Cómo jugar con tu cangrejo ermitaño

Опубликовал Admin
55
0
Los cangrejos ermitaños son animales muy lindos y activos si juegas con ellos. Hacer cosas con tu cangrejo ermitaño es importante porque aprenderán a confiar más en ti y es realmente divertido. Definitivamente es recompensante tener un cangrejo ermitaño como mascota.

Pasos

  1. Haz un área de juegos para tus cangrejos para que puedan jugar. Intenta poner una alberca con una rampa o un escalón para que puedan salir. Asegúrate de observar a tus cangrejos ermitaños si haces esto. Se escapan con facilidad y es muy probable que no puedas encontrarlos. También puedes hacer una pila de piedras para que la explore tu ermitaño. Pon un poco de su comida en algún lugar inusual; esto invitará a tu ermitaño a explorar más, Pon un banco de arena también. Puedes agregar otros juguetes, como pelotas pequeñas, bloques para construcción, etc.
  2. Sácalos de su tanque y ponlos en un área limpia y suave para que se puedan acostumbrar a su nueva área de juegos. Asegúrate de supervisarlos al principio para que te asegures de que nada está mal.
  3. Piensa en juegos para tu ermitaño, como esconder su comida favorita y alentarlo a que la encuentre.
  4. Los cangrejos ermitaños son activos. Intenta con una bola para hamster pequeña, del tamaño de un ratón que tu cangrejo pueda mover. Taladra agujeros pequeños extra para que se puedan sostener con sus pies. Prueba con una bola para hamster que brille de noche para diversión nocturna extra.
  5. Trata de poner a tu cangrejo ermitaño en la palma de tu mano y cada vez que llegue al borde de tu mano, voltéala. Es una gran forma de ejercitar a tu cangrejo y divertirte también.
  6. No los forces a hacer nada, sólo déjalos tomar su propia dirección. Si los forzas a hacer muchas cosas, querrán regresar a su jaula.
  7. Si tu ermitaño te pincha y no te suelta, no lo metas bajo el agua, pues realmente le afecta, por el cloro. El agua del grifo puede ser fatal para tu cangrejo ermitaño, por el cloro en el agua. Sólo ponlo en el piso o en su jaula y debe dejarte ir.
  8. Los cangrejos ermitaños viven mejor en parejas. Si hay uno solo, se siente solitario.
  9. Algunos ermitaños se mueren porque los tiran, porque juegan muy rudo con ellos o demasiado.
  10. Nunca forces a un cangrejo ermitaño a salir de su concha. Preferirían morir antes de ser forzados a salir y la mayoría de las veces en verdad se mueren cuando los obligan a dejar su concha.
  11. Cuando un cangrejo ermitaño muere, se cae fuera de su concha y huele como pescado muerto. Si un cangrejo ermitaño se cae de su concha y no huele, está mudando. La cosa que se cayó de la concha es sólo un exoesqueleto. Cuando un cangrejo esté mudando, mueve a todos los cangrejos a otro tanque, pues atacarían al que esté mudando. Mantén el tanque del que está mudando más húmedo de lo normal y mantén el exoesqueleto dentro. El cangrejo se comerá el exoesqueleto cuando termine de mudar. Para más información sobre la muda del cangrejo busca ‘Cangrejos Ermitaños para Dummies.’

Consejos

  • A los cangrejos ermitaños les gusta jugar de noche, así que intenta jugar con ellos de noche en vez que de día.
  • Tu ermitaño puede no estar acostumbrado a su nueva área de juegos, pero si lo pones en ella todos los días por diez minutos, pronto se sentirá como en casa. No te sientas muy desilusionado si tu ermitaño no quiere jugar – todos los ermitaños tienen diferentes personalidades.
  • Puedes usar cosas como madera suelta para que tu ermitaño la explore. Les encanta.
  • Asegúrate de hervir todas las cosas nuevas que pongas en su hábitat. El juguete nuevo podría estar contaminado con gérmenes, lo que podría matar a tu cangrejo ermitaño.
  • Cosas como la madera, que no pueden ser hervidas, puedes meterlas al microondas por uno o dos minutos y tendrás el mismo efecto. Ten cuidado cuando las saques, estarán calientes. Consejo: no pongas en el microondas a la madera por más de 1 min 30 segundos. ¡Podría incendiarse!

Advertencias

  • No dejes que tu ermitaño huya; asegúrate de hacer el área de juegos a prueba de escapes. Observa a tu cangrejo ermitaño todo el tiempo.
  • Los ermitaños tienen pinzas puntiagudas y pueden darte un feo pinchazo, así que ten cuidado y no lo hagas enojar. Tu ermitaño no está tratando de lastimarte. Simplemente se siente en peligro y se está defendiendo.
  • Está bien que juegues con tu cangrejo, pero no exageres. Evita tocarlo excesivamente y ten cuidado si tienes un cangrejo agresivo.
  • Los cangrejos ermitaños tienen agallas modificadas y requieren al menos 70% de humedad en el aire para poder respirar correctamente. La humedad típica de la casa es solamente de 40% o incluso menos si se está usando el clima o la calefacción. Ten esto en mente si lo vas a sacar, pues las disminuciones (o incrementos) repentinos en la humedad (y en la temperatura, si estás usando a/c) es muy dañina para ellos. Más de unos cuantos minutos puede provocarle daño permanente a sus agallas.
    • Nunca alimentes a tu ermitaño con alimentos que contengan sal de mesa. Por ejemplo, galletas saladas o palomitas de maíz. La sal de mesa contiene yodo, lo que le hace a los ermitaños lo que el arsénico le hace a los humanos. Sólo dale alimentos sin sal. Los ermitaños también la pasan mal digiriendo granos, por lo que no debes alimentarlos con granos.
  • No le eches agua a tu cangrejo ermitaño. El cloro es muy dañino para ellos.
  • Además, dales agua embotellada, no del grifo. Incluso si el agua del grifo no les cae encima, si la consumen, pueden enfermarse o morir.

Cosas que necesitarás

  • Comida y agua
  • Juguetes diversos
  • Refugio
  • Declorinador de agua
  • Arena o piedras
Теги: