Cómo estimular el nivel de energía por la tarde

Los días de trabajo ya son lo suficientemente largos, como para además tener que lidiar con la lentitud que te cae encima por las tardes. Hay métodos para aumentar tu nivel de energía en la tarde de tal forma que el resto de tu día no se convierta en un lastre. Solo recuerda que algunos pasos requieren un cambio en tus hábitos diarios para ser efectivos.

Pasos

  1. Despierta tu mente en la tarde con música energética y, si es posible canta. Si la música de los ochentas es tu música favorita, pon las canciones que te animan y ponle ritmo a tu día. Si no puedes tener el volumen alto en el trabajo, prueba usando auriculares y verás como tu motivación aumenta.
  2. Evita atracones de comida que causan lentitud, prueba hacer comidas más pequeñas, agregando alguna comida intermedia. Esto significa que deberías comer aproximadamente 6 veces al día. Come un desayuno más sustancioso para llevar bien el día, pero opta por un almuerzo y cenas más livianos. Evita comer a mediodía muchos carbohidratos y azúcares, ya que te harán menos productivo para el resto del día.
  3. Toma un tentempié a media tarde que sea bajo en azúcar y alto en nutrientes, tales como un yogurt desnatado, granola, rebanadas de manzana con mantequilla de cacahuete, o barra de granola. Las cerezas frescas son una gran fuente de energía para el mediodía.
  4. Recompénsate con 1 o 2 piezas de chocolate puro para obtener la dosis necesaria de cafeína para esa tarde. El chocolate puro, también es alto en flavonoides, una sustancia natural muy saludable. Pero consúmelo con moderación.
  5. Evita la lentitud del mediodía bebiendo mucha agua a lo largo del día. Cuando tu cuerpo está hidratado tiene más energía. Limita la cantidad de cafeína que bebes, ya que va en contra del proceso de hidratación, y, además que no te da energía de forma estable, sino que te causa un estimulo para luego caer a pique.
  6. Sírvete una taza de té negro para darte más energía por la tarde. Hay estudios que muestran que el te reduce el estrés aumentando la velocidad a la que se recupera tu cuerpo
  7. “Lávate” el estrés del día de tu mente, con un poco de agua fría en tu cara y en tu cuello.
  8. Toma un momento para estirarte y respirar. Toma unos pocos segundos, y la sensación de un estiramiento puede ser sorprendentemente revitalizante.
  9. Toma un descanso del trabajo por un momento y toma tu tiempo para reír con tus amigos. Socializar es una gran forma de refrescarse, aunque sea por sólo un momento. Te quita el estrés de encima, y te levanta el ánimo.
  10. Da un paseo caminando, especialmente si es un bonito día. El aire fresco te proporcionará mucha motivación y energía. Una caminata a buen paso hará que tu corazón bombee más, lo que hará que tanto tu mente como tu cuerpo no se sientan lentos, e incluir un régimen de ejercicios regular, será ideal para terminar el día. Piensa en acudir a un gimnasio en las mañanas, y así conseguir más energía para el resto del día. El ejercicio cardiovascular o bien una sesión relajada de yoga te ayudará a generar resistencia y a mejorar tu aguante, a la vez que liberas el estrés.

Consejos

  • Duerme el tiempo que tu cuerpo necesita para sentirse descansado cuando te levantes por la mañana. Este tiempo, aproximadamente, es de unas siete horas. Algunas personas necesitan más sueño que otras, pero tú sabrás si necesitas más descanso si en las mañanas te cuesta levantarte y se te quedas dormida de forma inmediata pro la noche. Trata de dormir siempre a las mismas horas, de esta forma tu cuerpo sabrá que esperar.
  • Toma tus vitaminas, especialmente la Vitamina C para aumentar la energía y absorber los nutrientes de la comida, y Vitamina B por sus beneficios al transformar el azúcar en energía.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página