Cómo concentrarte en tu tarea

Опубликовал Admin
21-03-2017, 10:00
500
0
¿Se te hace difícil hacer la tarea? Si tienes problemas para concentrarte, puedes aprender a desarrollar estrategias útiles para terminar tus tareas adecuadamente. A continuación, te enseñaremos a prepararte para una sesión de trabajo intenso, mantener tu concentración, y hacer la tarea de manera eficiente.

Prepárate para hacer la tarea

  1. Busca un lugar tranquilo para comenzar a trabajar. Si necesitas concentrarte, puedes ser bastante difícil que lo logres en la sala de tu casa mientras tu hermanito juega con su Xbox a todo volumen. Trata de encontrar un lugar tranquilo en el que puedas estudiar en paz y concentrarte en tus deberes.
    • Tu habitación suele ser la mejor opción, pero puedes trabajar en cualquier lugar. Trata de reservar un punto específico sobre el cual hacer tu tarea todas las noches (como la mesa de la cocina o un escritorio en la sala).
    • Si no puedes encontrar un lugar tranquilo dentro tu casa, o no tienes tu propia habitación, trata de quedarte en la escuela después de clases para terminar tu tarea o acude a la biblioteca pública para estudiar.
  2. Reúne todo lo que necesitas para completar tu tarea. Antes de empezar, asegúrate de reunir todos los materiales y utensilios que necesitas, recogiéndolos ordenadamente de tu escritorio. Si tienes todo lo que necesitas, podrás concentrarte mejor en lo que estás haciendo, y no perderás el tiempo buscando tu transportador o tus notas. El orden es esencial, por lo que debes limpiar el lugar de trabajo antes de comenzar a estudiar.
    • Prepárate un bocadillo saludable y acompáñalo con una bebida antes de empezar a trabajar para que no te desconcentres si tienes hambre más tarde. Debes permanecer sentado para no estropear tu concentración.
  3. Elimina todas las distracciones. Apaga la computadora para que no te distraigas con las redes sociales (Facebook, Twitter, etc.) o cualquier cosa. Si estás tratando de concentrarte, deshazte de todo, excepto de la tarea que tienes en frente y de cualquier otra cosa que se relacione directamente con esta.
    • Si tienes la tentación de revisar tu teléfono o prender la computadora, coloca estos aparatos en otra habitación, o dáselos a tu mamá o a tu compañero de cuarto para que te los guarden. Recupéralos solo cuando tomes un descanso.
    • Algunos estudios recientes sugieren que escuchar música instrumental suave puede mejorar tu concentración mientras haces la tarea. Obviamente, esto no es recomendable para todos, pero puedes hacer la prueba y ver si funciona para ti.
  4. Escribe una lista de las tareas pendientes. Antes de empezar, escribe todo lo que tienes que hacer en una lista detallada. Incluso si cuentas con un planificador escolar o algo similar, es bueno que trabajes con una lista clara en casa antes de empezar, de manera que puedas tachar las tareas que vas terminando a medida que avanzas.
    • Anota el nombre de la materia y una breve descripción de la tarea que tienes que realizar. Anota la fecha de entrega y un cálculo aproximado del tiempo que podría tomarte terminar cada tarea.
    • Ordena las tareas pendientes por rigor, de manera que puedas concentrarte primero en las más difíciles, y luego en las más sencillas. También, puedes ordenarlas por tamaño, para que puedas concentrarte primero en las tareas que más vas a tardar en terminar. Ambos métodos son eficaces.
  5. Elabora un cronograma. Si no cuentas con un plan, podría serte muy difícil concentrarte en la tarea. Intenta establecer un determinado bloque de tiempo para cada cosa que tienes que hacer. Por ejemplo, haz la tarea de ciencias de 4:00 a 5:00, y luego la de matemáticas de 5:00 a 6:00. Esto te ayudará a concentrarte mejor y a no desviar la atención de tu trabajo. La fecha de entrega te ayudará a completar las tareas con cierta intensidad, por lo que no dejes todo para el último minuto.
    • Es muy importante que sepas la fecha de entrega de tu tarea para que puedas programar tu tiempo de manera adecuada. Puedes volverte loco si trabajas en 4 tareas diferentes la noche anterior a la fecha de entrega.
    • Trata de mantener tu área de trabajo organizada. Si tu tarea de matemáticas se encuentra en medio de tus notas de literatura, no podrás concentrarte adecuadamente.

Realiza tu trabajo

  1. Tómate un minuto para encender tu cerebro. Puede ser difícil concentrarte en estudiar inmediatamente después de realizar actividades de la vida cotidiana. Espera un momento hasta que tu cerebro cambie del modo “ver televisión” al modo “lectura y estudio”. Trata de hojear tu libro de texto rápidamente antes de empezar, para que tu cerebro empiece a trabajar.
    • También, puede ser muy eficaz volver a copiar tus notas rápidamente, ya que probablemente las notas que copiaste el viernes por la tarde aún no se quedaron grabadas en tu mente. Esta es una manera sencilla de estudiar y poner tu cerebro a trabajar correctamente.
  2. Realiza primero las tareas más difíciles. Mucha gente cree que la forma más eficaz de hacer la tarea es comenzar con las materias más difíciles y sacarlas del camino. Si odias los números intensamente, pero la lectura te parece pan comido, haz la tarea de matemáticas primero y disfruta después con la de literatura. A medida que pasan las horas de trabajo y te vas desgastando, las tareas se volverán más sencillas.
    • Como alternativa, es probable que te resulte más eficaz hacer primero las tareas que te demanden más tiempo completarlas. Estas pueden ser iguales a las más difíciles, pero no necesariamente.
  3. Trata de hablar en voz alta mientras haces tu tarea. Si tienes problemas para concentrarte mientras realizas algo repetitivo, recitar tus problemas de matemáticas en voz alta puede ayudarte a mantener tu mente concentrada en lo que estás haciendo. Además, ayudará a evitar que te distraigas.
    • Si te sientes como un tonto al hacerlo, no los recites demasiado alto. Tan solo susúrralos. Habla en voz alta mientras tratas de descifrar el problema. Escuchar lo que estás pensando puede estimular tu creatividad.
  4. Finaliza primero una tarea antes de pasar a otra. No pases a la siguiente asignación antes de terminar la anterior. Según estudios recientes, realizar varias tareas al mismo tiempo disminuye temporalmente el coeficiente intelectual y las habilidades cognitivas en cada tarea, lo que dificulta aún más el trabajo.
    • Tacha las tareas a medida que avanzas. Tan pronto como completes una tarea, coloca un aspa a su costado. Incluso, puedes colocar varias casillas de verificación para diferentes partes de la misma tarea. Colocar un aspa al lado de una tarea terminada y pensar: “lo logré”, es una sensación maravillosa que puede animarte a seguir adelante.
    • Si no puedes resolver algún problema, déjalo a un costado por un rato. Si te quedas mirándolo fijamente solo te frustrarás y perderás mucho tiempo. Comenzar con otra tarea hará que te sientas un poco mejor y probablemente después te sentirás con ánimo para retomar la que dejaste a un lado.
  5. Aprende cuando parar. ¿Piensas desvelarte para terminar tus tareas? Trata de no trabajar más de una o dos horas más allá de tu tiempo normal de sueño. Trabaja todo lo que puedas, y luego, termina lo que te falta por la mañana. Si no puedes terminar, planifica mejor tu tiempo la próxima vez.
    • La calidad de tu trabajo comenzará a decaer a medida que te sientas más cansado, y además, arruinarás tu concentración para el día siguiente. Una vez que comienzas a mezclar tu tiempo de trabajo con el de sueño, tendrás problemas con la planificación, el tiempo de elaboración, y la estimación de la carga de trabajo.

Mantente motivado

  1. Toma descansos cortos con regularidad. En lugar de un descanso muy largo, toma descansos cortos entre las diferentes tareas. Puedes tomar un descanso de cinco minutos y comer algo después de 30 o 60 minutos de trabajo.
    • Separa cinco minutos para estirarte, salir a caminar, o hacer un poco de ejercicio, en lugar de quedarte sentado y revisar tu página de Facebook. Asegúrate de no permanecer sentado frente a un escritorio durante horas y horas.
    • Cuando no tomas descansos, el trabajo puede llegar a parecerte interminable. Tu productividad y concentración decaen porque terminas perdiendo el tiempo haciendo otras cosas como revisar las redes sociales y hacer garabatos, arriesgándote a entregar un trabajo mediocre.
  2. Ten cuidado con la cafeína. Algunos estudiantes toman cafeína porque les da una sacudida muy necesaria para que logren concentrarse. A otros los vuelve tan hiperactivos como una ardilla corriendo a toda velocidad. No bebas más de la cantidad de café o bebida con cafeína que consumes normalmente, porque si no te será más difícil concentrarte.
    • En vez consumir cafeína, simplemente mantente hidratado. Bebe agua o jugos en lugar de hacer que tu cerebro funcione en todos los niveles.
  3. Trata de hacer tu tarea con otras personas. Puede ser un poco difícil concentrarte cuando estás solo en una pequeña habitación con tus libros y apuntes. A veces, puede ser útil trabajar a la intemperie (donde hay otras personas), o contar con un grupo grande de estudio. Los grupos pueden ser útiles para hacerte responsable. Si dices que estás trabajando en un ensayo y te pillan revisando tu perfil en Tumblr, pueden llamarte la atención y tenerte bajo control.
    • Siempre y cuando no se estén pasando las respuestas, hacer la tarea juntos no es hacer trampa. La verdad es que mejoran su gestión del tiempo y las técnicas de estudio.
  4. Recompénsate una vez que hayas terminado. Es importante que obtengas una recompensa por el trabajo duro que has realizado, una vez que termines la tarea. Si piensas en una actividad divertida, un premio, o un rato de ocio, te sentirás motivado a terminar tu trabajo más rápido, para lo cual necesitará concentrarte.
    • Intenta lo siguiente: corta un poco de papel de color en tiras o cuadrados y escribe todas las tareas que tengas para ese día. Haz una pila con estas tiras. Crea otra pila con un número igual de recompensas. Escribe “revisar mi teléfono o mi página de Facebook” en una, “jugar durante 10 minutos” en otra, “mirar el nuevo episodio de mi serie favorita” o cualquier otra cosa que quieras hacer en tu tiempo libre.
    • Cuando termines una tarea, escoge una recompensa de la pila. Este es un excelente método de conseguir que termines el trabajo y disfrutes de las cosas que te gusta hacer. No te dejes llevar por las recompensas. Mira solo un episodio de tu serie favorita, no una temporada completa.

Consejos

  • Si no tienes ganas de hacer tu tarea, piensa en toda la diversión que te espera una vez que hayas terminado.
  • Concéntrate en tu trabajo y no en tus amigos. Si te llaman, diles que les devolverás la llamada. Silencia tu teléfono para que no escuches cuando alguien te envía un mensaje de texto. Apaga las notificaciones del teléfono o silencia los mensajes de texto grupales. Esto evitará que revises tu teléfono constantemente.
  • No pierdas el tiempo buscando la manera de concentrarte mejor en la tarea, simplemente hazlo. Sorprendentemente, vas a tener más tiempo libre si lo haces ahora mismo en lugar de dejarlo para después.
  • Asegúrate de que la habitación en la que te encuentras esté limpia para que no te concentres en "poner todo en orden" en lugar de hacer tu tarea. No trabajes en una habitación que tenga un televisor, estufas, u olores desagradables. No te sientes junto a tu hermanito molesto.
  • Ponte ropa cómoda. De esta manera, no vas a sentir picazón ni rigidez mientras trabajas.
  • Hagas lo que hagas, no posponga tu trabajo. Solo vas a disminuir tus ganas de hacerlo. Antes de sentarte a hacer tu tarea, considera hacer un poco de ejercicio, como correr o saltar. Hazlo durante unos minutos para hacer que la sangre fluya.
  • Algunos estudios han demostrado que observar la naturaleza puede aumentar la productividad y la concentración. Intenta observar tu patio trasero a través de la ventana, pero asegúrate de que no exista alguna distracción en el exterior. También, te pueden servir unas fotos en la pared o una flor en un florero.
  • Elabora un cronograma de tareas. Por ejemplo, mira la televisión durante 15 minutos si terminas tu tarea de matemáticas y ciencias. Recompénsate.
  • No pospongas tus deberes por hacer algo que no sea tu tarea. Esto te perjudica. Concéntrate y termina de estudiar lo antes posible. Algunas personas afirman que la música les ayuda a trabajar más rápido, mientras que otros dicen que las distrae aún más. Esto depende principalmente de la persona.

Advertencias

  • No pospongas tus deberes, ya que solo conseguirás estresarte y disminuir las ganas de hacer tu tarea. Las consecuencias serán nefastas y te enojarás contigo mismo por no hacer tu tarea cuando tuviste la oportunidad. Además, al no hacer tus deberes solo acumulas más trabajo para después, ya que te asignarán más tarea que tienes que entregar a parte de los deberes que no entregaste.
  • Debes hacer un esfuerzo por concentrarte. Si no lo haces y no terminas tu tarea, lo más probable es que obtendrás una mala calificación en el examen.
Теги:
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página