Cómo ser fabulosa

¡Eres la abeja reina y ya es hora de que le demuestres al mundo lo fabulosa que eres! Si quieres ser fabulosa y vivir tu vida abiertamente y con orgullo pero no sabes cómo hacerlo, este artículo es para ti.

Llevar la ropa adecuada

  1. Lleva más lentejuelas. Las lentejuelas son fabulosas. Hacen que brilles y te otorgan todo el dramatismo de Mae West en un bonito envoltorio moderno. ¿Te pones lentejuelas? Muy bien. Ponte más. Los vestidos de lentejuelas son ideales. No dejes que nadie te diga que están pasados de moda porque no saben de lo que están hablando.
  2. Dale más color a la vida. ¿Quién quiere vivir una triste existencia de grises y marrones? NADIE. Da color a la vida de los demás con atuendos de colores fuertes. Sé atrevida al escoger los colores y no temas llevas más de un color vivo al mismo tiempo.
  3. Añade un poco de dramatismo a la mezcla. Pero no nos referimos a dramas sociales, ¿quién quiere más de eso? Cuando decimos dramatismo nos referimos a algo con plumas o una estola de piel (¡artificial!). Sabes que puedes ser como Marilyn Monroe, así que ¡hazlo!
  4. Aumenta unos centímetros. ¡A los tacones, claro! Quítate esos aburridos taconcitos y dale un poco de glamour a tu atuendo. Alrededor de los 8.5 cm (3.5 pulgadas) te vuelves fabulosa.
  5. Más cabello. Más pelo, más alto, con más volumen: eso es fabuloso. Ponte extensiones o incluso una peluca divertida. Puedes darle incluso más dramatismo dándole color a tu pelo. Pero asegúrate de estar perfecta como una supermodelo todo el tiempo. El look fabuloso es más sofisticado que casual.
  6. No te dejes aconsejar sobre ropa. ¿Por qué nos haces caso? Lo que tienes que hacer para ir fabulosa es seguir tus propias ideas. ¡Y, desde luego, tú tienes un gusto fabuloso! Lo más importante es vestir de una manera que te haga sentir feliz y que diga quién eres. Si te van los abrigos de tweed con coderas, fabuloso, y no dejes que nadie te lleve la contraria.

Quererte a ti misma

  1. Quiérete. Nunca te avergüences de la persona que eres ni del cuerpo que tienes. ¿Por qué ibas a hacerlo? ¡Eres fabulosa tal y como eres! Contonea tu cintura y acéptate como eres. Ponte la ropa que mejor te siente y el estilo que más se adapte a tu personalidad.
  2. Defínete. No permitas que nadie te diga quién eres. Explora tus deseos y busca lo que te haga feliz. ¿Por qué querrías malgastar el tiempo intentando ser alguien que no eres y haciendo cosas que no te gustan? ¡Es desperdiciar tu vida! Debes descubrir quién eres y qué te hace feliz y olvidarte de lo demás. No te preocupes. Encontrarás tu sitio.
    • Una buena manera de descubrirte es hacer trabajos de voluntariado. Ayuda a gente que esté en situaciones difíciles con la que te puedas identificar. Esto te ayudará mucho a descubrir quién eres.
    • Otra manera de aprender cosas sobre ti es viajar. Ve a algún lugar lejano donde la gente sea muy distinta a ti y aprenderás mucho sobre quién eres como persona. También hará que tengas más confianza en ti misma.
  3. Ten mucha energía. La gente realmente fabulosa no es tranquila, ni se pasa el día en el sofá viendo programas de telerrealidad. Están ahí fuera disfrutando de la vida. Tómate un par de cafés expreso y estarás lista para vivir la vida loca.
  4. Expresa tus emociones. Quienes son fabulosos de verdad no temen expresar sus emociones. Comparte la experiencia humana con todos a tu alrededor, deléitate con las idas y venidas de la vida, y nunca tengas miedo de mostrar exactamente cómo te sientes por las cosas que pasan. Los seres humanos son criaturas emotivas, y guardarlo todo dentro puede ser muy malo para la salud.
  5. Vístete para demostrarle a los demás que sabes lo que tienes. Tu ropa siempre tiene que ser fa-bu-lo-sa. Viste con descaro y orgullo, escogiendo colores y estilos que te hagan feliz y expresen quién eres. ¡Cuanto más vivos sean los colores, mejor! Debes usar tu ropa para anunciarle al mundo que estás aquí, lista para que te adoren.
  6. Quiérete. Nadie va a pensar que eres fabulosa si tú no lo crees. Tienes que empezar a dejar atrás toda la autocrítica y las dudas. Eres una persona increíble, aunque no siempre te sientas así. Dáte un abrazo, regálate algo bonito, y llévate a una cita en ese sitio de sushi, porque tú lo vales.
    • Si hay algo que no te gusta nada de ti y es un problema de verdad (como que a veces eres un poco grosera), ¡arréglalo!
  7. Duerme un sueño reparador. No puedes sacudir el mundo con todas tus cualidades si estás cansada y con mal aspecto. Un sueño reparador te hace más bella, así que no bajes de las 8 horas. Mientras tanto, puedes mover el esqueleto en el país de los sueños.

Salir a la calle

  1. Deja que la gente disfrute de tu presencia. Si de verdad quieres ser fabulosa, tiene que gustarte la gente. Y tienes que pasar tiempo con gente. Debes darle a los demás la oportunidad de que disfruten de todo lo que tienes que ofrecer, así que sal ahí fuera y sé sociable. Ve a fiestas, da fiestas, sal con amigos, ve a discotecas, y busca otras formas estupendas de pasar el tiempo con gente y hacer nuevos amigos.
  2. Cuida de los tuyos. Como diva fabulosa, vas a tener que cuidar de tus amigos, tu familia y del resto de tus súbditos e iguales fabulosos. Ayuda a la gente, defiéndela frente a las críticas, y deja que descubran sus propias divas interiores. Saca lo mejor de ellos mismos, porque ese es el trabajo más importante de la persona fabulosa.
  3. Reclama atención. No querrás que nadie se pierda ni un solo momento de la representación que es tu vida. ¡Qué horrible destino para ellos! Reclama atención estés donde estés y asegúrate de tener el control y la dirección del espectáculo. Esto no quiere decir que montes escenas ni tengas rabietas. No, debes reclamar atención siendo comunicativa (pero no ruidosa), haciendo contacto visual con la gente y exudando confianza por cada uno de los poros.
  4. No aguantes tonterías de nadie. Eres demasiado fabulosa para perder tu tiempo con ideas estúpidas, discursos de odio y actitudes quejosas. Si hay alguien muy negativo cerca de ti comportándose de forma muy melodramática, deja de verle. ¿Quién tiene tiempo para eso? Hay sitios a los que ir y cosas que hacer.
  5. Consigue lo que quieres. Lo que quieres es lo correcto, así que ve a por ello. Normalmente podrás conseguir lo que quieras siendo testaruda y permaneciendo fiel a tus ideas y principios. Sin embargo, tampoco viene mal hacerse una experta debatiendo y convenciendo a la gente de cosas. Hablar con convicción y como si supieras de lo que hablas también te ayudará a salirte con la tuya.
  6. Sal con muchos chicos. No seas promiscua (hemos dicho que salgas, no que te acuestes con todos), pero siéntete libre de salir con quien quieras, siempre que no tengas una relación. ¿Por qué? ¡Porque sería una pena guardar lo fabulosa que eres solo para ti! Sal y demuéstrale a la gente lo que tienes que ofrecer.
  7. Haz que todos se rían. Otro importante deber de la persona fabulosa es hacer que todo el mundo esté contento y desestresado haciéndoles reír. Ayuda a la gente a verle la gracia a las situaciones más duras. Practica tus respuestas ágiles y dichos ingeniosos para estar preparada cuando llegue el momento.

Vivir una vida fabulosa

  1. Experimenta la vida. Tu vida tiene que ser tan fabulosa como tú, así que sal a la calle y haz cosas. Si no quieres trabajar de 9 a 5 en una oficina, encuentra un trabajo que se adapte más a ti. Estudia en clase algo que te encante y consigue una carrera que no vayas a odiar en 20 años. ¡Viaja! Ve el mundo y aprende cosas increíbles de los mejores.
    • La mejor fiesta nocturna la encontrarás en Los Ángeles, Nueva York, Las Vegas, París, Milán, Berlín, Londres, Bangkok, Buenos Aires y São Paulo (Brasil).
  2. Arriésgate. Si de verdad quieres una vida fabulosa, vas a tener que vivir sin miedo y con una sana disposición al riesgo. No puedes quedarte sentada haciendo lo mismo de siempre. Lo mejor de la vida se consigue cuando sales y haces cosas que podrían no salir bien. Deja lo seguro en favor de la nueva experiencia.
  3. Marca tendencia. En vez de seguir las tendencias, tienes que crearlas. Esto significa ser original y osada. Utiliza esas experiencias únicas que has adquirido asumiendo riesgos para ofrecerles nuevas experiencias a los demás. Sé única, pero maravillosa y elegante en todo lo que hagas, y marcarás tendencia.
  4. Ve a la cabeza. Ser fabulosa significa no pedir disculpas a nadie, así que no temas llevar las cosas un poco lejos o ir más a la cabeza de lo que la gente lo haría normalmente. Así ayudarás a esa gente a saber quién eres y tú podrás disfrutar más de tu vida. La vida es corta, ¡no te quedes atrás!
  5. Escucha la banda sonora de tu vida. Crea una lista de reproducción que sea la banda sonora de tu vida. Escucha canciones cuando estés alegre, triste o enfadada, y ten una canción de referencia para cuando quieras sentirte incluso más espléndida de lo que ya eres.
    • Algunas canciones fabulosas para tu vida son "Strip Me" de Natasha Bedingfield, "We Can't Stop" de Miley Cyrus, "Q.U.E.E.N." de Janelle Monáe y "Single Ladies" de Beyoncé.
  6. Sé fabulosa desde los cimientos. Tendrás que tener un hogar encantador que vaya con tu fantástica personalidad. Querrás tener un buen sitio al que llevar a tus amigos y amantes, ¿no? No tiene por qué ser grande, pero sí llamativo y perfectamente diseñado. Gástate una pequeña fortuna en muebles de diseño, o copia las ideas con hallazgos en tiendas baratas de antigüedades. Lo que más te convenga.
  7. Sé sincera. No hace falta que seas grosera con la gente, pero sí deberás decir las cosas como son. Procura no ser muy insultante, pero llama la atención a la gente grosera o que se porta mal. La educación ayuda poco si todo el mundo a tu alrededor hace cosas malas.

Consejos

  • Cultiva un buen vocabulario.
  • Obtén buenas notas para poder estudiar la carrera que quieras.
  • Mantén una buena postura.
  • Ten confianza, pero sé realista.
  • Sé ingeniosa en tus comentarios.

Advertencias

  • No te esfuerces demasiado. Será mucho más fácil ser "fabulosa" si actúas de forma normal. ¡Sé tú misma!
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página