Cómo matar el moho con vinagre

Опубликовал Admin
El moho negro o stachybotrys chartarum puede ser antiestético y también puede ser peligroso para la salud en el hogar. Los problemas grandes de moho deben controlarse de forma profesional con algunos productos de limpieza necesarios para eliminar el moho de la casa. Los proyectos más pequeños para eliminar el moho pueden abordarse de forma orgánica con vinagre blanco destilado.

Quitar el moho

  1. Decídete por eliminar el moho. El moho que crece en el hogar puede causar problemas graves de salud. Las personas sensibles al moho pueden sufrir de irritación en la garganta, los ojos, la piel y los pulmones. Elimina el moho para tener un hogar más sano, limpio y seguro.
    • El moho puede empeorar las alergias existentes.
    • El moho se ha asociado con las infecciones del tracto respiratorio y las enfermedades pulmonares.
    • El moho puede provocar tos y sibilancias, y puede aumentar los efectos del asma.
  2. Usa unos guantes no porosos al limpiar con vinagre. El vinagre es un material natural y orgánico, pero la exposición prolongada al vinagre puede causar irritación en la piel. Protege tu piel con unos guantes cuando trabajes con vinagre.
  3. Llena una botella con atomizador con vinagre blanco normal. No lo diluyas con agua. Asegúrate de tener suficiente vinagre como para cubrir la superficie que quieras limpiar.
  4. Rocía el vinagre en el área problemática. Cubre completamente el área con el vinagre. Usa una cantidad generosa para asegurarte de que el vinagre sea suficiente para acabar con el moho.
    • Si no tienes a la mano una botella con atomizador, también puedes usar un paño desechable. Moja completamente el paño con vinagre y limpia el área que contenga el moho, para impregnarla de vinagre.
  5. Deja que el vinagre repose durante una hora. No tendrás que esperar mucho tiempo para que el vinagre funcione y acabe con el moho. Dale al menos una hora antes de volver a restregar el moho para quitarlo.
  6. Restriega el moho con agua tibia y un cepillo. Toma un cepillo y restriega el área del moho, donde hayas dejado reposar el vinagre. Limpia el cepillo con agua tibia al restregar el área mohosa.
    • Al usar un cepillo, será más fácil acabar con el moho y mantener la piel más alejada del vinagre mientras limpies.
    • Busca un cepillo que sea del tamaño adecuado para trabajar. Puedes usar un cepillo más grande para cubrir una superficie mayor o un cepillo más pequeño para alcanzar las grietas y las esquinas.
  7. Limpia la superficie. Después de haber eliminado el moho de la superficie, limpia el espacio con agua tibia y deja que el área se seque. Si el moho persiste, repite todo este proceso hasta haberlo eliminado por completo.
    • Es probable que el vinagre deje un mal olor, el cual se desvanecerá en unas cuantas horas.
  8. Mezcla el vinagre con otros productos para mejorar su poder de limpieza. Se cree que el vinagre mata el 82 % de las especies de moho. Si esto es cierto, aún queda la posibilidad de que sobreviva el 18 % de las especies. Si parece que el vinagre no elimina el problema del moho, trata de mezclarlo con bórax, peróxido de hidrógeno, bicarbonato de sodio o sal.
    • Mezcla el vinagre únicamente con uno de estos productos a la vez. Si aún no funciona, trata de mezclarlo con otro.
    • Nunca mezcles el vinagre con lejía. Esto produce algunos gases tóxicos y peligrosos.
    • Si estas combinaciones no funcionan o si tienes un problema mayor de moho, quizás tengas que contratar a un profesional para que elimine el moho de tu casa.
  9. Usa un respirador N95 al lidiar con las grandes cantidades de moho. Puedes comprar un respirador N95 en la ferretería local. Sigue las instrucciones del paquete para ajustarlo con firmeza a tu rostro si vas a limpiar una gran infestación de moho.
    • Este respirador no es necesario para realizar proyectos pequeños y la limpieza diaria.

Evitar que vuelva a enmohecerse

  1. Rocía el vinagre y déjalo que se seque para ayudar a prevenir el crecimiento futuro de moho. No es necesario que enjuagues el vinagre. Cuando la superficie esté limpia, podrás rociarla con vinagre y dejarlo en la superficie para evitar que el moho vuelva a aparecer.
    • Mantén una botella de vinagre con atomizador en la ducha y rocía la superficie en intervalos de unos días.
    • Friega los pisos con vinagre para evitar que el moho crezca en las áreas húmedas.
  2. Arregla las fugas de tu casa. Las fugas pueden aparecer en el techo y las tuberías, y pueden filtrarse por la ventana. Limpia cualquier derrame y soluciona estos problemas para mantener la casa seca y sin moho.
    • Revisa el techo para encontrar fugas y cámbialo, o arregla el área que permita que el clima húmedo entre en el hogar.
    • Arregla todos los problemas de las tuberías en cuanto se produzcan, para evitar que el agua gotee y se derrame.
    • Revisa las juntas de las ventanas y sustituye cualquiera que permita que pase la humedad.
  3. Controla el nivel de humedad en el área donde crezca el moho. Es posible que tengas que invertir en un deshumidificador si vives en un área húmeda o una parte de tu casa no tiene ventilación y tiende a permanecer húmeda y a atraer el moho.
  4. Ventila las áreas que quizás estén húmedas. El moho crece en los lugares húmedos y oscuros. Deja que el aire y la luz del sol entren en los espacios húmedos lo más que puedas para controlar el moho. Enciende los ventiladores cuando cocines, te duches o laves la ropa.
    • La cocina, el baño y la lavandería deben tener sistemas de ventilación.
  5. Limpia el aire acondicionado con frecuencia. Los dispositivos que producen el aire acondicionado contienen unas bandejas que recogen el exceso de agua. Vacía y limpia esta bandeja con frecuencia para evitar que se forme el moho e ingrese en tu casa a través del aire.
    • Corta la energía del aire acondicionado antes de limpiar la bandeja de drenaje.
    • Es más fácil quitar el agua con una aspiradora de líquidos y residuos secos para evitar que se derrame.
    • Después de eliminar el agua, restriega la bandeja para quitar los residuos o el moho que se hayan formado en la misma antes de regresarla.

Consejos

  • Etiqueta la botella con atomizador para que recuerdes su uso cuando limpies en el futuro. Es mejor vaciar el vinagre y usar una tanda nueva, a menos que tengas pensado usarlo pronto.
  • Si tienes un problema mayor de moho, es posible que tengas que usar 1 taza de lejía diluida en 4 L (1 galón) de agua para limpiar el área mohosa.

Cosas que necesitarás

  • guantes de goma
  • vinagre blanco destilado naturalmente (no uses vinagre artificial)
  • botella con atomizador (mezcla de 80 % de vinagre y 20 % de agua)
  • agua
  • una cubeta con agua limpia para lavar el cepillo
  • paño de microfibra o cepillo duro
  • Debes usar unas gafas protectoras y una mascarilla contra el polvo si crees que el moho te afecta y que el cepillo podría levantar un polvo lleno de esporas o un chispazo de material mohoso en tu rostro.
Теги: