Cómo filetear pescado

Опубликовал Admin
Ya sea si acabas de atrapar un pez o si prefieres comprar pescado entero en el supermercado, filetearlo es más fácil de lo que imaginas. La técnica será similar para todo tipo de pescado. Sigue leyendo para que conozcas qué herramientas necesitarás para hacer filetes perfectos.

Prepararse para filetear un pescado

  1. Escoge un cuchillo para filetear. Podrás comprar uno especial para pescado, pues funciona muy bien. Sin embargo, si no estás en el mercado para un cuchillo nuevo, busca uno con una hoja larga, delgada y bastante afilada. Este te permitirá separar la carne del pescado de los huesos limpiamente.
    • No emplees un cuchillo dentado para filetear el pescado, sino desmenuzará la carne delicada.
    • Afila la hoja del cuchillo antes de empezar.
  2. Arma tu área de trabajo. Filetear un pescado podría ser una tarea engorrosa, así que te recomendamos armar un área de trabajo con antelación. Necesitarás una tabla para picar grande. La podrás forrar con periódico o papel de carnicero para que sea fácil de limpiar después. Pon un plato limpio para los filetes.
  3. Prepara el pescado para filetearlo. Lávalo bien con agua fría. Si lo deseas, podrás secarlo dándole golpecitos con papel toalla. Coloca el pescado en posición horizontal sobre la tabla, de modo que la parte baja del pescado esté frente a ti.

Filetear un pescado

  1. Saca la cabeza. Coloca el cuchillo detrás de las branquias y corta hacia abajo en diagonal apenas (en dirección de la cabeza) a través del hueso. Voltea el pescado y haz otro corte diagonal. Saca y tira la cabeza a la basura.
  2. Saca la cola. Coloca el cuchillo donde la cola se una con el cuerpo y corta hacia abajo atravesando la piel y el hueso del pescado. Saca y tira la cola a la basura.
  3. Introduce el cuchillo detrás de la cubierta de las branquias. Levántala un poco alejada del cuerpo del pescado e introduce el cuchillo, corta hacia abajo hasta que llegue a la columna. Gira el cuchillo de modo que esté alineado con la caja torácica y presiónalo hacia abajo de modo que la punta se extienda a la mitad del cuerpo del pescado. Luego, pasa el cuchillo a lo largo de la caja torácica, mientras separas la carne de las costillas.
  4. Empuja el cuchillo a través del agujero de respiración del pescado. Este es un agujero pequeño que se ubica en el costado inferior del pescado. Corta a lo largo de los huesos hasta que el filete termine, o sea hasta la cola.
  5. Hala el filete. Hálalo de la caja torácica y con un cuchillo despréndelo de los lugares que todavía estén unidos. Levanta el filete, hálalo y ponlo en el plato.
  6. Voltea el pescado e introduce el cuchillo detrás de la cubierta de las branquias. Con el mismo método, corta el pescado en filetes hasta que el cuchillo toque la columna. Gira el cuchillo de modo que esté alineado con la caja torácica y presiónalo hacia abajo de manera que la punta se extienda a la mitad del cuerpo del pescado. Luego, pasa el cuchillo a lo largo de la caja torácica, mientras separas la carne de las costillas.
  7. Empuja el cuchillo a través del agujero de respiración del pescado. Corta a lo largo de los huesos hasta que cortes el filete por la cola
  8. Hala el filete. Hálalo de la caja torácica y con un cuchillo despréndelo de los lugares que todavía estén unidos. Levanta el filete, hálalo y ponlo en el plato.

Terminar los filetes

  1. Saca las espinas. Sostén el filete firmemente en el plato con una mano. Usa la otra para agarrar unas pinzas de puntas y puedas sacar las espinas pequeñas que se encuentran en los filetes. La carne de algunos pescados es bastante delicada y podría desmoronarse si se la manipula bruscamente, así que ten cuidado cuando saques las espinas.
  2. Recorta el pescado. Este paso es opcional. Con el cuchillo, saca la parte del vientre graso y delgado del pescado. Podrás deshacerte de esta carne o usarla para hacer un caldo.
  3. Sácale la piel al pescado. Este también es un paso opcional, pues muchos prefieren comerse la piel. Para hacerlo, sostén el cuchillo sobre una punta del filete, entre la piel y la carne. Ponlo en cierto ángulo y pásalo a lo largo de todo el pescado, mientras sostienes la piel firmemente con tu otra mano. Repítelo con el otro filete.

Consejos

  • Usa siempre pescado fresco para obtener los mejores resultados. La carne deberá ser tan elástica que deberá regresar a su posición original cuando la presiones. Un pescado de buena calidad no deberá tener un olor muy fuerte.
  • Ponte guantes de látex para que tus manos no huelan a pescado.
  • Podrás almacenar el pescado en el refrigerador hasta dos días. Si no tienes pensado cocinarlo dentro de ese lapso de tiempo, entonces guárdalo en el congelador.

Advertencias

  • Ten cuidado al usar cuchillos afilados.

Cosas que necesitarás

  • Un cuchillo para filetear de calidad
  • Una tabla para cortar
Теги:
ТОП