Cómo quitar manchas de la madera

Es seguro que pasará. Alguien pone un vaso sobre una mesa de madera y antes de que puedas poner un posavasos debajo, una mancha en forma de anillo aparece en la madera. Antes de que gastes una fortuna en los costos de renovación del acabado puedes aprender algunas alternativas baratas para quitar las manchas de la madera.

Quitar los anillos blancos

  1. Pasa una plancha sobre la mancha. Retira toda el agua de la plancha. Coloca una toalla, camiseta o cualquier otra prenda encima de la mancha. Esto actuará como una barrera entre la mesa y la plancha. Ajusta la plancha en nivel bajo y pásala lentamente sobre la tela durante un periodo corto. Luego levanta la prenda para ver si la mancha ha desaparecido. Si no lo ha hecho, vuelve a colocar la prenda y repite el procedimiento.
    • Asegúrate de que la plancha esté configurada para no arrojar vapor.
    • Hazlo lo más rápido posible. Seca la superficie de la mesa lo más que puedas antes de empezar.
    • Limpia cualquier indicio de humedad o agua en la superficie cada vez que retires la plancha.
    • Los anillos blancos son producto del vapor o del líquido. El color blanco significa que solo han penetrado la cerca o el acabado, es decir, serán mucho más fáciles de limpiar que una mancha más oscura.
  2. Frota con una lana de acero y aceite de limón. Compra una lana de acero fina. Remoja la almohadilla en aceite de limón. Con mucha suavidad, frota la lana sobre el anillo blanco. Luego frota la mancha con un paño humedecido con alcohol desnaturalizado.
    • El aceite de limón es un lubricante y ayuda a evitar rayones en la madera.
  3. Utiliza pasta de dientes. Coloca pasta de dientes en tu dedo o en un paño. Frótala en dirección de la veta de la madera hasta que se caliente. Humedece un paño con agua y luego limpia los restos de la pasta de dientes. Por último, seca la superficie mojada.
    • Asegúrate de que la pasta de dientes que utilices sea blanca y no en gel.
    • No necesitas aplicar una gran cantidad de pasta de dientes. Con solo un poco es suficiente.
    • No frotes por mucho tiempo. Procura no frotar más allá de la zona donde se encuentra la mancha. Esto puede desgastar el acabado y la capa superior de la madera.
    • Repite el procedimiento hasta que la mancha haya desaparecido.
  4. Utiliza una secadora para secar la superficie. Toma una secadora y ponla en un nivel alto. Sostenla cerca de la mancha y esta deberá desaparecer a medida que la secadora seca la humedad. Asegúrate de mover la secadora de un lado a otro sobre el área.
    • Esto probablemente te tome de 10 a 30 minutos.
    • Coloca un poco de aceite de oliva en la madera después para humedecerla.
  5. Utiliza productos a base de aceite para frotar la mancha. Los productos que contienen aceite, como la mayonesa, mantequilla y vaselina, se filtran en la madera y eliminan la humedad. Coloca mayonesa o vaselina sobre la mancha. Deja reposar por una hora o hasta toda una noche.
    • Asegúrate de poner más mayonesa en la mancha si se seca.
    • Para agregar un poco más de potencia abrasiva en la mancha, mezcla cenizas de cigarrillo con mayonesa o vaselina.
  6. Utiliza bicarbonato de sodio. Mezcla bicarbonato de sodio con pasta de dientes o agua para eliminar la mancha. Si utilizas agua, mezcla 2 partes de bicarbonato de sodio con una parte de agua. Utiliza un trapo para frotar la mancha con suavidad.
    • Si utilizas bicarbonato de sodio con pasta de dientes, mezcla partes iguales de ambos productos. Frota la mancha con un trapo y luego enjuaga con un paño húmedo.

Eliminar otras manchas

  1. Utiliza bicarbonato de sodio sobre las manchas de tinta. El bicarbonato de sodio es un agente limpiador excelente. Para eliminar el tinte, mezcla bicarbonato de sodio con vinagre destilado o jugo de limón. Forma una pata que tenga la consistencia de la pasta de dientes. Luego esparce la mezcla sobre la mancha y utiliza una esponja para frotarla con suavidad. Al terminar, limpia los restos de pasta en el área y luego enjuaga con un trapo y agua corriente.
    • También puedes utilizar los dedos en lugar de una esponja.
    • Agrega un poco más de vinagre o agua en caso de que la mancha no quiera salir.
    • Repite el proceso hasta que la mancha haya desaparecido.
    • También puedes utilizar un borrador mágico para eliminar el tinte.
  2. Utiliza detergente para manchas no grasosas. En el caso de manchas producidas por comida o por esmalte de uñas, utiliza un detergente para platos. Mézclalo en agua caliente, luego remoja un trapo en la solución y frota la zona de la mancha.
    • Este método es más adecuado en manchas que no sean de grasa.
  3. Utiliza amoniaco para frotar las manchas de grasa. En el caso de las manchas de grasa sobre la madera, utiliza un poco de amoniaco mezclado con agua fría. Remoja un trapo en la solución y luego frota la mancha con suavidad.
  4. Limpia las manchas de mascotas con una solución que mate las bacterias. Cuando las mascotas ensucian los pisos de madera, es necesario deshacerte de las bacterias, pues son ellas las que producen manchas además de olores. Para eliminar las manchas y las bacterias, utiliza una solución con 5 % de fenol, la cual puedes comprar en una ferretería o en una tienda de bricolaje. Limpia el área utilizando un paño húmedo y suave.
    • Si tu piso tiene un acabado de cera, utiliza una lana de acero fina y aguarrás para limpiar el área realizando movimientos circulares. Luego, encera y pule el área.
  5. Utiliza alcohol isopropílico para limpiar manchas de marcador permanente. Coloca una cantidad pequeña de alcohol isopropílico sobre un trapo. Luego frota con suavidad la mancha para eliminarla. Por último, limpia con un trapo húmedo para enjuagar.
    • Primero haz la prueba en la parte inferior de la mesa para asegurarte de que no cause ningún daño.
    • También puedes utilizar pasta de dientes para eliminar las manchas de marcador permanente.
  6. Utiliza lejía para deshacerte de las manchas negras. Utiliza ácido oxálico, el cual se encuentra en la lejía de madera y en algunos limpiadores caseros. Puedes comprarlo en algunas tiendas de bricolaje y en algunos supermercados. En primer lugar, necesitas retirar el acabado del área manchada para que puedas tratarla.
    • Mezcla el ácido oxálico con agua para crear una pasta espesa. Asegúrate de no hacerlo en un recipiente de metal, pues el ácido oxálico puede causar decoloración en este material. Aplícalo sobre la mancha con un trapo o un pincel desechable. Deja que se asiente hasta secar. Aplícalo varias veces. Enjuaga el área entre cada aplicación.
    • Si la lejía no la quita, significa que la mancha podría ser de algo más, como comida o vino. En ese caso, prueba peróxido de hidrógeno o lejía de uso doméstico.
    • Renueva el acabado del área manchada. No vuelvas a darle acabado a todo el mueble a menos que sea necesario.
    • Las manchas negras con manchas de agua que ha penetrado en lo profundo de la madera. Son mucho más difíciles de quitar.

Consejos

  • Si la mancha negra es lo suficientemente profunda, es posible que debas quitar el barniz. También podrías quitarlo para retirar la mancha y luego volver a aplicarlo.
  • Antes de intentar quitar la mancha, prueba cualquiera de estos métodos en una sección de la madera que no sea visible. Dependiendo del tipo de madera, estas sustancias podrían dañarla aún más

Advertencias

  • Asegúrate de contar con la ventilación adecuada cuando utilices cualquiera de estos químicos.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página