. y otros recursos que os están manteniendo juntos. Aunque la idea de tener una aventura, pueda parecer una buena idea para escaparse de los problemas, la realidad es que trae más problemas y complicaciones y puede desestabilizar cualquier oportunidad que tengas de renovar el romance en tu relación.
  9. [[Image:Atthestart23.png|right|179px|thumb|Recuerda lo que los unió.]Permanezcan juntos. Si el tema del divorcio ha surgido, haz lo que puedas para retrasar cualquier decisión al respecto. En tiempos de penurias económicas el divorcio va a ser la más grande de todas y es definitivo. Traten de recordar que los malos tiempos pasarán pero que la relación debe perdurar. Buscar consejos y hablar de las cosas ayuda, pero lo más importante es posponer la decisión para no hacerla en condiciones psicológicas en las que puedes ser poco objetivo.
  10. Trata de que no te afecten las cosas pequeñas. Pueden sobrellevarlas juntos, y demostrarle al resto del mundo que a pesar de todo pueden permanecer unidos y ser optimistas.
  11. [[Image:Hangingtogetherwell.png|right|220px|thumb|Piensa en que romántico sería renovar los votos que hiciste en la boda. Permanece optimista. No te rindas. Sean consistentes y llenos de energía con respecto a los esfuerzos que van a hacer por salir de esta situación es muy importante. Uno debe ser la guía y la fuerza del otro. No olvides esto.

Consejos

  • En el momento de que tu pareja te colapse a causa del estrés, muéstrale que le quieres. Ayúdale a recibir el apoyo médico necesario y la terapia y dale tranquilidad a través de tu amor y apoyo.
  • Aunque no tengas dinero, puedes divertirte sin gastar mucho. En tiempos de penurias económicas, mantén en mente que actividades como salir a comer fuera o ir al teatro o al cine pueden no estar en tu presupuesto, este es el momento en el que una pareja puede permanecer en casa, hacer la cena juntos, o ver una película. Estas actividades suelen ser más personales y pueden acercarles más durante el tiempo de vacas flacas.
  • Permanezcan juntos, no se abandonen.

Advertencias

  • ¡Las advertencias hacen que la vida sea más pesimista! Busca el punto de vista más optimista de tu situación y sigue trabajando para resolver tus asuntos.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página