Cómo hacer que tus fotos sobresalgan al estilo pop up

Опубликовал Admin
31-01-2017, 17:36
412
0
Hacer que tu foto favorita sobresalga tridimensionalmente como en un libro “pop-up” es algo divertido y relativamente fácil de conseguir. Puedes usar fotos de tu familia, tu mascota, tu mejor amigo, o incluso inventarte una escena imaginaria con recortes de revistas y dibujos. Aquí te indicamos cómo se hace una obra de arte a partir de una foto cualquiera.

Usando pestañas para los recortes

  1. Escoge una fotografía de un paisaje o fondo. No es necesario que esté bien enfocada (la atención se centrará en los objetos que harás sobresalir), pero debe ser simple y no llamar demasiado la atención. Una calle, un parque o un paisaje natural (bosque, selva, etc.) son buenas opciones.
  2. Recorta las fotos de los objetos que harás sobresalir frente a la imagen de fondo. Al cortarlas, procura seguir los contornos de los objetos sin cortar dentro de ellos.
    • Piensa en las dimensiones de tu fondo. ¿Se verán mis objetos demasiado pequeños o demasiado grandes?
    • Si quieres puedes utilizar varias copias de la misma imagen (para componer una foto "normal" que dé la impresión de profundidad), o imágenes distintas para jugar con el contraste entre los objetos y el fondo.
  3. Dobla la foto que usarás de fondo a la mitad. La parte impresa debe quedar por dentro. Presiona con el dedo sobre la línea del pliegue para reforzar el doblado. Deja la foto así.
  4. Haz dos cortes paralelos del mismo largo por la parte doblada de la fotografía. Sitúa los cortes de forma que queden detrás del punto donde colocarás el objeto recortado. Dependiendo del tamaño del objeto, la distancia entre ambos cortes debe ser de entre 1.3 y 2.5 cm. Mientras más largos los cortes, más sobresaldrán los objetos que coloques frente a la imagen de fondo.
    • Haz más pares de cortes para cada objeto recortado que desees hacer sobresalir frente a la imagen de fondo.
      • Antes de cortar, ten en cuenta que vas a pegar los objetos recortados a la parte delantera de las cajas que se crearán con estos cortes. No hagas cortes más largos que la altura de tu foto recortada, ni tampoco los separes por una distancia mayor que la anchura de la foto recortada.
      • Cuanto más corta sea la distancia entre ambos cortes, menor será el tamaño de las pestañas que sostendrán los objetos recortados. Estas funcionan mejor si son pequeñas, hasta cierto punto, porque así el escenario queda más despejado y se puede ver desde distintos ángulos.
  5. Dobla hacia afuera y hacia adentro las pestañas que se formaron entre tus cortes y aplánalas. El pliegue entre tus dos cortes verticales debe extenderse horizontalmente. Dobla primero hacia afuera, después dale la vuelta a la imagen recortada y dobla las pestañas hacia adentro. Regresa las pestañas a su posición plana.
  6. Desdobla la fotografía de la imagen de fondo parcialmente para que se abra en un ángulo de 90 grados. El "piso" o base debería quedar en posición horizontal, y el "telón de fondo" en posición vertical. Con el dedo, empuja las pestañas una por una hacia el centro de la foto para que queden como cajas.
  7. Adhiere las fotos recortadas a la parte frontal de cada una de estas cajas, con lo cual obtendrás un escenario con objetos o personajes que sobresalen como en un “pop-up”. Usa una barra de pegamento (en vez de pegamento líquido escolar) para evitar complicaciones. ¡Voilà! ¿Y ahora dónde lo vas a poner?
    • Si no tienes pegamento puedes usar cinta adhesiva transparente; sólo asegúrate de que no se vea arrugada y que se note lo menos posible desde casi cualquier ángulo.

Usando lengüetas de soporte

  1. Escoge dos fotografías. No es necesario que se parezcan. Lo único que necesitas es una foto con un fondo o escenario y una con un personaje u objeto (o dos). Si quieres crear una fotografía de un dinosaurio cebándose con tu cocina, ¡adelante! Pero recuerda que entre más absurda sea la combinación de las fotos, menos se enfatizará el efecto tridimensional. Si quieres que tus amigos exclamen maravillados "¡Wow! ¡Una foto en tres dimensiones!", entonces escoge dos fotos que combinen.
    • Asegúrate de que el objeto que escojas sea más pequeño que el paisaje representado en la imagen de fondo. Si tu Tiranosaurio Rex mide 25 cm y la foto de tu cocina mide 10x15, tienes un problema. Afortunadamente, cambiar el tamaño de una foto es pan comido (también te lo pueden hacer en cualquier tienda de servicios fotográficos).
    • Tu personaje debe salir entero en la foto. Si sólo aparece el torso del tiranosaurio arrastrándose por tu cocina (¡seguro que está hambriento!) la cosa sencillamente no funcionará. Consigue una foto en la que el personaje escogido se vea entero, de la cabeza a los pies.
  2. Dobla la foto con la imagen de fondo. Para una foto de 20x25cm, haz un doblez recto a 5 cm de la parte inferior, de manera que la solapa que acabas de crear apunte hacia ti y puedas ver la cara impresa. Para fotos de distinto tamaño, ajusta según convenga. Ahora tu foto se podrá sostener sola.
    • Sobre esta solapa vas a colocar a tu(s) personaje(s). De esta forma conseguirás ponerlos dentro de la fotografía, no sólo enfrente de ella.
  3. Recorta el/los personaje(s) u objeto(s). Entre menos complicados sean de recortar, mejor. De preferencia, elige imágenes que no sean demasiado elaboradas. Sigue los contornos de cada objeto (o sujeto) lo mejor que puedas al cortar.
    • Si tienes más de un objeto, asegúrate de que quepan todos.
  4. Recorta una tira de soporte (o dos). Consigue una hoja de papel fotográfico (un papel bastante más grueso que el papel normal) y recorta una tira de aproximadamente 1.25 cm de ancho por 20 de largo. Necesitarás una tira para cada objeto: si tienes dos objetos, recorta dos tiras.
    • Como indicamos arriba, estas medidas sirven para a un objeto de 20x25cm (que es lo ideal). El tamaño de las tiras de soporte debe adecuarse al tamaño de los objetos.
  5. Dobla la tira. Se trata de darle la forma de una "U" geométrica. Los lados deben ser de 7.5 cm, y la parte del medio (la base de la "U") de 5 cm.
  6. Pega la tira con pegamento. Toma una de las secciones laterales de la tira y pégala a la parte de atrás de tu objeto recortado. Procura que la tira quede centrada, así el objeto se sostendrá mejor. Pega la otra sección lateral de la tira a la foto de fondo. Como puedes apreciar, tu objeto ahora sobresale 5 cm.
    • Repite lo anterior para cada uno de tus objetos. Si notas que alguno se ve un poco inclinado, puedes usar cinta adhesiva para corregirlo.
  7. Coloca la foto. Ya tienes una increíble fotografía con objetos que sobresalen, ¿y ahora qué? Lo importante es situar la foto en un lugar que permita verla adecuadamente desde cualquier ángulo. Ponla donde quieras, pero estúdiala desde todos los ángulos para ver si el efecto es correcto.
    • Siempre es mejor colocarla más arriba que colocarla más abajo. Vista desde abajo, la foto permanece intacta; vista desde arriba, pierde tamaño y profundidad.
  8. Listo.

Consejos

  • Imprime tus fotos en papel mate, no en papel satinado; así te resultará más sencillo cortarlas, doblarlas y pegarlas.
  • Escoge fotografías en las que los objetos estén bien enfocados y sean fáciles de recortar.
  • Para el fondo, escoge fotografías de paisajes o de interiores relativamente simples.

Cosas que necesitarás

Método 1: Usando pestañas para los recortes

  • Varias fotografías o copias de la misma fotografía que se puedan recortar
  • Tijeras
  • Barra de pegamento

Método 2: Usando lengüetas de soporte

  • 2 fotografías (por lo menos)
  • Tijeras
  • Papel fotográfico (para la lengüeta de soporte)
  • Barra de pegamento
Теги:
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página
ТОП Комментарии