Cómo comportarse en la casa de una chica

Debes estar muy emocionado, tu novia, amiga o la chica que te gusta te ha invitado a su casa, aunque hay un problema, no sabes cómo comportarte, pero no te preocupes, en este artículo te presentamos unos pasos y consejos para ayudarte.

Pasos

  1. No hagas que las cosas se sientan extrañas. Intenta iniciar una conversación (date un empujoncito). Las cosas se ponen muy raras bastante rápido si te quedas en el medio del lugar con las manos detrás de la espalda al tiempo que caminas de lado a lado. También es una regla de cortesía no dejar que tenga que ser ella quien rompa el silencio.
  2. Sostenle abierta la puerta. Aunque sea su casa, ella es una dama y tú un caballero, sin importar el lugar en el que estén. Así lograrás causar una buena impresión en ella y en sus padres. A todos les encanta un caballero a tiempo completo.
  3. Pídele que te muestre la casa para que no te pierdas. Dilo de manera bonita, además, es una buena manera de iniciar una pequeña conversación coqueta o simplemente romperá el hielo para que así puedas seguir con tu visita.
  4. No te comportes de manera inapropiada. Es su casa y sus padres compraron todos los hermosos muebles que hay dentro. No corras por los pasillos, ni rompas nada ni dejes huellas en las fotos familiares. Recuerda que tú estás en una casa ajena y no te gustaría que ella hiciera lo mismo si estuviera en tu casa.
  5. Diviértete. No te pongas a jugar con tu teléfono ni la ignores por completo. Habla de algo, de las cosas que te gustan o si quizás estás trabajando en un proyecto con esta chica, aváncenlo. Así inician una conversación y tienen algo que hacer para evitar que la situación se ponga rara.
  6. Sé un caballero con ella y con su familia. No seas grosero, preséntate. Da la mano y sé agradable. No te quedes tieso como una tabla y no mires hacia abajo ni saludes con voz débil y con la cabeza inclinada.
  7. Sugiere hacer algo. Es obvio que no podrás hacer de todo y es posible que en algún momento te quedes sin ideas. De todos modos, sugiere hacer algo, como ir a nadar, ver una película o jugar algo. No importa, siempre y cuando te diviertas.

Consejos

  • Sé amable.
  • No hurgues en los cajones de su armario . Es una falta de respeto y un acto desconsiderado. Recuerda que sus intimidades son algo privado y no debes inmiscuirte en ello a menos que ella te dé permiso.
    • No olvides que por normas de urbanidad y buena educación es prohibido entrar en los dormitorios de las casas ajenas sin que la otra persona lo autorice.
  • No le coquetees en frente de sus padres, en especial si ellos no te conocen muy bien.
  • Si comiste algo, recoge tu plato y ponlo donde debe estar. Límpialo y ponlo en el fregadero.
  • Si pides prestado algo, tal vez un CD o unos audífonos, quizás solo unos apuntes para un examen, asegúrate de devolverlo. Al no hacerlo demuestras que no se puede confiar en ti.
  • No veas televisión todo el tiempo. Es demasiado aburrido y demostrará que no eres muy interesante y que es lo que de seguro haces todo el día.
  • Si te invita a comer recuerda aplicar las normas de comportamiento en la mesa.

Advertencias

  • No seas meloso, es molesto. No te tropieces con alfombras y mesas para abrirle la puerta antes de que ella la alcance. Asimismo, no te ofrezcas a hacer todo, eres el invitado, si te comportas como el mayordomo solo demostrarás que eres un adulador y eso obviamente se ve de muy mal gusto.
  • Si es tu novia, no se besuqueen en frente de su familia. ¡Sé caballero! Dale la mano a sus padres, dirígete a ellos como Sr. y Sra. Es incómodo y poco cortés dar demasiadas demostraciones de afecto. Un besito en la mejilla o agarrarse de las manos para demostrar su cariño está bien.
    • Cuando te dirijas a los padres de tu novia por primera vez procura evitar emplear los términos "suegro" o "suegra", más aún si ellos son de carácter estricto. Ahora bien, si su carácter es flexible y tienen más confianza, puedes hacerlo pero sólo después de pasado un tiempo.
  • No hables con lenguaje soez.
  • Si ella está duchándose, bañándose en una tina o en su habitación vistiéndose ¡ni se te ocurra por nada del mundo fisgonearla a hurtadillas! Esto definitivamente atenta contra los principios de cortesía, buenos modales, moral y decencia; quedarás como un pervertido y morboso y hará que ni ella ni su familia vuelvan más nunca a confiar en ti, lo cual podría hacer que te prohíban terminantemente que la visites o incluso que pases por su casa. Y si tienen contacto en las redes sociales ella podría bloquearte para que no la busques más. O incluso, podría denunciarte con la policía por acoso sexual.
    • Esto aplica igual si tú en algún momento llegas a hacerle algún tipo de propuesta indecente, así que procura por todos los medios evitar esa actitud.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página