Cómo comprar un conejo

Cuando compres un nuevo conejo, una de las cosas más importantes que harás será elegir a tu mascota. Esta será tu nueva mascota por los próximos 9 años si la cuidas de manera adecuada y no se enferma ni se lastima. Es un gran compromiso y tienes que elegir al conejo de manera cuidadosa. Este artículo te dirá cómo hacerlo.

Decide dónde comprarás tu nuevo conejo

  1. Decide qué tipo de conejo quieres, ¿macho, hembra, adulto, bebé, con pedigrí, de qué raza? Decide cuántos conejos quieres tener. Uno está bien si puedes darle bastante compañía, pero si no estás seguro de poder hacerlo, lo mejor es tener al menos dos. Este artículo se trata principalmente de conejos que serán mascotas. Para leer sobre cómo escoger a un conejo para espectáculos, ve a Cómo elegir un conejo para espectáculos.
  2. Decide dónde conseguirás al conejo. Aquí te mostramos unas opciones, con sus lados positivos y negativos.
    • Una tienda de mascotas. Ahí habrá una gran cantidad de conejos de donde podrás elegir (desde bebés hasta adultos). Sin embargo, igual tienes que revisar toda la tienda (no solo la parte de los conejos) y asegurarte de que esté limpia y que los animales estén bien cuidados. No debe oler mal y sería una buena idea preparar una lista de preguntas para hacerle al encargado de la tienda para asegurarte de que conocen su negocio.
    • Un refugio de conejos. Si haces esto, le estarás dando a un pobre conejo abandonado nuevas ganas de vivir y es muy probable que las personas que se encuentran ahí sigan ayudándote con cualquier duda que tengas sobre tu conejo. Sin embargo, la mayoría de los conejos ya serán adultos y te sentirás en apuros para encontrar un pedigrí.
    • Un criador de conejos. Quizá esta sea tu mejor opción. Los buenos criadores de conejos quizá ya hayan empezado a dejar que sus conejitos socialicen y podrían darte información sobre cómo cuidar a tu conejo. Al igual que con la tienda de mascotas, lo mejor es que prepares una lista de preguntas para asegurarte de que el criador sea uno bueno.
  3. Investiga. Pregúntale a tus amigos, familiares, revisa el periódico y en todos los lugares que puedas. Lo que escuchas de la gente por lo general es información confiable, ya que las personas no suelen recomendar tiendas de mascotas en las que hayan tenido una mala experiencia. Ve a los mejores lugares y escoge tu preferido. Haz preguntas; los buenos proveedores estarán dispuestos a responder cualquier pregunta.
  4. Reduce tus opciones a dos lugares en donde podrías conseguir tu conejo, máximo tres. Ve a cada uno de ellos, investiga a fondo y analiza con cuidado a los conejos (y a cualquier otro animal que esté en el lugar). En este punto, puedes darte el lujo de ser exigente, ya que estás tratando de elegir al mejor de los lugares de donde podrás elegir a tu conejito.
  5. Elige uno. Escoge tu lugar preferido. Si tienes problemas, pide opiniones de otras personas. ¡Elige con cuidado!

Elige a tu conejo

  1. Busca un par de conejos que cumplan con tus requerimientos. Si simplemente quieres un conejito que crezca hasta cierto tamaño y que tenga (o no tenga) un cierto tipo y tamaño de pelo, esto debería ser fácil. Solo necesitas encontrar una camada en la que los padres se parezcan al tipo de conejito que quieres.
  2. Revisa su salud. Es muy importante que estén sanos. Si encuentras algunos conejos que no lo estén, revisa a los otros con más cuidado. Si encuentras un conejo enfermo, quizá quieras reconsiderar el querer conseguir a tu mascota de esa camada o grupo de conejos en particular. Si encuentras a varios conejos enfermos o uno o más que estén extremadamente enfermos, lo mejor es que reconsideres comprar a tu conejo en ese lugar.
    • Las orejas deben estar limpias y no deberían oler mal. Revisa que sus orejas no tengan exceso de cerumen ni tengan cuerpos extraños en ellas. Si las orejas están blandas y caídas tocando el piso, está bien; esto significa que este es un conejo con orejas caídas.
    • Los ojos deben estar limpios, libres de cuerpos extraños y no rojos ni irritados. Asegúrate de que el conejo pueda ver; pídele al criador que lo revise. Está bien que los conejos tengan ojos de diferente color.
    • El pelo y la piel deben estar limpios y no deberían oler mal. El pelo no debería estar enredado. Revisa el pelo y luego la piel; revisa que no hayan garrapatas, pulgas u otros parásitos. Te darás cuenta si encuentras motitas negras, rojas, cremas o beige moviéndose por ahí. Revisa todo el conejo, prestándole más atención a la cola y debajo de esta.
    • Las uñas no deberían estar muy largas. Si lo están, revisa todas las otras señales que indican que está sano. Si todas las otras señales están bien, sí podrías escoger ese conejo; solo pídele al veterinario que le corte las uñas cuando lo lleves para que lo revisen (que debería ser lo más pronto posible luego de que consigas a tu conejo).
    • La boca debe estar limpia y no debe oler mal. No debería tener nada adicional, además de lo que se espera encontrar dentro de una boca (dientes, lengua, etc.).
  3. Escoge tu favorito. Si todos están felices y sanos, esto solo se tratará de elegir a tu preferido. Solo no elijas al conejo que está sentado atrás, lejos del resto; puede ser que sientas pena por él, pero esto podría conllevar dificultades más adelante.

Consejos

  • Lleva a tu conejo directamente al veterinario luego de conseguirlo. Si no puedes, llévalo lo más pronto posible.
  • Ten una caja de viaje apropiada (puedes usar una para gatos o perros pequeños) para poder transportar a tu conejito ahí. No la usarás de inmediato, pero sí cuando lleves a tu conejito al veterinario, si te mudas y en otras oportunidades.
  • Pregúntale al criador si puedes regresar al conejito dentro de las primeras 24 horas si es que hay algún problema. Si te dice que no, reconsidera comprarle a ese criador.
  • ¡Escoge a un veterinario que sepa de conejos!
  • Esteriliza o castra a tu conejo lo más pronto posible. Esto ayudará a reducir los problemas de salud, mal comportamiento y conejitos no deseados, de los cuales desafortunadamente ya hay muchos.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página