Cómo curar un hidrocele

Un hidrocele es una acumulación de líquido en el escroto de un hombre (esencialmente, un cúmulo de líquido alrededor de uno o de ambos testículos). La condición es relativamente común y un estimado de 1 a 2 % de niños estadounidenses nacen con uno. En la mayoría de los casos, el hidrocele no causa síntomas y tiende a curarse por sí solo, sin tratamiento. Curar un hidrocele persistente requiere normalmente de cirugía, pero algunos remedios caseros también pueden ayudar.

Entender y lidiar con un hidrocele

  1. Reconoce los signos y los síntomas. La primera indicación de un hidrocele es una inflamación indolora o un agrandamiento del escroto, que representa la acumulación de líquido alrededor de uno o de ambos testículos. Los hidroceles en los bebés casi nunca presentan complicaciones y la gran mayoría desaparecen antes de que cumplan 1 año, sin necesidad de tratamiento. En contraste, los hombres con hidroceles pueden experimentar con el tiempo un malestar a medida que el escroto se hincha y se hace más pesado. Puede crear dificultades para sentarse o, en casos extremos, para caminar y correr.
    • El dolor o el malestar de un hidrocele generalmente está relacionado al tamaño. Mientras más grande se pone, es más probable que sientas dolor.
    • Los hidroceles tienden a ser más pequeños por la mañana (al despertar) y luego se hinchan más y más a medida que el día transcurre.
    • Los bebés que nacen prematuramente tienen un riesgo mayor de tener hidroceles.
  2. Sé paciente con un hidrocele. En la gran mayoría de los casos entre bebés, adolescentes y hombres, los hidroceles desaparecen por sí solos sin ningún tratamiento específico. La obstrucción o la congestión cerca de los testículos desaparece por sí sola, la hidrocele se drena y se absorbe en el cuerpo. De esta manera, si notas un agrandamiento del escroto que no es doloroso ni causa problemas durante la micción ni durante el sexo, dale tiempo para que desaparezca por sí solo.
    • En el caso de un bebé, un hidrocele generalmente desaparece por su cuenta en el transcurso de 1 año de haber nacido.
    • En el caso de un hombre, un hidrocele suele desaparecer gradualmente en el transcurso de seis meses, dependiendo de la causa. Uno grande se puede demorar más tiempo, pero no debe pasar más de 1 año sin intervención médica.
    • Sin embargo, en los niños y en los adolescentes puede ser causado por infección, algún golpe, torsión testicular o un tumor, por lo que estas condiciones se deben excluir mediante el examen de un médico.
    • Los hidroceles son similares a los ganglios llenos de líquido que se forman en las vainas tendinosas cerca de las articulaciones, los cuales desaparecen gradualmente.
  3. Prueba un baño con sal de Epsom. Si notas una inflamación indolora en los testículos o en el escroto, toma un baño caliente agregando al menos unas cuantas tazas de sal de Epsom. Relájate en la bañera entre 15 a 20 minutos con las piernas ligeramente abiertas, de manera que el agua sobrepase tu escroto. El calor del agua puede estimular el movimiento de los líquidos del cuerpo (puede ayudar a desobstruir el cúmulo) y la sal puede extraer el líquido a través de tu piel y reducir la inflamación. La sal de Epsom también es una fuente rica en magnesio, el cual ayuda a relajar los músculos y los tendones y alivia cualquier sensibilidad.
    • Si hay algún dolor asociado con el hidrocele, entonces exponer el escroto al agua caliente (o a cualquier fuente de calor) puede aumentar la inflamación y hacer que los síntomas empeoren.
    • Trata de que el baño no esté muy caliente (para prevenir la escaldadura) y no permanezcas en la bañera por mucho tiempo (para prevenir la deshidratación).
  4. Evita el trauma en los testículos y las ETS. La causa del hidrocele en los bebés es desconocida, aunque se cree que el cúmulo de líquido por la mala circulación se debe a la posición del bebé en el útero. Sin embargo, en el caso de los jóvenes y los hombres, la causa está relacionada generalmente al trauma en los testículos o a una infección. El trauma puede ocurrir debido a la lucha libre, a las artes marciales, al ciclismo y a diversas actividades sexuales. Las infecciones en los testículos o en el escroto suelen estar relacionadas a las ETS. Por tanto, protege tu escroto del trauma y practica el sexo seguro.
    • Si practicas deportes de contacto, siempre usa un suspensorio con una copa plástica para proteger tu escroto de cualquier lesión.
    • Siempre usa un condón nuevo cuando tengas relaciones sexuales para reducir significativamente el riesgo de una infección. Las ETS no siempre infectan a los testículos, pero no son poco comunes.
  5. Debes saber cuándo buscar un tratamiento médico. Debes buscar atención médica para tu bebé si la inflamación en su escroto no desaparece después de un año o si continúa creciendo. Los hombres deben visitar a un doctor si un hidrocele persiste por más de 6 meses o si se agranda lo suficiente como para causar dolor, malestar o desfiguración.
    • Una infección testicular no es lo mismo que un hidrocele, pero puede causar una secundariamente. Las infecciones testiculares son muy dolorosas y se deben tratar porque aumentan el riesgo de la infertilidad. Los hidroceles no afectan a la fertilidad.
    • Si el hidrocele afecta tu manera de correr, caminar o sentarte, también es momento de ver a un doctor.
    • Es importante tener en cuenta que el hidrocele no afecta la fertilidad.

Buscar un tratamiento médico

  1. Visita a tu doctor para una examinación. Si el hidrocele persiste por más de lo normal o causa dolor y otros síntomas, entonces visita a tu doctor de cabecera para una examinación. Los hidroceles no son serios, pero tu doctor tendrá que descartar otras condiciones relativamente serias que pueden ser similares. Por ejemplo: la hernia inguinal, el varicocele, la infección, el tumor benigno o el cáncer testicular. Una vez que se haga el diagnóstico del hidrocele, todas tus opciones son esencialmente quirúrgicas. Los medicamentos no son efectivos.
    • Tu doctor puede usar la ecografía de diagnóstico, una resonancia magnética o una tomografía computarizada para visualizar mejor lo que ocurre en el interior de tu escroto.
    • Encender una luz brillante a través del escroto puede develar si el líquido es transparente (lo que indica que se trata de un hidrocele) o turbio (lo que podría ser sangre o pus).
    • Las pruebas de sangre y de orina son útiles para descartar las infecciones, como la epididimitis, las paperas o varias ETS.
  2. Elimina el líquido. Una vez que se diagnostica el hidrocele, el procedimiento menos invasivo es drenar el líquido del escroto con una aguja, este procedimiento se llama aspiración. Después de administrar un anestésico tópico, se inserta una aguja al escroto para penetrar el hidrocele y luego se elimina el líquido transparente. Si el líquido tiene sangre o pus, eso indica una lesión, una infección o quizás cáncer. Este procedimiento es muy rápido y no precisa de mucho tiempo de recuperación, generalmente uno o dos días bastará.
    • El drenaje con aguja de un hidrocele no es un procedimiento de una sola vez, muchas veces se debe a que generalmente el líquido se acumula de nuevo, lo que requiere más tratamiento.
    • Si el hidrocele ha crecido demasiado en el escroto o ha crecido fuera de él, algunas veces la aguja tiene que insertarse a través del área inguinal (la ingle).
  3. Pide que te extirpen quirúrgicamente todo el hidrocele. La manera más común y efectiva de lidiar con un hidrocele persistente o sintomático es extirpar la bolsa del hidrocele junto con el líquido (una operación llamada hidrocelectomía). De esta manera, solo habrá un 1 % de probabilidad de que el hidrocele crezca de nuevo. La cirugía se realiza con un bisturí o un laparoscopio, el cual tiene una pequeña cámara adjunta a un dispositivo largo que se usa para incisiones. La cirugía del hidrocele generalmente se hace en una clínica ambulatoria bajo anestesia general. La recuperación puede demorar una semana o más, dependiendo de si se deba cortar la pared abdominal.
    • Con los bebés, los cirujano generalmente cortan en la ingle (en la región inguinal) para drenar el líquido y extirpar la bolsa. Luego se ponen puntos para fortalecer la pared muscular, lo cual es esencialmente lo mismo que una cirugía para reparar la hernia.
    • En los adultos, los cirujano suelen cortar el escroto para drenar el líquido y extirpar la bolsa del hidrocele.
    • Después de una hidrocelectomía, puede ser necesario que se inserte un tubo a tu escroto para drenar cualquier exceso de líquido por unos días.
    • Dependiendo del tipo de hidrocele, es posible que se recomiende una reparación quirúrgica para disminuir el riesgo de una hernia en la zona que está separada del suministro de sangre.
  4. Trata de tranquilizarte mientras te recuperas. La recuperación de una operación de hidrocele es relativamente rápida en la mayoría de los casos. Los hombres saludables generalmente pueden ir a casa unas horas después de la cirugía. Rara vez se requiere pasar una noche en un hospital. Los niños deben limitar su actividad (no hacer movimientos bruscos) y tener un tiempo adicional de sueño o de siesta por más o menos 48 horas después de la cirugía. Los hombres deben seguir la misma recomendación y también postergar la actividad sexual por una semana para evitar cualquier problema.
    • La mayoría de los pacientes pueden retomar la actividad normal, luego de una operación de hidrocele, después de 4 a 7 días.
    • Las complicaciones potenciales de la cirugía a las que debes prestar atención incluyen la reacción alérgica a la anestesia (problemas respiratorios), la hemorragia en el interior o en el exterior del escroto que no se detiene y la infección potencial.
    • Los signos de una infección bacteriana incluyen el dolor en la ingle, la inflamación, el enrojecimiento, el mal olor y, posiblemente, la fiebre leve.

Consejos

  • No sientas vergüenza de hacer un autoexamen de escroto cada cierto tiempo. Es una buena manera de detectar problemas (como el hidrocele) antes de que se conviertan en condiciones más serias.
  • Aunque es inusual, el hidrocele puede formarse por una infección (parasitaria) del gusano de la filaria en los testículos, lo cual puede conducir a una inflamación intensa y a la elefantiasis.
  • Para calmar el malestar después de una hidrocelectomía considera usar una correa de soporte escrotal y usar hielo picado (envuelto en un paño delgado) para reducir la inflamación.
  • Algunas veces, los hidroceles aparecen junto con las hernias inguinales, aunque generalmente una sola cirugía puede curar ambas condiciones al mismo tiempo.

Advertencias

  • Si sientes dolor en el escroto y empieza a inflamarse rápidamente, visita a un doctor inmediatamente.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página