Cómo elegir el violonchelo adecuado para ti

Elegir el violonchelo adecuado es una tarea muy difícil. Si eres un chelista principiante, comprar un violonchelo de bajo precio es recomendable. Por otro lado, si eres un chelista intermedio o avanzado, es recomendable comprar un violonchelo con un mejor tono, ya que el precio no es un indicador de cómo sonará el instrumento. El precio no lo es todo. Es muy posible encontrar un violonchelo extravagante que no suene muy bien y otro que sea barato pero que suene mejor. El precio no es determinado solamente por el tono, sino por el origen del violonchelo, ya sea producido en serie en una fábrica o hecho individualmente, y de ser así, el precio se determina por el fabricante. Por ejemplo, el famoso Antonio Stradivari creó violonchelos tanto bien hechos como mal hechos. El violonchelo correcto para ti debe ser el que te guste más. Esto puede determinarse por la belleza del violonchelo, pero es recomendable elegirlo por el tono. Un buen violonchelo también debe tener potencia. Otro determinante es el estado del violonchelo; puede ser una antigüedad, pero si tiene agujeros y rajaduras, es prácticamente inútil. Incluso si se repara, si el instrumento está en ciertas condiciones o estado de desgaste, los mismos daños volverán a aparecer. Algo que también debes considerar son las notas “lobo”; aunque ciertos artefactos podrían arreglar el problema, podrían también apagar el sonido.

Chelistas experimentados

  1. Encuentra una tienda de música buena y confiable que se especialice en instrumentos de cuerda (preferiblemente de los que sean hechos a mano).
  2. Ve a la tienda. Si tienes un profesor privado, consulta si puede acompañarte. Generalmente sabrá cuáles violonchelos suenan mejor.
  3. Habla con el fabricante del instrumento, o con su(s) asistente(s). Habla con ellos sobre tu rango de precios y pregunta sobre los diferentes tipos de violonchelo (curvatura alta, curvatura baja, espalda de dos piezas, espalda de una pieza, etc.).
  4. Prueba los violonchelos para ver su calidad tonal. Es recomendable que esta sea tu primera prioridad. Incluso si tu profesor dice que elijas un determinado violonchelo, pero tú prefieres otro, elige el tuyo. Debes saber que vas a usar este violonchelo por bastante tiempo. No querrás arrepentirte de tu decisión. Pero recuerda que no debes apresurarte; siempre habrán otros violonchelos en otros buenos talleres.
  5. Consigue un buen arco. El violonchelo puede ser muy bueno, pero el arco que viene con él puede no serlo. Pregúntale a uno de los especialistas y a tu profesor cuál comprar. Y como con la compra del violonchelo, no te apresures. Elige uno con el que te sientas cómodo y que se sienta equilibrado.
  6. Compra algunas cuerdas. Si compras un violonchelo, las cuerdas provistas pueden no ser las apropiadas. Pídele su opinión a un especialista y a tu profesor. Si no tienes a alguien que te ayude, cíñete a las mejores marcas, Obligato, Larsen y Jargar o a las preferidas por los menos avanzados. Es muy importante tener el violonchelo bien montado para su propio beneficio. Un violonchelo con gran potencial podría sonar mal con los accesorios incorrectos.
  7. Cambia el cordal y los microafinadores si es necesario y compra un eliminador de lobos para las cuerdas si estás teniendo problemas con los lobos.
  8. Elige un estuche bueno y seguro, de preferencia duro. Una buena colofonia también es importante.

Chelistas principiantes

  1. Encuentra una tienda de música buena y confiable en tu localidad. Antes de ir, busca marcas populares en Internet y revisa los precios y la calidad. Los mejores violonchelos deberían ser los más caros, pero no necesariamente.
  2. Ve a la tienda. Si tienes un profesor privado, consulta si puede acompañarte. Generalmente sabrá cuáles son las mejores marcas.
  3. Encuentra a un empleado servicial y amigable. En la mayoría de tiendas habrá empleados esperando para ayudar a clientes como tú.
  4. Averigua qué tamaño de violonchelo necesitas. Las diferentes estaturas requieren diferentes violonchelos. El empleado probablemente hará que pruebes varios violonchelos diferentes. Si la clavija de Do de un violonchelo llega a tu oreja izquierda cuando sacas el puntal, es un buen tamaño para ti. Asegúrate de no tener que sacar el puntal más de unos centímetros, de otro modo tendrás que comprarte un violonchelo nuevo muy pronto.
  5. Consigue un buen estuche. Un buen estuche es el que proteja tu nuevo violonchelo y tenga espacio para un arco, colofonia y un paño de limpieza sin que ninguno de ellos se choque contra el violonchelo. La mayoría de estuches solo están hechos de tela, pero también existen estuches duros con ruedas. Estos estuches duros son por lo general más costosos, pero duran más que los de tela.
  6. Averigua si tu violonchelo viene con un arco. Algunos violonchelos incluyen un arco y algunos no. Si el tuyo no lo incluye, debes mirar la selección de arcos. Un buen arco no es demasiado largo ni pesado.
  7. Consigue un poco de colofonia.

Consejos

  • Toca unas cuantas notas en tu violonchelo antes de decidirte a comprarlo. Si no se siente bien, no lo compres. Muchas tiendas de música te permitirán tomar prestado el instrumento. Si es posible, hazlo, porque no querrás gastar dinero sin conocer el violonchelo al derecho y al revés.
  • También deberás conseguir un afinador y un metrónomo.
  • A veces, puedes determinar el tamaño de violonchelo que necesitas por tu estatura.
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página