Cómo hacer separadores de libros

Como devoralibros que eres, ¿te sientes perdido sin un perfecto marcador de páginas en tus novelas favoritas? No temas, puedes hacer tu propio marcador de páginas en docenas de estilos para que nunca pierdas la página de tu libro de nuevo. Aprende cómo hacer tu propio marcador de páginas de papel, magnético, con cuentas y algunos más en las direcciones de abajo.

Crea un marcador de páginas tradicional de papel

  1. Elige tu papel. Selecciona un papel tipo cartulina para que haga de soporte para tu marcador de páginas y luego elige una imagen o estampado para pegarlo encima. También puedes hacer un collage con otros papeles o seleccionar varias imágenes si quieres.
  2. Corta el papel. El tamaño del marcador de páginas depende de ti. Corta la cartulina en un marcador de páginas más pequeño, de solo 2,5 cm (1 pulgada), o elige hacer uno de tamaño más tradicional que tenga entre 5 y 7,6 cm (de 2 a 3 pulgadas) de ancho. No hagas el marcador de páginas más largo de 15 cm (6 pulgadas), ya que algunos libros tienen este tamaño y no querrás que el marcador de páginas sobresalga por arriba y por abajo.
  3. Añade los detalles. Usando papel decorativo o las imágenes que hayas elegido, córtalas y pégalas en la cartulina. Prueba a pegar un trozo de papel con relieve o un recorte de una revista encima de la cartulina para que sea más fácil darle estilo a tu manualidad.
    • Añadir purpurina o pegatinas es una buena manera de darle personalidad a tu marcador de páginas sin trabajar demasiado.
    • Dibuja en tu marcador de páginas con rotuladores o bolígrafos para añadir palabras, frases o citas que te gusten. También puedes hacer dibujos en la cartulina o añadir detalles a los trozos de papel y las imágenes que has pegado.
    • Haz un collage de imágenes que hayas recortado de revistas superponiéndolos en la cartulina. También puedes hacerlo con fotos personales.
  4. Cubre tu marcador de páginas. Para proteger el papel de romperse o dañarse, añade una cubierta protectora a tu marcador de páginas. Si puedes, lamina el marcador de páginas con plástico.
    • También puedes crear este efecto usando precinto por igual en los dos lados de tu marcador de páginas.
    • Piensa en usar pintura líquida para manualidades tipo epoxi para pintar los dos lados de tu marcador de páginas. Pinta un lado cada vez, permitiendo que se seque entre capas.
  5. Añade los toques finales. Usa una perforadora de papel para hacer un agujero en la parte de arriba de tu marcador de páginas. Corta un trozo de lazo que sea de 15 a 20 cm (entre 8 y 6 pulgadas) de largo y dóblalo a la mitad. Luego pasa la parte doblada del lazo por el agujero y pasa los extremos por la parte doblada del lazo, tirando con cuidado.
    • Añade varios lazos para que tu marcador de páginas tenga más color y textura.
    • Usa cuentas en los extremos del lazo para añadir un poco de glamour. Pon unas cuantas cuentas en los extremos de los lazos y haz un nudo para asegurarlas.
    • Usa un mechero o una cerilla para quemar los extremos de los lazos para evitar que se deshilachen. La llama hará que el plástico se funda, creando un extremo redondeado en tus lazos.

Haz un marcador de páginas de lazo y cuentas

  1. Selecciona tu lazo y cuentas. Elige un lazo que sea fino y plegable, sin alambre. Tus cuentas pueden ser de cualquier tamaño y estilo siempre y cuando los agujeros sean lo suficiente grandes para que quepa el lazo. También puedes añadir un abalorio dije que cuelgue al final de tus lazos.
  2. Corta el lazo. Usa tijeras para cortar tu lazo a una longitud de 106 cm (42 pulgadas). Usa un mechero o cerillas para cauterizar los extremos de los lazos para evitar que se deshilachen.
  3. Pasa tus cuentas. Añade las cuentas que quieras tener colgando del extremo de tu marcador de páginas. Si eliges poner un dije, ponlo en el centro del lazo y luego dóblalo a la mitad, pasando las otras cuentas por los cabos de los dos lazos.
    • Si no usas un dije, pon una única cuenta en el centro del lazo (pasando solo uno de los finales), y dobla el lazo a la mitad e inserta los dos cabos por las cuentas que quedan para asegurarlo.
    • Haz un nudo en la base de las cuentas cuando hayas añadido todas las que te gustaría.
    • Deja más o menos 25 cm (10 pulgadas) de espacio y haz otro nudo con los dos cabos. Si quieres, puedes añadir más cuentas para que vayan en la parte de arriba del marcador de páginas, y luego hacer un nudo más para evitar que se caigan.
  4. Usa tu marcador de páginas. El pliegue del centro del lazo debe haber creado una especie de bucle entre los dos trozos de lazo. Pásalo por el libro para que el lazo quede en la página que quieres marcar, y el otro cabo quede en la tapa. Esto hará que tu marcador de páginas quede asegurado.

Haz un marcador de páginas de esquina

  1. Haz tu plantilla. En un trozo de papel de borrador, dibuja un cuadrado que mida 12,7 x 12,7 cm (5x5 pulgadas) con un lápiz. Agarra una regla y divide el cuadrado en cuatro partes, creando cuatro cuadrados pequeños dentro del cuadrado grande. Luego, borra el cuadrado de la parte de arriba a la derecha para que te queden tres cuadrados pequeños formando una “L”.
  2. Divide el cuadrado de arriba a la izquierda diagonalmente desde la esquina de abajo de la izquierda a la esquina de arriba de la derecha. Ahora este cuadrado está dividido en dos triángulos. Haz lo mismo con el cuadrado de abajo a la derecha, de manera que solo el cuadrado de abajo a la izquierda quede en su forma original.
  3. Rellena los triángulos. Usa un lápiz para rellenar los triángulos de arriba del todo y de abajo del todo que has dibujado. Te quedará una forma que está compuesta de un cuadrado abajo a la derecha, y dos triángulos encima y a la derecha del cuadrado.
  4. Corta la forma. Corta por el borde de la forma que has creado, cortando los triángulos sombreados. Te quedará una forma parecida a una flecha apuntando a la izquierda.
  5. Usa tu plantilla para hacer tu marcador de páginas. Toma la forma que acabas de cortar y colócala en un trozo de cartulina o papel de manualidades que hayas elegido. Recorta la forma del papel una vez la hayas trazado.
  6. Dobla la forma. Dobla cada triángulo para el lado que siga conectado al cuadrado. Los dos triángulos deben quedar superpuestos y formar un cuadrado de nuevo.
  7. Crea el marcador de páginas. Añade pegamento al triángulo de arriba y pégalo al triángulo de abajo para crear un bolsillo. Si quieres, puedes cortar la base del cuadrado que queda en la parte de abajo del triángulo para formar una figura simétrica. Si no quieres hacerlo, ¡ya has terminado!
  8. Decora tu marcador de páginas. Añade trozos adicionales de papel decorativo a la parte delantera y trasera del bolsillo en forma de triángulo. Puedes dibujar algo o escribir tu cita o canción favorita en la parte delantera. Cuando estés contento con como queda, ¡ya has terminado! Ponlo en la esquina de la página que quieras marcar de tu libro favorito.

Haz un marcador de páginas de clip y lazo

  1. Encuentra algún retal bonito. Usa cualquier tela que te guste, siempre y cuando tengas un trozo que sea al menos de 2,54 cm (1 pulgada) de ancho y 12,7 cm (5 pulgadas) de largo. Añade un poco de almidón a los retales para endurecerlos para hacer los lazos.
  2. Corta la tela. Para crear el lazo, necesitarás cortar tres trozos. Una lazada para el lazo, un trozo para los cabos y otra lazada para sujetarlo todo. Corta la tira para el lazo que sea de 2 cm (¾ de pulgada) de ancho y 11,43 cm (4,5 pulgadas de largo). El trozo para formar los cabos debe medir 2 cm (¾ de pulgada) de ancho y 8,89 cm (3,5 pulgadas) de largo y la pieza central debe medir 0,64 cm (¼ de pulgada) de ancho y 3,81 cm (1,5 pulgadas) de largo.
  3. Junta los trozos. Dobla la tira de tela más larga en haciendo una lazada y usa un poquito de pegamento caliente para juntar los extremos. Aprieta el lazo en el centro y pon uno de los cabos centrado en la parte de atrás de la lazada. Usa un poco de hilo para envolver los dos trozos para crear la clásica forma de lazo y haz un nudo.
  4. Añade el clip. Pon el extremo ancho del clip en la parte de atrás del lazo, donde hiciste el nudo. Agarra el trozo pequeño de tela para el centro y ponlo envolviendo el centro del lazo de manera que los extremos queden alrededor del clip, en la parte de atrás. Usa un poquito de pegamento caliente para pegar el lazo, el clip y la tira de tela del centro para que queden juntos.
  5. Usa tu marcador de páginas. Espera unos minutos para que se enfríe el pegamento, y usa tu marcador de páginas poniendo en clip en la página que quieras. El lazo sobresaldrá por arriba, así que ten cuidado no lo rompas.

Haz un marcador de páginas magnético

  1. Elige tu papel. Para esto, necesitarás una cartulina gruesa de cualquier textura o estampado. Puedes elegir añadir papel decorativo adicional encima de tu marcador de páginas cuando hayas terminado de montarlo.
  2. Corta el papel. Recorta una tira rectangular de papel de 5 cm (2 pulgadas) de ancho por 15,24 cm (6 pulgadas) de largo. Luego, dobla el papel por el medio de manera que tengas dos mitades que midan 5 x 7,62 cm (2 x 3 pulgadas).
  3. Añade los imanes. Agarra imanes pequeños o hojas de papel magnético, disponibles en tiendas de manualidades, y córtalos en trozos pequeños de unos 1,27 cm por 1,27 cm (½ pulgada por ½ pulgada). Pega cada trozo al interior del papel doblado, de manera que queden uno enfrente del otro. Cuando el papel esté doblado por la mitad, los imanes deben conectar.
  4. Decora tu marcador de páginas. Añade otros trozos de papel decorativo en la parte delantera y trasera de tu marcador de páginas, o dibuja o escribe citas en él. Para crear un estilo deslumbrante, añade un poco de purpurina o lentejuelas al papel. Sella tu marcador de páginas con cola transparente para evitar que el papel se dañe o las piezas pegadas se despeguen.
  5. Usa tu marcador de páginas. La marca doblada debe ponerse sobre una página de tu libro, con los imanes conectando a través de la página. Para evitar que se caiga, pon el marcador de páginas cerca del lomo en vez de ponerlo al borde.

Haz un marcador de páginas con resaltador y pegamento

  1. En una superficie limpia de plástico o de vidrio, colorea el diseño de tu marcador de páginas con un resaltador.
  2. Cubre el diseño con pegamento blanco.
  3. Espera a que se seque. Es posible que esto tome hasta dos días.
  4. Despega gentilmente el pegamento seco de la superficie. Será un marcador de libros de goma genial.

Haz un marcador de páginas con gomaespuma

  1. Corta un rectángulo del tamaño del marcador de un pedazo de gomaespuma.
  2. Decóralo a tu gusto. Por ejemplo, puedes añadir fotos de tu perro o gato, un amigo, un miembro de la familia, etc. Como alternativa, puedes pegar recortes, cintas, purpurina, etc.
  3. Añade un borde a la misma. Haz un borde con un marcador o cose alrededor con hilo de bordar.
  4. Añade un borla. Si bien esto es opcional, puede ser un buen detalle.
  5. ¡Eso es todo! Usa el marcador de páginas de gomaespuma tan a menudo como quieras. Haz más para regalar.

Consejos

  • Puedes transformar los dibujos de tus hijos en un marcador de páginas para sus historias de antes de dormir.
  • Si haces más de un marcador de páginas a la vez, ahorra tiempo y dinero poniéndolos todos en una hoja laminadora grande, separándolos unos 1,3 cm (1/2 pulgadas) entre sí. Pégalos con un poco de pegamento transparente para que no se muevan, y lamínalos a la vez.
  • Si no te gustan los marcador de páginas con muchas cuentas, puedes comprar una borla en una tienda de manualidades. Ata una pluma pequeña al final del lazo, usa solo lazo o no pongas borlas si no quieres.
  • Si tus cuentas tienen un agujero especialmente grande, es posible que necesites atar el lazo varias veces para que no se mueva.
  • Puedes descargarte varias plantillas para marcadores de páginas e imágenes en línea para hacer el proceso más rápido.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página