Cómo hacer viajes largos con niños

Опубликовал Admin
221
0
Viajar con niños no siempre es fácil, especialmente en vuelos largos o cualquier viaje en automóvil o tren. Sin embargo, con algo de preparación tu viaje puede ser tan suave como el trasero de un bebé.

Pasos

  1. Prepara los documentos legales de tus niños; ahora se requiere pasaporte para todos los niños, incluyendo los más pequeños para viajes internacionales; asegúrate de hacer el trámite por lo menos de 4 a 6 semanas antes de tu viaje para que estén listos; checa toda la información dos veces, no quieres cancelar tu viaje por que te negaron la aplicación. Si no requieres pasaporte para viajar, recuerda llevar el certificado de nacimiento de todos modos, algunas aerolíneas lo requieren para descuento o no pago de los niños; para asegurarte, siempre lleva una copia en tu bolsa; y por supuesto que si tienes sus pasaportes, no necesitaras el certificado, el pasaporte proporcionará la autentificación requerida.
  2. Lleva contigo una bolsa con juegos y actividades. A los niños les gusta estar ocupados, así que dales algo que hacer; una mochila es perfecta porque la pueden traer puesta y una bolsa se resbala del hombro y tendrás otra cosa para cargar; no la cargues mucho; la mochila no solamente te servirá para el viaje sino también para cuando lleguen a su destino final; agrega todo lo que se te ocurra, aquí te dejamos algunas ideas:
    • Libros. Nunca hay tiempo suficiente para que los niños lean, aprovecha la oportunidad en un viaje largo para un tiempo uno a uno; empaca los libros favoritos de tu hijo. No hay razón de llenarlos de videojuegos todo el viaje; expande su imaginación a través de un buen libro.
    • Libros para colorear. Los libros para colorear pueden ser de gran ayuda para la distracción y pueden ser de ayuda para sacar la energía de los garabatos; una herramienta favorita y clásica son los marcadores Crayola “Color Wonder” y algo de papel, lo cual significa que tus niños no dejarán marcas; también puedes ir a las tiendas de bajo costo y conseguir libros para colorear que no importe si lo usan a la mitad y luego se deshacen de ellos para tener espacio extra.
    • Juguetes Cómodos para Niños Pequeños. Lleva su cobija favorita o oso de peluche para un niño pequeño, esto le servirá para abrazarlo y descansar o para jugar en el viaje largo. Nunca es suficiente cuando se trata de entretener, especialmente los últimos 20 o 30 minutos que todos se quieren bajar del avión, puedes inventar muchos juegos con la cobija y los peluches que lleves contigo para entretener a tus hijos.
    • Películas, DVDs y Reproductores Personales de DVD. Una computadora portátil con DVDs funciona igual que un reproductor personal de DVD; no olvides llevar un par de audífonos largos para que tu hijo se entretenga sin molestar a otras personas. Aunque, si vas a tomar un vuelo, puedes confiar en el sistema de entretenimiento del avión; esto aplica mejor para viajes en carretera o tren.
    • Juegos Electrónicos. Los videojuegos electrónicos son extremadamente populares en niños mayores y los pueden entretener por horas; lleva contigo también un par de audífonos para que el juego no moleste a otras personas. Un viaje largo por tierra, mar o aire es un buen pretexto para hacer un regalo especial.
    • Libros para Estampas. Los libros de estampas son excelentes para niños en edad de primaria. Puedes encontrarlos del personaje de TV favorito de tu hijo o cualquier otro interés. Algunos son reusables, así que puede crear nuevas escenas e historias para divertirse por horas.
  3. Lleva tu asiento para niño en el avión. Una manera de mantener la rienda de un niño pequeño es llevando su silla para el vehículo en el avión; Los niños menores se sienten mejor en su silla para el carro porque les recuerda a un viaje en vehículo; también pueden descansar mejor y tomar una buena siesta; verifica con el aeropuerto si la puedes llevar antes de documentar tu equipaje.
  4. Divide y vencerás. No pierdas a los niños, especialmente si tienes que cuidar a más de uno; asigna un responsable por cada niño; esto eliminará la típica pregunta de ¿Dónde está tal o tal niño? con la respuesta de “pensé que tu lo estabas cuidando”. La mala comunicación y la pérdida de un hijo no es una buena manera de comenzar tus vacaciones.
  5. Toma precauciones para evitar problemas en los oídos:
    • Para los bebés: lleva contigo algo que puedan chupar para ayudarles a regular sus odios durante el vuelo, especialmente durante el descenso y el ascenso; la calma de un vuelo puede ser estropeada por un pequeño dolor de oídos. Puedes intentar alguna de estas ideas: biberón con jugo o agua, chupete, gelatina o cualquier bocadillo de Gerber para bebé, ya que se disuelven rápido evitando que los niños se ahoguen; intenta probar las “Estrellas Gerber” que son de muchos sabores y las barras de cereal para bebé. Verifica con las autoridades indicadas los objetos que puedas subir al avión antes de comprarlos.
    • Para niños pequeños y no tan pequeños: ellos no siempre entienden como regular sus oídos con el paso de saliva, por lo tanto a veces requieren ayuda; intenta darles unos dulces masticables, ya que estos producen mucha saliva y no se disuelven tan fácilmente; otra buena idea es llevar bocadillos de fruta, goma de mascar y dulces más duros para niños más grandes; y de nuevo verifica con la aerolínea si es posible llevar estos productos a bordo.
  6. Se flexible con el acomodo de los asientos. Si estás viajando con un grupo grande de familia y el niño se quiere sentar con el Tío Bob, pregúntale al Tío si no hay inconveniente y déjalo encargado del niño; este es un buen tiempo para convivir con familia a la que casi no ves y se pueden contar historias, además de que tu descansas un tiempo.
  7. Toma bocadillos. Bocadillos, bocadillos y más bocadillos; comer bocadillos mantiene a los niños ocupados y entretenidos por lo que te recomiendo empacar los favoritos de tus niños para tu viaje largo; entre más saludables sean mejor; puedes intentar zanahorias, apio, nueces, gomitas, etc.

Consejos

  • Asegúrate de pararte para descansar varias veces; también le puedes comprar algún juguete pequeño para el camino. (En caso de carretera)
  • Verifica con la aerolínea los requerimientos de los asientos para niños; puede ser el asiento en la ventana, lo cual será otro recurso para entretenerlo.
  • Sienta a un adulto entre dos niños para que tenga el control del reproductor del DVD; esto elimina problemas de autoridad entre los niños, puede sonar algo aterrador pero funciona para controlar a los niños enojados; siempre lleva películas que sepas que les gusta a los niños y los mantendrá ocupados.
  • Para los niños que están aprendiendo ir al baño: Puedes poner un calzoncillo de entrenamiento debajo de su ropa interior; esto evita que laves de más y les da a los niños una sensación de sequedad; haz esto en los viajes largos. Cuando llegues a tu destino final sera más fácil de manejar esas situaciones.
  • Consejo extra: No pongas los bocadillos de tus hijos en sus mochilas; en sus mochilas coloca solo objetos para entretenerlos como colores, cuadernos para colorear, libros, etc. Carga una bolsa especial para los bocadillos tu mismo y de esa manera tendrás el control de cuándo y quién tiene bocadillos.
  • Sorpresa de viaje. Coloca una pequeña sorpresa en las mochilas de tus niños, como en Navidad; puede ser un libro nuevo, libro de actividades, juguete nuevo, una película nueva, etc.
  • Juego de emergencia; guarda un juguete nuevo de reserve en tu bolso, en caso de que lo que tienen en sus mochilas los aburra; también funciona si escondes la mochila con juguetes para viajar unos días antes del viaje, para que parezcan nuevos para ellos.
  • Si viajas en automóvil asegúrate de planear varias paradas al baño y por alimentos.

Advertencias

  • Lleva contigo solamente copias del certificado de nacimiento de tus hijos, no las originals; puede que las pierdas y estos documentos son importantes.
  • Asegúrate de que el asiento de los niños esté bien ajustado a tu vehículo; si no estás muy seguro, puedes contactar a tu policía local para que lo verifique; Más vale prevenir que lamentar.
  • Verifica con la aerolínea o con el gobierno los objetos que puedes y no puedes llevar en el avión; puede que tengas que dejar objetos en el aeropuerto por no verificar esta información. Verifica el procedimiento para documentar equipaje y no te tome por sorpresa.
  • Cuidado con la cantidad de comida que les das a tus hijos en un viaje, especialmente si estás volando; a los niños les dan nauseas mucho más fácil que a los adultos y un estomago lleno no es bueno. No los alimentes al partir, deja que se acostumbren al carro, avión o tren y luego dales algo de comer.
  • A veces es mejor viajar con niños pequeños por la noche porque la mayoría de las veces duermen y no hay ningún problema.
Теги: