Cómo perder 5 kilos en 2 semanas

Genial. Tienes un evento especial para el cual debes verte espectacular, pero estabas más delgado la última vez que te probaste el traje. Necesitas bajar de peso rápido y no hay tiempo para un trote ligero y una ensalada. ¡No hay nada que temer! Solo toma en cuenta que entre más rápido bajes de peso, mayor son las probabilidades de que lo recuperes de nuevo.

Ejercítate

  1. Desarrolla un plan de ejercicios. Bajar de peso significa quemar más calorías de las que consumes. Perder 2,5 kilos (5 lb) en una semana serían 17.500 calorías perdidas.
    • Una combinación de cardiovascular y entrenamiento de resistencia (levantamiento de pesas) conduce a una mayor pérdida de peso que cualquier actividad por sí sola. Pero si tienes que elegir uno de los dos, hacer cardiovascular hará que pierdas más peso que solo hacer entrenamiento de resistencia.
    • Considera la posibilidad de un entrenamiento de intervalo de alta intensidad (HIIT, por sus siglas en inglés). Este entrenamiento alterna períodos de ejercicio intenso y periodos de ejercicio de baja intensidad. Por ejemplo, corres rápidamente por 30 segundos y caminas 60 segundos. También quemas mucho más grasa y aumentas tu metabolismo quemando más calorías durante un máximo de hasta 24 horas.
      • El HIIT es ideal para aquellos con vidas agitadas, ya que solo se tarda unos 15 minutos.
  2. Toma clases de yoga. El estrés es una gran causa de que las personas coman en exceso. 60 minutos de yoga (puedes hacerlo en casa mientras pasan tu programa favorito en la televisión) queman de 180 a 360 calorías, pero eso no es todo: Los estudios han demostrado que practicar yoga tiene muchos beneficios:
    • Reduce el estrés
    • Mantiene a tu cuerpo más consciente (en particular con el hambre y la saciedad)
    • Hace que le prestes más atención a lo que comes
  3. Hazlo divertido. Cambia tu rutina para que no estancarte y evitar que tu cuerpo se acostumbre al mismo entrenamiento.
    • Variar tu rutina te ayudará a mantenerte motivado, lo cual es un factor muy importante para que tengas éxito.
    • Convierte los eventos sociales en oportunidades para quemar calorías. Al lugar de ir al cine, ve a jugar golf, tenis o a nadar.
  4. Busca las pequeñas oportunidades. Cualquier actividad puede volverse en ejercicio con la actitud adecuada.
    • Opta por las escaleras en lugar del elevador.
    • Lleva pequeños pesos para usarlos mientras estás sentado o cuando vayas caminando.
    • Usa esto como una razón para hacer las tareas del hogar. Haz jardinería, lava el coche, ¡mantente activo!
  5. Síguelo al pie de la letra. Puede que no veas los resultados de forma automática, sé paciente.
    • Conforme tu cuerpo se acostumbre a hacer ejercicio, podrás subir de nivel superior. Ponte a prueba.
    • Solo haz lo que puedas soportar. Si te sientes mareado o te desmayas, detente.

Comiendo bien

  1. Mantén una dieta equilibrada y colorida. Los alimentos saludables llenan nuestros estómagos más rápido. Si te sientes lleno y feliz, estarás menos tentado a asaltar el refrigerador.
    • Llénate de frutas y verduras. Los aceites que componen los alimentos chatarra te hacen sentir menos lleno que el mismo número de calorías que consumes en forma de frutas y verduras, debido a que ocupan menos volumen en el estómago.
    • Evita los productos procesados, ya que han perdido 90% de sus nutrientes y nos dejan deseando más, más y más.
    • Consume según el arco iris. Los estadounidenses tienden a comer una dieta muy "blanca". Come alimentos de todos los colores para asegurarte de que estás recibiendo la cantidad adecuada de vitaminas y minerales.
    • Además de las frutas y verduras, las claras de huevo, los productos de soya, las pechugas de aves de corral sin piel, el pescado, los mariscos, los productos lácteos sin grasa y el 95% de la carne magra están recomendados para la pérdida de peso rápida.
  2. Pierde peso tomando agua y luego tomar un poco más. Un vaso de agua helada aumentará tu metabolismo (tu cuerpo pierde calorías en calentarse) dentro de los 10 minutos siguientes.
    • Toma un vaso de agua antes de cada comida. Esto hará que empiece a funcionar la CCK del cuerpo, la hormona que te hace sentir lleno. Comerás menos porque eso será lo tu cuerpo te pedirá.
  3. Desayuna. No desayunar contribuye a que aumentes peso porque comes más durante el día.
    • Come un desayuno de 300 calorías. Suficiente para que te ayude a despertar y todavía te permitirá comer suficientes calorías para dos comidas más grandes durante el día.
    • Mantente alejado de los carbohidratos por la mañana. Es más probable que tu cuerpo los convierta en grasa.
  4. Mantenga un diario de alimentos. Te recordará tus hábitos alimenticios y verás patrones que debes cambiar.
    • ¡No te pierdas una comida! Mantenerte consciente de tus hábitos alimenticios es el primer paso para cambiarlos.
    • Trabaja con un amigo. Tener a alguien que mire tu diario de alimentos (y tu viendo el de él/ella) te ayudará a motivarte y a mantenerte en el camino.
  5. Cuenta tus calorías. Cada persona necesita una cantidad diferente de calorías al día. Dependiendo de tu nivel de actividad, escoge una cantidad diaria y síguela al pie de la letra.
    • Para perder 2,5 kilos a la semana, debes expulsar 2.500 calorías al día. Haz ejercicio diario calculando la cantidad de calorías necesarias para alcanzar esa meta.
  6. Deshazte de las tentaciones. Si hay algo tentándote en la cocina, tíralo.
    • Desecha los dulces y los productos azucarados
    • Desecha las gaseosa y los jugos procesados
    • Desecha todos los carbohidratos "blancos" y los productos lácteos altos en grasa
  7. Evite comer sin sentido o sin pensarlo. Esta es una de las causas más comunes del aumento de peso.
    • Cuando estés aburrido y quieras comer algo, toma agua (y haz un poco más de ejercicio).

Otras alternativas

  1. Toma solo jugo. "El jugo" se ha convertido en una dieta de moda donde tu cuerpo se vacía de todas las toxinas por consumir solo fruta y jugos vegetales. Los jugos hechos especialmente para dieta, están disponibles en tiendas de comestibles.
    • A menos que tu médico lo apruebe, no tomes solo jugo por más de unos pocos días.
  2. Deja de comer sal. Eliminarás la retención de agua y tendrás una cintura más delgada.
    • No comer sal significa cero sal. No se permite que comas en el restaurante; de hecho, no se permite que comas cualquier comida procesada.
    • El consumo de una gran cantidad de agua es necesaria en esta dieta. Se permite un poco de té verde.
    • Como el sodio es parte de una dieta natural, esta dieta no se recomienda durante un gran periodo de tiempo.
  3. Haz una dieta de "Master Cleanse". Similar a la del jugo, esta es una dieta líquida. La bebida es una mezcla de los siguientes ingredientes:
    • 2 cucharadas de zumo recién exprimido de limón
    • 2 2 cucharadas de jarabe de arce orgánico de grado B
    • 1/10 cucharadita de pimienta de cayena
    • 10 onzas de agua filtrada
      • Un té laxante a base de hierbas está permitido por la noche.
    • Esta dieta solo debe hacerse de 4-14 días. Así que vuelve a comer alimentos sólidos lentamente.
      • Esto se debe principalmente a la pérdida de retención del músculo y agua, no de grasa.
  4. Visita el sauna. En tan solo un cuarto de hora, tu cuerpo ya estará perdiendo peso por el agua corporal.
    • Mantente hidratado. Limítate a una sesión de 15 a 20 minutos por día. Toma un vaso de agua después de usar el sauna.
    • Si tienes problemas de salud, no uses saunas.
  5. Hazte una venda corporal. El proceso dice ser bueno para desintoxicar tu cuerpo, reducir la celulitis y tonificar la piel.
    • Existen muchas variedades diferentes. Ve a tu spa local para que te den más detalles.
    • Las vendas solo ayudan a la pérdida de peso temporal y no son alternativas a largo plazo de la dieta y el ejercicio.

Consejos

  • Camina o anda en bicicleta al trabajo o la escuela. Esto también reducirá tus gastos y ayudará al medio ambiente.
  • Trata de evitar ver televisión o usar la computadora hasta después de haber hecho ejercicio durante el día. Úsalo como un sistema de recompensa.
  • Duérmete temprano. Una noche de sueño ayuda a perder peso y a bajar los niveles de estrés.

Advertencias

  • Perder peso no es fácil. Puede que no pierdas 5 kilos (10 lb) en dos semanas como querías si no eres extremadamente estricto en tu dieta y en hacer ejercicio.
  • Una dieta de choque no es una forma saludable de perder peso. Los jugos o la desintoxicación son una solución rápida, volverás a subir de peso si no cambias tus hábitos.
  • Las pastillas para perder peso pueden parecer atractivas, pero no son tan eficaces como simplemente mejorar la dieta y hacer ejercicio.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página