Cómo mantener contento a tu jefe

Опубликовал Admin
¿Por qué ser un chupamedias cuando no tienes que serlo? Puedes mantener contento a tu jefe sin ser un chupamedias. Sigue estos sencillos pasos y te ganarás a tu jefe en todo momento.

Pasos

  1. Averigua qué es importante para tu jefe y haz que sea importante para ti. Si tu jefe es fanático cuando se trata de plazos, entonces haz tu mejor esfuerzo para realizar todo antes de lo previsto.
  2. Toma nota de todo lo que tú y tu jefe tienen en común. Desde puntos de interés no relacionados con el trabajo como mascotas, golf y, correr, hasta ideales profesionales. En la conversación general, encuentra una oportunidad para que tu jefe se dé cuenta de tu interés similar.
  3. Llega a un acuerdo con tu jefe, la mayoría de las veces, sin comprometer tus propios valores. De esta manera, cuando los dos no estén de acuerdo, tu jefe no lo verá como "desacuerdo" sino más bien como un "punto de vista diferente"
  4. Busca oportunidades para "hacer que algo suceda". Por ejemplo, siempre hay proyectos y tareas que otros no tienen "tiempo" para hacer. Encuentra una que puedes hacer y ofrécete como voluntario para hacerla. Tu jefe te lo agradecerá y lo recordará en el futuro.
  5. No toques el tema de género o raza cuando tu jefe te atormenta por no hacer lo que te dijo que hicieras.
  6. Sé lo más comprensivo que puedas en situaciones controvertidas, incluso si realmente no te gusta el comportamiento de tu jefe. Esto te pone en una posición de ser honesto con tu jefe sin parecer conflictivo.
  7. Respeta el horario de tu jefe; no te quedes en su escritorio hablando cuando están ocupados.
  8. Haz quedar bien a tu jefe. Ten en cuenta que tu éxito es su éxito.
  9. Ayuda a tu jefe. Cada jefe tiene ese proyecto que nunca tiene tiempo para hacer y lo estresa. Aquí es donde entras tú Averigua de qué proyecto se trata y complétalo en tu tiempo libre, como un día de descanso. Debido a que tu jefe no lo ha completado aún, es probable que sea un proyecto un tanto insignificante por lo que no tomará mucho tiempo completarlo y tu jefe te amará por hacerlo.

Consejos

  • No seas demasiado franco cuando no estés de acuerdo con algo que tu jefe haya hecho. Esto llegará a oídos de tu jefe.
  • No tengas miedo de compartir tus ideas con tu jefe, especialmente si pueden ayudar a aumentar la productividad o facilitar el trabajo de alguien más. Muchas veces una buena idea puede añadirse a la impresión positiva que tu jefe tiene de ti, induciéndolo a pensar que está haciendo un buen trabajo.
  • Comunícate con tu jefe tan seguido como sea posible.
  • Presta atención a los favores que le pides a tu jefe. Pedir permiso constantemente para salir temprano o llamar constantemente para avisar que estás enfermo por pequeñas cosas empieza a parecer como si estuvieras aprovechándote de ellos.

Advertencias

  • No te excedas. Existe una delgada línea entre mantener contento a tu jefe y convertirte en el "chupamedias" de la oficina.
Теги: