Cómo convertirse en criador

Los criadores de animales cruzan y crían a diferentes animales. La crianza es una manera fascinante y gratificante de interactuar con los animales, además de ser un oficio relativamente lucrativo; el salario promedio de un criador es de $40.000. Sin embargo, convertirse en criador de animales no debe ser una decisión imprudente, puesto que muchas veces es un proceso muy difícil que requiere un alto grado de dedicación. Este artículo te ayudará a decidir si la crianza de animales es la decisión correcta para ti y te enseñará cómo empezar.

Elegir un animal para criar

  1. Investiga sobre el compromiso que implica la crianza. Los criadores de animales tienen muchas responsabilidades, como alimentar, dar agua y cuidar de sus animales, hacer preparativos médicos para los animales recién nacidos y vender o realojar a los animales bebés.
    • El tipo de animal que decidas criar también influye en esto.
    • Por ejemplo, criar perros para venderlos a las familias es muy diferente a criar vacas para venderlas a las granjas.
    • Sin importar el animal que elijas, la crianza representa una enorme responsabilidad.
  2. Separa el dinero necesario para la crianza. Es fundamental tener esto en cuenta antes de empezar a criar, y la cantidad necesaria para empezar variará según el animal, pero es costoso independientemente de lo que elijas. Por ejemplo, los preliminares de la crianza de cachorros Malamute pueden costar más de $7000, y este monto no incluye los chequeos en la veterinaria en caso de que los cachorros se enfermen.
    • Aunque los criadores ganan mucho dinero, la cantidad que ganen dependerá de los animales que críen.
    • Los animales más solicitados te generarán más ingresos.
    • No podrás empezar a vender a las crías hasta el destete, que puede tardar hasta un año según el animal.
  3. Elige un animal para criar. Los perros, los gatos, y los canarios son las mascotas de casa más comunes, por lo que debes considerarlas si deseas vender a las familias. En general, el ganado debe criarse en una granja, mientras que los animales domesticados pueden criarse en una casa. Los animales exóticos solo pueden criarse en un zoológico o en una organización profesional.
    • Solo las personas con estudios superiores en ciencias veterinarias pueden trabajar con estos animales.
    • Conserva una lista de los animales que se ajustan mejor a tu estilo de vida.
    • Por ejemplo, si vives en un área urbana, tal vez criar animales de granja o caballos no sea la mejor idea.
    • Si vives en una granja, criar pollos, perros o incluso conejos estaría bien.
  4. Investiga sobre el animal que criarás. Este es el paso más importante de todo el proceso, porque cada tipo de animal requiere conocimientos especializados. Si bien un título académico no es necesario para convertirse en un criador, es fundamental que tengas conocimientos profundos sobre el animal que criarás. Utiliza un motor de búsqueda para investigar sobre el cuidado necesario para criar a un animal en particular, como bulldogs o un determinado tipo de caballo. Tome nota del tipo de animal que parece ajustarse mejor a tu estilo de vida.
    • Ingresa preguntas específicas en el motor de búsqueda, como “¿Cómo criar lagartos?” o “¿Cómo cuidar gazapos?”
    • Pide consejo a criadores experimentados.
    • En las bibliotecas también encontrarás muchos libros sobre ciertos animales.

Obtener una licencia de crianza

  1. Investiga sobre las leyes específicas de tu área para obtener una licencia de crianza. No todas las leyes de crianza son iguales; por ejemplo, en California, las licencias de crianza tienen validez por un año, cuestan $335 y debe colocarse un microchip al animal que se va a criar. Sin embargo, en Texas, las licencias cuestan $300 si cuentas con menos de 25 animales, y el animal criado no necesita tener microchip.
    • En el motor de búsqueda, escribe “licencia para criar animales” y el estado o área donde vives.
    • Para criar animales de forma legal, debes obtener una licencia.
    • A menudo existen reglas específicas, como no poder tener cierto número de animales y someterse a inspecciones con regularidad.
  2. Solicita la licencia. Una vez que hayas descubierto los requisitos para obtener una licencia de crianza, empieza con el procedimiento necesario para conseguirla. Lo más probable es que debas pagar una suma de dinero y llenar una solicitud. Muchas veces los formularios de solicitud se encuentran disponibles en línea, pero es posible que, en tu área, debas visitar al departamento local de servicios de animales.
  3. Solicita el seguro para criadores, por si acaso. Es posible que puedas obtenerlo a través de tu compañía de seguro para autos o de hogar. Este tipo de seguro te brindará cobertura por cualquier daño a tus pertenencias causado por los animales que estás criando, costos veterinarios inesperados y otros gastos. Consulta a un agente de seguros para obtener más información.

Conseguir a los animales

  1. Decide si quieres tener hembras y machos. No es obligatorio que tengas hembra y macho, podrías tener una hembra y pagar para que se reproduzca con el macho de otra persona, tener un macho y pagar para que se reproduzca con la hembra de otra persona, o tener un macho y una hembra. La ventaja de tener ambos es no tener que negociar un contrato con otros criadores.
    • Es posible que prefieras tener un macho que se junte con otras hembras.
    • No tener una hembra significa que no tendrás que cuidar a los recién nacidos.
    • O puedes disfrutar cuidando a una hembra preñada y a sus crías.
  2. Investiga sobre otros criadores del animal que deseas criar. Ya sea que decidas comprar solo un macho, solo una hembra o ambos, es importante encontrar animales con un linaje de alta calidad. También es recomendable que el animal que compres o críes esté sano. Elabora una lista de contactos con posibles socios de reproducción que ofrezcan animales de calidad.
    • Si decides no tener hembra y macho, pregunta a los posibles socios de reproducción qué porcentaje de las ventas obtendrás.
    • Revisa con detenimiento los “antecedentes” de cualquier animal que consideres para cruzar.
    • Pide los documentos de registro del animal; esto es particularmente importante si deseas cruzar a un animal específico de raza pura.
  3. Compra animales sanos para empezar a criar. Los animales enfermos suelen vomitar o tener diarrea, se vuelven apáticos o les falta pelo. Investiga sobre el animal que vas a criar y conoce cómo son los síntomas de las enfermedades de ese animal en particular.
    • En un motor de búsqueda, escribe “síntomas de enfermedad” y el animal que deseas criar.
    • Por ejemplo, los criadores de gatos deben escribir “síntomas de enfermedad en gatos”.
    • Invierte tiempo en aprender cuáles son los síntomas de una enfermedad en el animal. De esta forma, sabrás si los animales que compras están sanos.

Criar a los animales

  1. Críe a los animales. La mayoría de las hembras tienen un ciclo estrogénico, lo que significa que pueden quedar preñadas en determinados momentos; cruza a los animales cada cierto tiempo y a menudo para estar seguro de que la hembra quede preñada. Tal como los humanos tienen problemas de fertilidad, los animales también pueden tenerlos. Por lo tanto, si la hembra no queda preñada, consulta a un veterinario para asegurarte de que ambos sean fértiles.
    • Algunas especies, como las aves, también tienen reputación de ser quisquillosas y es posible que no les guste un determinado macho o una determinada hembra.
    • Lleva a la hembra a la veterinaria con regularidad para descubrir si está preñada.
    • Las mamíferas suelen engordar cuando están preñadas, pero puede ser difícil reconocer si un ave lo está.
  2. Cuida del animal preñado. Cada animal requiere diferentes tipos de cuidado pero, en general, debes llevar a la madre a la veterinaria de forma regular y asegurarle una nutrición adecuada. Pregunta a un veterinario qué tipo de alimentos y suplementos debes dar a la madre.
  3. Ayuda a la madre a dar a luz. A menudo esto no requiere una visita al veterinario porque los animales dan a luz con mucha más facilidad que los humanos. Brinda a la madre un área tranquila y cómoda y deja que la naturaleza siga su curso.
    • Incluso los animales que no dan a luz, como las aves, necesitan un área cómoda para hacer su nido.
    • No permitas que los visitantes y personas extrañas molesten a la madre en el momento del parto.
    • Luego del parto, lleva a los recién nacidos y a la madre a la veterinaria.
  4. Cuida a los recién nacidos destetados. Pregunta a tu veterinario si necesitas brindar algún nutriente o alimento especial a la madre mientras ella alimenta a sus bebés. Cada animal tiene su propio momento de destete: los cachorros tardan cuatro semanas, por ejemplo. Sin embargo, los caballos tardan un año.

Vender a los animales

  1. Promociona a tus animales. Una vez que tenga recién nacidos sanos y destetados, podrás venderlos. Los periódicos suelen tener anuncios clasificados y muchos animales se venden en línea.
  2. Analiza a los posibles compradores. Verifica que los posibles compradores sepan cómo cuidar, puedan cuidar y cuiden correctamente al animal. Si te sientes incómodo con alguien por alguna razón, puedes rehusarte a venderle el animal. Pide que te muestren el lugar donde piensan tener al animal y que te mantengan actualizado con las novedades. Algunas preguntas que puedes hacer son las siguientes:
    • ¿Tienes alguna otra mascota?
    • ¿Tienes el dinero suficiente para los gastos que implica la mascota?
    • ¿Quién será el principal cuidador del animal?
  3. Ofrece precios razonables. Una simple búsqueda en línea revelará el precio al que se vende un animal. Determina un precio similar a los demás para tu animal. Si el precio por tu animal es exorbitante, no te lo comprarán.

Consejos

  • Asegúrate de mantener a todos los animales sanos.
  • Antes de criar, comprométete a investigar mucho sobre el campo.
  • Antes de criar, comunícate con un veterinario experimentado. Él podrá ayudarte y tratará a los animales si algo va mal.
  • Recuerda que los animales también tienen sentimientos, así que nunca los utilices como máquinas de reproducción.

Cosas que necesitarás

  • fondos considerables para empezar con la crianza
  • licencia para crianza
  • seguro de crianza
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página