Cómo montar tablas de surf largas

Опубликовал Admin
Si estás interesado en convertirte en surfista y quieres aprender, una tabla de surf larga es tu mejor opción para aprender rápido y engancharte instantáneamente. Las tablas largas son fácilmente una de las más sencillas de utilizar debido a su estabilidad y facilidad para coger olas pequeñas y medianas.

Pasos

  1. Consigue una tabla de 2 metros o más. Estas serán a menudo más estables y cogerán mejor las olas pequeñas. Será más fácil pararse en la tabla si esta es más grande, pero será más difícil acelerar. Te recomiendo alquilarla en una tienda de surf local o encontrar un amigo con una tabla adicional.
  2. Asegúrate que la tabla no tenga ninguna superficie resbalosa antes de salir. Ver cómo encerar una tabla de surf.
  3. Infórmate sobre el reporte local de surf para olas de 30 a 60 cm. para novatos, Surfline.com es por lo general de confianza. Espera en los días con olas de 30 a 60 cm., la ola de 90 cm. del día. Busca niveles de marea mediana ya que estos producen olas. Los surfistas de tabla larga deben evitar olas en las que “se estrellan” es decir, dónde no hay un tubo sobre el cual subirse.
  4. Entra al agua y paletea. Es mejor colocarte en el centro de la tabla como si la dividieras en dos por el centro; en cuanto al largo, posiciónate sobre la línea longitudinal.
  5. Encuentra la posición óptima. Haz esto regulando tu cuerpo hacia adelante o hacia atrás en el centro de la tabla. Generalmente la forma más eficiente de paletear es cuando la punta de tu tabla está ligeramente afuera del agua. Sabrás que encontraste la posición óptima por el poco esfuerzo que requerirás al avanzar con la tabla.
  6. Paletea con una buena postura. Arquear tus hombros hacia atrás pegando tus abdominales en la tabla aumenta tu control y te ayuda a propulsarte mejor con menos impulsos. Adicionalmente, te ayuda a tener una mejor vista de las olas que vienen hacia ti.
  7. Pasa el rompeolas y observa las series; encuentra la mejor zona, que es donde las olas rompen y vuelve a posicionarte justo afuera de ella para esperar la ola precisa. Escoge una zona con menos surfistas, de esa manera habrá menos obstáculos y gente de que preocuparse. Siéntate en tu tabla mientras esperas, trabaja en tu estabilidad y disfruta del mar. Esta es mi parte predilecta… la anticipación. Trabaja en la dirección pero tirándote hacia atrás en la cola, girando tus pies con impulsos anchos y largos, con las manos en forma de cuchara.
  8. Gira y paletea fuerte para adquirir impulso una vez divisada tu ola. Aquí es donde muchas personas fallan. No se necesita mucho esfuerzo pero no puedes esperar que la ola te de aceleración. Con tablas más grandes llegar a una aceleración adecuada para coger la ola podría ser un problema para los novatos. Pídele a un amigo que te ayude empujándote dentro de la ola o trabaja en tu paleteo hasta que encuentres la posición óptima y puedas entrar solo y pasar al siguiente paso. Si la punta de tu tabla se hunde al entrar a la ola, uno de los siguientes consejos te ayudará a frenar esto:
    • Afírmate en tu tabla y pon más peso en la parte trasera.
    • Si la ola se pone muy vertical, cógela entrando con ángulo en lugar de hacerlo de manera recta.
    • Al pararte, sigue agachado hasta que agarres impulso.
  9. ¡Párate! ¡Hazlo rápido! Recuerda, no podrás hacerlo suficientemente rápido. Mientras más rápido te pares será más probable que otros surfistas salgan de tu camino o te cedan el paso. Si alguien ha cogido una ola en medio de donde te encuentras y donde la ola rompe, retírate. Esta es una práctica apropiada entre surfistas y te cuidará de abolladuras y heridas. Recuerda comunicarte ya que la mayoría de surfistas tendrán la disposición de ayudarte y evitarán encontrarse en el trayecto de colisión.
  10. Balancéate de un lado a otro y voltea lentamente una vez que has cogido la ola. Siente la estabilidad de la tabla, la fuerza de la ola, o la ausencia de esta última. Encuentra el ángulo preciso que te haga seguir y cuando estés cómodo, intenta regular tus pisadas y moverte en la tabla.
  11. Luego de la primera entrada en la ola y hacer la vuelta de fondo, la parte más crítica del recorrido ha terminado. A partir de este punto, generalmente tienes un largo recorrido hasta la costa. La ola nunca será perfecta, habrá puntos muertos que una tabla larga puede conectar con las crestas y que solo los más talentosos surfistas de tabla corta pueden sortear. Para conectar las pequeñas crestas utiliza las técnicas para aumentar un tanto la velocidad.
    • Sacudiendo la tabla de arriba a abajo. Levanta la punta de la tabla y sacúdela hacia abajo. Los surfistas de tabla corta son buenos en esto, imita su manera enérgica de sacudirla.
    • Acércate a la punta para poner más peso adelante e inclinar la tabla hacia abajo. Impulsa la tabla hacia adelante saltando y cayendo con ambos pies lanzando la tabla hacia adelante. Luego que la tabla se impulse hacia adelante, estarás parado más atrás en la tabla de donde puedes sacudirla otra vez.
    • Muévete de arriba a abajo y paletea instantáneamente con dobles impulsos profundos. Luego que la tabla está corriendo la ola nuevamente, salta y cae con los pies de un solo golpe y sigue conduciendo y sacudiendo. Practica en tierra firme el movimiento instantáneo desde el momento en que te paras hasta la posición horizontal y viceversa.
  12. No te des por vencido. Entra al agua lo más frecuente posible. Hazlo todos los días de la semana y verás que mejoras enseguida. Observa films de surf como Verano Interminable y ES2 y observa a otros surfistas y sus movimientos, cómo se trasladan en las tablas, hacen el “hang five”, el “hang ten”, otros buenos trucos, como cogen olas, el “cut back”, trata de imitarlos. Mientras tanto, continúa perfeccionando tu paleteo, la dirección, el balance, la velocidad con la que te paras y serás un profesional en poco tiempo. ¡Trae a un amigo y diviértete! No hay nada mejor que compartir la experiencia de estar en el mar con un buen amigo.

Consejos

  • Ejercítate a menudo fortaleciendo tus hombros, espalda y brazos con movimientos de tensión ya que esto te dará más fuerza al paletear.
  • Cuida tu tabla.
  • Invierte en un buen juego de shorts ya que pronto serán como tu uniforme, asegúrate que te queden bien ya que bajarás de peso inevitablemente.
  • Cuidado con los trajes de neopreno muy ajustados y que hincan, que tienen costuras en el cuello que causan irritación justo atrás de la axila ya que son puntos mayores de roce.
  • Bebe bastante agua, es fácil deshidratarse en días soleados.
  • Si prefieres no ponerte camisetas o trajes de neopreno, prueba flexionar tus abdominales y pegarlos en un solo lugar de la tabla. Mientras menos muevas tu estómago, menos irritación tendrás.
  • ¡No te asolees! ¡Usa bloqueador solar!
  • Surfline.com tiene reportes de surf y marea actualizados y exactos en muchas regiones y cuenta con cámaras web.
  • Nada entre las olas. Rema o paletea si te aburres de nadar, guarda energía para la siguiente ola.
  • Cuando corra mucho viento en la playa, analiza la aerodinámica de tu tabla. Utiliza este conocimiento al correr olas grandes, entrecortadas o cuando estés dentro de una gran ola.
  • Las camisetas de neopreno protegerán tu pecho de la cera pero se quedarán mojadas, y si el aire está frío, tú también lo estarás. Las camisetas de neopreno negras ayudan a absorber más calor y te mantendrán más abrigado.

Advertencias

  • Evita en lo posible los lugares con frecuentes avistamientos de tiburones blancos.
  • Evita los problemas con otros surfistas no entrando a la ola cuando otros surfistas ya estén en ella, ya que al hacer esto, restringes su movilidad y los puedes poner en peligro. No “te cueles” al estar en cola, espera tu turno.
  • Anda con un amigo, siempre es mejor estar con alguien que te conozca bien ya que optimiza la experiencia y es beneficioso en caso de emergencias.
  • Fortalece los músculos de las piernas y sumérgete por un periodo moderado de tiempo como preparación para cuando te arrastre la tabla de surf larga. Al salir a la superficie, puedes no tener suficiente tiempo de respirar ya que otra ola pudiera estar llegando y, adicionalmente, requiere tiempo para que una gruesa capa de agua blanca se asiente. Ajusta bien el largo de tu correa.
  • Fíjate las condiciones del viento y juzga si tu habilidad en el nado es suficiente para recuperar una tabla suelta. Ten la posibilidad de nadar en aguas poco profundas con velocidad. Generalmente, luego de perder tu tabla, estará adentro y moviéndose lateralmente. Debes nadar ligero en aguas poco profundas para evitar lesionar la parte inferior de tus piernas con los corales, erizos de mar o rocas. Retira tu tabla rápidamente para que no se dañe, se la roben, o se pierda para siempre con el viento.
  • Prepárate para lo inesperado “estar atrapado adentro” evaluando los diferentes métodos para no separarte de tu tabla. Usa el método apropiado para cada situación, por ejemplo, una tabla es mucho más estable cuando no se está montando, si el fondo está invertido.
  • Fija una altura máxima de ola para el uso de tu tabla de surf larga como de 90 a 150 cm.
Теги: