Cómo sobrevivir en el trabajo de tus sueños sin morirte de hambre

Опубликовал Admin
13-06-2017, 05:00
37
0
Es el dilema clásico: Tienes una pasión, ya sea escribir, el arte, actuar, la música, la jardinería, diseño de interiores, o lo que sea que te haga perder la noción del tiempo haciéndolo. Pero, también tienes cuentas que pagar, la renta, seguro del automóvil, servicios públicos, arena para gato, pasta de dientes, etc. Aquí tienes cómo encontrar el balance.

Pasos

  1. Revisa tus prioridades. ¿Esos tacones de aguja brillantes o esa TV de plasma realmente valieron la pena la cantidad de horas que tuviste que pasar en un cúbiculo, o ser regañado por tu jefe, o lidiar con clientes imposibles, para poder pagar por esa compra? ¿A qué renunciarías felizmente en tus gastos diarios si eso significara pasar 8 horas al día haciendo algo que realmente te gusta hacer? Por ejemplo, es posible que no gastes en comida para llevar y cerveza cuatro veces a la semana si no estuvieras tan deprimido y/o frustrado por tu trabajo.
  2. Haz lo que amas como un extra. Si no puedes encontrar la motivación para perseguir tu pasión en medio tiempo, nunca serás capaz de impulsarte y hacer que funcione en tiempo completo. Pruébate que esto es lo que realmente quieres hacer, y prueba las aguas "sin" dejar tu trabajo de día. Ya sea que esto signifique ser voluntario, conseguir un trabajo de medio tiempo, tomar un curso de arte, o simplemente encerrarte en tu habitación con una guitarra, un lápiz y un pedazo de papel e ir al grano.
    • Da el salto una vez que estés más seguro sobre tu probabilidad de éxito. Cuando el ingreso que estás trayendo de tus esfuerzos apasionados pueden cubrir de forma fiable tus gastos de vida, haz el cambio. Escribe esa carta gloriosa de renuncia y conviértete en una de esas personas que se levantan y ¡realmente se ve deseoso de ir a trabajar!
  3. Vende los frutos de tu labor. Muestra a las personas tu trabajo. Habla de él en cada oportunidad que tengas, Pide retroalimentación. Empieza un sitio de internet. Utiliza las redes sociales para promover lo que haces. Lo más importante es aprender a no tomar las críticas personalmente. Cuando eres apasionado por algo y los otros no están tan entusiasmados, es fácil sentir que te acaban de decir que tu hijo es feo. Recuerda que si quieres hacer lo que amas para vivir, tienes que ofrecer al mundo algo que "ellos" quieran. Ese es el trato. Sigue con tu parte del trato.
    • Ten valor. Hacer lo que amas con frecuencia es un balance entre producir lo que sabes que tus clientes quieren y ser audaz. Con enfoque y determinación, puedes tomar ciertos riesgos en intentar nuevas ideas y enfoques que no han sido probados––sólo asegúrate de mantener las cosas que sabes que están funcionando bien.
  4. Aprende a manejar tu dinero. Aunque puedes haber odiado las matemáticas en la secundaria, seguir el flujo de dinero en efectivo a través de tu vida puede ser la única manera en la que puedes evitar vender tu alma a un trabajo que odias. Aprende la diferencia entre lo que necesitas (un techo sobre tu cabeza y las luces encendidas) sobre lo que quieres (las tendencias de moda de esta temporada) y aplica esto a todas tus decisiones de gastos. Y mientras tanto, los placeres no están fuera de la cuestión, no son un capricho normal cuando te estás apegando a un presupuesto (pero eso sólo las hace más especiales cuando te consientes a ti mismo).
    • Elabora un presupuesto semanal. Manténte en los límites que te has fijado, así como dejar a un lado una cantidad para ahorrar cada semana.
    • Mantén un diario de gastos––registra todas y cada una de tus compras en una sola libreta. Puedes sorprenderte con algunas de las compras frívolas o al descubrir dónde puedes cortar gastos.
    • Crea tu fondo de emergencia. Este es para las cosas inesperadas que pasan en la vida, como el carro que se descompone o tu computadora que muere. Esto debe destinarse a un propósito específico y no se puede utilizar para indulgencias. Es una red de seguridad, tanto en la realidad como en lo psicológico, que te permite tener más espacio para maniobrar con tu bajo salario.
  5. Haz cosas que no cuestan nada o que cuestan muy poco. En términos de tu tiempo libre de tu pasión, evita actividades que absorben dinero. Existen muchas maneras gratis o baratas para disfrutar en tu tiempo libre y en muchos casos, estas probablemente aumentarán tu creatividad y entusiasmo para lo que estás haciendo. Haz una lista de las cosas que te gusta hacer y que no cuestan mucho, tal como el excursionismo, visitar el parque, ir a las galerías, pasear por los museos de tu área, observar a la gente, tomar un café largo y lento en un vibrante café, leer libros que te sacan de tu zona de confort, sentarte en la playa, etc. Y si te encanta ir de compras, trata de comprar como una manera de obtener ideas en lugar de bienes; cambia el anhelo en aprendizaje al absorber ideas para tu próximo proyecto de inspiraciones de escaparate, observar los enfoques de la gente al comprar para inspirar tu próxima novela o encontrar objetos fascinantes que se ajusten a tu colección de fotos.
  6. Recuérdate cuando se sienta difícil, que no todo es sobre trabajo. Habrán momentos en los que sientas cierta molestia o decepción de que no puedes tener lo que otras personas hacen o de que tu estatus no parece ser tan "importante" como el de alguien con un título de alto nivel––es natural. Y cuando esto pase, además de no compararte con los demás, busca todo lo bueno que tienes en tu vida como resultado de tu elección. Piensa en las ganancias no monetarias tales como el tiempo, vivir de acuerdo a tus principios, divertirte y dar al mundo tu auténtico yo. Si eres bueno en lo que estás haciendo, estás orgulloso y lo disfrutas, estás viviendo de la manera en la que muchas personas con más dinero que tu sólo pueden soñar.
    • Los sueños importan, pero siempre debes estar consciente de que el sueño debe ser dividido en acciones que se crucen con la realidad y se cumplan. Utiliza la parte de "sueño" del trabajo de tus sueños para mantenerte entusiasmado y motivado; la parte del "trabajo" tiene que ver con el hacer.
    • Ten un propósito más grande que tú mismo. Si tu objetivo es hacer una contirbución significativa al mundo y permanecer enfocado en ayudar a los demás a través de tus talentos, sean los que sean, harás una mella positiva en el universo. Para hacer esto, desarrolla una visión que es algo que los demás pueden entender y que causa que inspires a los demás cuando lo comentes. La visión te ayudará a través de los momentos de flaqueza, así como de convencer a los demás del valor de lo que estás haciendo.

Consejos

  • Bajar tus gastos mensuales ayudará mucho. Aquí hay algunas sugerencias:
    • Múdate a un departamento o casa más pequeño(a).
    • Consigue un compañero de cuarto.
    • Prepara tus propias comidas.
    • Deja de fumar (¡es costoso!).
    • Aprende a vivir sin TV de cable y/o Internet de alta velocidad.
    • Paga tus deudas y evita crear nuevas.
    • Utiliza el transporte público, camina, o utiliza la bicicleta en lugar de manejar todos los días.
  • Busca qué concesiones están disponibles para complementar tus ingresos. Dependiendo de dónde vives, puedes ser sorprendido por lo que está disponible e incluso las cantidades pequeñas pueden durar un largo camino.
  • Si estás trabajando para alguien en lugar de trabajar para ti, no asumas que el pago tiene que permanecer bajo. Pide un aumento después de probar tu valor con el tiempo. O pregunta sobre qué entrenamiento adicional puedes hacer para incrementar tu valor. Si tu lugar de trabajo puede financiar tu entrenamiento, mucho mejor, pero incluso si no pueden, trata de obtener una garantía de que si te lo autofinancías, tu lugar de trabajo te pagará una tarifa mejor una vez que estés más calificado.
  • En muchos casos, un salario bajo viene con el territorio de estar al final del escalón. Si sabes que subir hasta el final de la escalera eventualmente resultará en un mejor pago, esto puede servir como un gran incentivo para hacer frente a la paga más baja. Sin embargo, no pongas todos tus pollos en el asador––lo que hoy puede ser un trabajo, puede no serlo mañana, así que esa escalera puede derribarse antes de que llegues a la cima. Manténte con muchas habilidades incluso mientras mantienes la vista en subir una escalera en particular.
  • Puede tomar algo de tiempo aprender que un trabajo no debe definir quién eres. Aún así, algunas personas no aprenden esto hasta que se retiran, lo cual es un poco tarde. Conoce quién eres "más allá" de cualquier trabajo, ya sea que ames u odies el trabajo. Si bien es un cliché sacado a relucir a menudo que debes hacer lo que amas y entonces nunca vas a trabajar un día en tu vida, envolverte demasiado bien con cualquier tipo de trabajo puede causar que te desequilibres y seas obsesivo. Incluso el trabajo o esfuerzo emprendedor que ames debe tener límites que te permitan ser una parte completamente presente de la familia, amistades y otras actividades vitales.
  • Haz tu tarea antes de aceptar una paga baja por un trabajo de ensueño. ¿Hay una señal de que la compañía está experimentando problemas financieros? ¿La compañía está "tratando de" ver si vas a rendirte? Más importante aún, ¿qué señales estás enviando al aceptar la paga más baja en primer lugar? A veces puede ser un signo de lealtad y confianza en la compañía, especialmente cuando apenas está empezando o está experimentando una mala racha––otras veces simplemente muestra que no te valoras lo suficiente. Asegúrate de saber qué está motivando tu decisión y dejar eso en claro.
  • La cultura del trabajo importa. Los bajos salarios con frecuencia pueden ser compensados mediante el trabajo entre personas que son fenomenales, haciendo cosas que realmente importan y un profundo sentido de atención a los empleados permeando todo.
  • Mientras escribo de Stephen King tiene algunos consejos adicionales sobre cómo prevé cumplir sus pasiones. Si, es específico a la escritura, pero tiene ideas generales muy sólidas que ayudan en otras áreas. (Soy músico, y amo cada parte de eso). Además, te da permiso, si piensas que lo necesitas, para hacer lo que amas.

Advertencias

  • Asegúrate de que quieres seguir el camino del trabajo ideal. Una cosa es que digas que no te importe el salario bajo por un trabajo de tus sueños y otra es encontrarte resintiendo el salario bajo mientras tus amigos parecen ser capaces de pagar todo. Si estás completamente seguro de que no cambiarías lo que estás haciendo por todo el té en China, eso es genial. Sin embargo, si tienes alguna reseva y tienes ataques de envidia o sientes amargura, es importante que enfrentes realmente qué está causando esto y hacer una decisión realista sobre hacer una carrera que amas o ser más pragmático y hacer algo que pague más por un tiempo. No arruines la carrera que amas a través del resentimiento.
  • Tu éxito en convertir tu pasión en una fuente de ingresos puede depender de tu habilidad para acercarte a ella como un negocio, lo cual, para algunas personas, puede hacerlo menos satisfactorio. Por otra parte, un poco de dolor por una gran cantidad de ganancia en términos de libertad de expresarte, libertad de tiempo y libertad de hacer las cosas para las que eres más talentoso debe darte la motivación necesaria para ser más pragmático sobre tu aproximación al dinero.
  • Ten en cuenta que hacer el trabajo de tus sueños cuando estás altamente calificado para algo más puede descarrilar tu carrera profesional. Ciertas profesiones más conservadoras pueden considerar el tiempo tomado para explorar una alternativa de trabajo soñado como una señal de ser voluble, inestable y poco probable de volver a tu carrera. Por supuesto, se trata de la percepción en lugar de la realidad––aquellos que arriesgan un cambio de ritmo o de carrera con frecuencia son personas muy ingeniosas y resistentes de quienes cualquier empleador debe estar orgulloso de incluir en su equipo, pero tristemente, ¡la mente más estrecha entre ellos no está al tanto de esto!
  • Puede ser fácil caer en la amargura o el resentimiento si trabajas realmente duro y ganas poco y ves a la gente en la industria similar haciéndolo mucho mejor que tu. Si esto te ocurre, reevalúa lo que estás haciendo con tu tiempo. A pesar de que puedas amar lo que estás haciendo, dejar que se coma todo tu tiempo libre así como el tiempo fijado para trabajar es contraproducente. Como Tim Ferris explora en "La semana de 4 horas de trabajo", toma decisiones inteligentes sobre dónde invertir tu tiempo y energía. Esto significa ver dentro de ti, no lo que los demás están haciendo.

Cosas que necesitarás

  • Información sobre actividades gratuitas en tu área
  • Presupuesto (libreta, aplicaciones, etc.)
  • Obsequios ocasionales para premiarte a ti mismo.
Теги:
Información
Usuarios que están en este grupo no pueden dejar comentarios en la página